Chavismo disidente aún no discute en colectivo sobre candidatura presidencial  

POLÍTICA · 8 SEPTIEMBRE, 2022 11:52

Ver más de

Deisy Martínez


¿Cómo valoras esta información?

1
QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Las discusiones sobre una candidatura presidencial en el seno de la Alternativa Popular Revolucionaria (APR) aún no sale del ámbito interno de las organizaciones políticas que la integran, entre ellas el Partido Comunista de Venezuela (PCV) y Patria Para Todos (PPT) de Rafael Uzcátegui.

Fuera de la APR, desde sectores que alguna vez acompañaron las aspiraciones presidenciales del exministro del Interior y Justicia, Miguel Rodríguez Torres (detenido desde 2018), se indica que no hay conversaciones formales entre quienes acompañaron a Hugo Chávez, pero no apoyan la gestión de Nicolás Maduro para aglutinar fuerzas e intentar hacerle frente con una opción presidencial. Se admite dispersión y debilidad.

Enfocados en reclamos de trabajadores

«Cada organización hace su evaluación a lo interno para dar un debate colectivo. Hay candidaturas que se han asomado como la de María Alejandra Díaz (exconstituyente de 2017) que tiene apoyo, pero no es la candidatura discutida ni aprobada, ni hay un debate colectivo sino a lo interno de los partidos», señaló el secretario general del PPT, Rafael Uzcátegui.

En declaraciones a Efecto Cocuyo el dirigente dijo que en el caso del PPT la opción presidencial sería escogido por consenso pero no se descarta, a la hora de definirse en la APR que se recurra a un método de elección «más amplio».

Omitió nombres de posibles abanderados del partido azul, afectado por la intervención del Tribunal Supremo de Justicia que entregó la tarjeta electoral al bando liderado por la diputada de 2020, Ilenia Medina, aliada de Maduro.

Aclaró que la discusión sobre la opción a Miraflores está pendiente. Sin embargo, enfatizó que las «fuerzas de izquierda» están enfocadas en acompañar los reclamos de los trabajadores para que se derogue el instructivo de la Oficina Nacional de Presupuesto (Onapre), se aprueben salarios dignos y se liberen a sindicalistas detenidos.

«De un momento a otro se dará la discusión colectiva», aseguró. Igualmente descartó por completo, cualquier participación en las primarias de la Plataforma Unitaria Democrática.

Programa de gobierno primero

El dirigente del Partido Comunista de Venezuela (PCV), Pedro Eusse, confirmó lo dicho por Uzcátegui: no hay debate en la APR sobre la candidatura presidencial. También negó que lo hubiera a lo interno de la tolda del gallo rojo.

Recalcó que además de acompañar las protestas de los trabajadores, la organización comunista denuncia nacional e internacionalmente la persecución contra el partido por parte de Miraflores y las amenazas de allanamiento a la inmunidad parlamentaria del único diputado del PCV en la AN de 2020, Oscar Figuera. Eusse desmintió que Figuera tuviera aspiraciones presidenciales y que ese sea el motivo del chavismo para sacarlo del camino.

«Cuando llegue el momento el PCV presentará su postura electoral y solo adelanto que lo más importante sobre el tema de la candidatura es la definición de un programa de gobierno, qué le puede ofrecer al país una candidatura de la APR (…) Si hablamos de candidatos en estos momentos se corre el riesgo de fisuras internas», sostuvo.

Advirtió que no apoyarán a un aspirante a la Presidencia de la República que avale las «políticas neoliberales» del gobierno de Maduro ni la injerencia extranjera.

Forman parte de la APR el PCV (el único con tarjeta electoral), el PPT de Uzcátegui, Tupamaro de José Pinto; Somos Lina (producto de la división de la Unidad Popular Venezolana [UPV] fundada por Lina Ron); Izquierda Unida; Corriente Marxista; Lucha de Clases; Partido Revolucionario del Trabajo; MBR-200; Red Autónoma de Comuneros y Compromiso País (Compa).

Eusse acotó que se busca fortalecer a la alianza con la incorporación de movimientos populares.

Débil y disperso

A principios de año se asomaban entre las preferencias del chavismo disidente el exministro de Comercio y aspirante a la alcaldía de Caracas inhabilitado por la Contraloría General, Eduardo Samán; la exgobernadora de Portuguesa, Antonia Muñoz y el excanciller Elías Jaua.

Igualmente,  el otrora exministro de Hugo Chávez Héctor Navarro; el dirigente sindical petrolero, Eudis Girot, además Díaz, Figuera y Uzcátegui. A estas alturas de 2022 tales opciones parecen haberse diluido por la dinámica política.

«No veo a ningún grupo del chavismo disidente con fuerza para mostrar una candidatura a las próximas elecciones presidenciales. Al chavismo disidente le pasó lo mismo que a la oposición, se implosionaron esos movimientos, empezaron señalamientos, aspiraciones individuales, eso debilitó cualquier circunstancia que podía permitir que el chavismo disidente pudiera presentarse como opción política», expresó el excoordinador nacional de Clase Media Socialista, Carlos Hurtado.

Indicó que ello explica como antiguos aliados del chavismo, entre ellos Nicmer Evans, fundador del Movimiento Democracia e Inclusión (MDI), estén considerando participar en las primarias de la oposición para escoger al candidato presidencial. Sostuvo que cualquier abanderado que se presente por el chavismo disidente no tiene ninguna opción de triunfo. La muestra sería el escaso apoyo popular a la tarjeta del PCV en las cuestionadas elecciones parlamentarias de 2020 y regionales de 2021.

Se desmarcan de Rafael Ramírez

Consultados por las aspiraciones presidenciales, aunque sin posibilidad de concretarse, del exministro del Petróleo, Rafael Ramírez y los señalamientos de corrupción en Pdvsa en su contra, tanto Uzcátegui como Eusse marcaron distancia: Ramírez siempre fue ficha del Psuv no de la izquierda.

«Ramírez siempre fue militante del Psuv y ahora lo escogieron como enemigo interno. Ramírez se representa así mismo, se fue del país, se asiló y ahora es víctima de esa justicia que él mismo impartió. No forma ni formará parte de la APR», recalcó Uzcátegui.

Eusse rechazó que se quiera vincular a Figuera con Ramírez como excusa para despojarlo de su inmunidad parlamentaria. Recordó que mientras el primero fue presidente de la Comisión de Desarrollo Social del Parlamento solicitó se interpelara al expresidente de Pdvsa por violación de derechos laborales y fue precisamente Cilia Flores, según afirmó, quien lo defendió.

«No tenemos motivos para ser solidarios ni tampoco para atacar a Ramírez, eso es un problema interno del Psuv, lo que extraña es que esas denuncias de corrupción salgan a la luz ahora. En todo caso lo que hay es una manipulación politiquera para golpear al PCV», aseguró.

Chávez «salpicado»

Hurtado recordó que Ramírez contó con pleno respaldo del expresidente Hugo Chávez durante su gestión en Pdvsa y lo ratificó al frente de la industria antes de marcharse a Cuba para su tratamiento contra el cáncer entre 2012 y 2013.

«Chávez confiaba en Rafael Ramírez (…) Que sea una guerra entre un factor y otro es lamentable, hasta que no se demuestre lo contrario, todos los señalamientos de Ramírez le salpican al comandante Chávez. ¿Cómo nos pueden decir que Chávez se equivocó, que no tuvo la capacidad de controlar, de dirigir las finanzas del país? ¿En manos de quién delegó los recursos del Estado?» se preguntó el antiguo integrante del Gran Polo Patriótico.

Acotó que Ramírez debería tener la posibilidad de venir a defenderse ante la justicia y en el caso de ser absuelto, aspirar a Miraflores como cualquier dirigente político.

Psuv intenta sumar

El primer vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv), Diosdado Cabello dijo que una de las tareas «fundamentales» de la tolda luego de la renovación de las estructuras de base (jefes de calle, comunidad y de Ubch) es reunirse con algunos sectores para «fortalecer una política de alianza».

Hurtado confirmó que se están dando acercamientos, especialmente con el chavismo crítico, desde el Psuv, para escucharlos, «decir verdades» y tratar de restablecer apoyos alrededor del gobierno nacional de cara a 2024. Aclaró que ello no significa que lo logre o que las críticas contra la gestión de Maduro cesen.

POLÍTICA · 28 SEPTIEMBRE, 2022

Chavismo disidente aún no discute en colectivo sobre candidatura presidencial  

Texto por Deisy Martínez

Las discusiones sobre una candidatura presidencial en el seno de la Alternativa Popular Revolucionaria (APR) aún no sale del ámbito interno de las organizaciones políticas que la integran, entre ellas el Partido Comunista de Venezuela (PCV) y Patria Para Todos (PPT) de Rafael Uzcátegui.

Fuera de la APR, desde sectores que alguna vez acompañaron las aspiraciones presidenciales del exministro del Interior y Justicia, Miguel Rodríguez Torres (detenido desde 2018), se indica que no hay conversaciones formales entre quienes acompañaron a Hugo Chávez, pero no apoyan la gestión de Nicolás Maduro para aglutinar fuerzas e intentar hacerle frente con una opción presidencial. Se admite dispersión y debilidad.

Enfocados en reclamos de trabajadores

«Cada organización hace su evaluación a lo interno para dar un debate colectivo. Hay candidaturas que se han asomado como la de María Alejandra Díaz (exconstituyente de 2017) que tiene apoyo, pero no es la candidatura discutida ni aprobada, ni hay un debate colectivo sino a lo interno de los partidos», señaló el secretario general del PPT, Rafael Uzcátegui.

En declaraciones a Efecto Cocuyo el dirigente dijo que en el caso del PPT la opción presidencial sería escogido por consenso pero no se descarta, a la hora de definirse en la APR que se recurra a un método de elección «más amplio».

Omitió nombres de posibles abanderados del partido azul, afectado por la intervención del Tribunal Supremo de Justicia que entregó la tarjeta electoral al bando liderado por la diputada de 2020, Ilenia Medina, aliada de Maduro.

Aclaró que la discusión sobre la opción a Miraflores está pendiente. Sin embargo, enfatizó que las «fuerzas de izquierda» están enfocadas en acompañar los reclamos de los trabajadores para que se derogue el instructivo de la Oficina Nacional de Presupuesto (Onapre), se aprueben salarios dignos y se liberen a sindicalistas detenidos.

«De un momento a otro se dará la discusión colectiva», aseguró. Igualmente descartó por completo, cualquier participación en las primarias de la Plataforma Unitaria Democrática.

Programa de gobierno primero

El dirigente del Partido Comunista de Venezuela (PCV), Pedro Eusse, confirmó lo dicho por Uzcátegui: no hay debate en la APR sobre la candidatura presidencial. También negó que lo hubiera a lo interno de la tolda del gallo rojo.

Recalcó que además de acompañar las protestas de los trabajadores, la organización comunista denuncia nacional e internacionalmente la persecución contra el partido por parte de Miraflores y las amenazas de allanamiento a la inmunidad parlamentaria del único diputado del PCV en la AN de 2020, Oscar Figuera. Eusse desmintió que Figuera tuviera aspiraciones presidenciales y que ese sea el motivo del chavismo para sacarlo del camino.

«Cuando llegue el momento el PCV presentará su postura electoral y solo adelanto que lo más importante sobre el tema de la candidatura es la definición de un programa de gobierno, qué le puede ofrecer al país una candidatura de la APR (…) Si hablamos de candidatos en estos momentos se corre el riesgo de fisuras internas», sostuvo.

Advirtió que no apoyarán a un aspirante a la Presidencia de la República que avale las «políticas neoliberales» del gobierno de Maduro ni la injerencia extranjera.

Forman parte de la APR el PCV (el único con tarjeta electoral), el PPT de Uzcátegui, Tupamaro de José Pinto; Somos Lina (producto de la división de la Unidad Popular Venezolana [UPV] fundada por Lina Ron); Izquierda Unida; Corriente Marxista; Lucha de Clases; Partido Revolucionario del Trabajo; MBR-200; Red Autónoma de Comuneros y Compromiso País (Compa).

Eusse acotó que se busca fortalecer a la alianza con la incorporación de movimientos populares.

Débil y disperso

A principios de año se asomaban entre las preferencias del chavismo disidente el exministro de Comercio y aspirante a la alcaldía de Caracas inhabilitado por la Contraloría General, Eduardo Samán; la exgobernadora de Portuguesa, Antonia Muñoz y el excanciller Elías Jaua.

Igualmente,  el otrora exministro de Hugo Chávez Héctor Navarro; el dirigente sindical petrolero, Eudis Girot, además Díaz, Figuera y Uzcátegui. A estas alturas de 2022 tales opciones parecen haberse diluido por la dinámica política.

«No veo a ningún grupo del chavismo disidente con fuerza para mostrar una candidatura a las próximas elecciones presidenciales. Al chavismo disidente le pasó lo mismo que a la oposición, se implosionaron esos movimientos, empezaron señalamientos, aspiraciones individuales, eso debilitó cualquier circunstancia que podía permitir que el chavismo disidente pudiera presentarse como opción política», expresó el excoordinador nacional de Clase Media Socialista, Carlos Hurtado.

Indicó que ello explica como antiguos aliados del chavismo, entre ellos Nicmer Evans, fundador del Movimiento Democracia e Inclusión (MDI), estén considerando participar en las primarias de la oposición para escoger al candidato presidencial. Sostuvo que cualquier abanderado que se presente por el chavismo disidente no tiene ninguna opción de triunfo. La muestra sería el escaso apoyo popular a la tarjeta del PCV en las cuestionadas elecciones parlamentarias de 2020 y regionales de 2021.

Se desmarcan de Rafael Ramírez

Consultados por las aspiraciones presidenciales, aunque sin posibilidad de concretarse, del exministro del Petróleo, Rafael Ramírez y los señalamientos de corrupción en Pdvsa en su contra, tanto Uzcátegui como Eusse marcaron distancia: Ramírez siempre fue ficha del Psuv no de la izquierda.

«Ramírez siempre fue militante del Psuv y ahora lo escogieron como enemigo interno. Ramírez se representa así mismo, se fue del país, se asiló y ahora es víctima de esa justicia que él mismo impartió. No forma ni formará parte de la APR», recalcó Uzcátegui.

Eusse rechazó que se quiera vincular a Figuera con Ramírez como excusa para despojarlo de su inmunidad parlamentaria. Recordó que mientras el primero fue presidente de la Comisión de Desarrollo Social del Parlamento solicitó se interpelara al expresidente de Pdvsa por violación de derechos laborales y fue precisamente Cilia Flores, según afirmó, quien lo defendió.

«No tenemos motivos para ser solidarios ni tampoco para atacar a Ramírez, eso es un problema interno del Psuv, lo que extraña es que esas denuncias de corrupción salgan a la luz ahora. En todo caso lo que hay es una manipulación politiquera para golpear al PCV», aseguró.

Chávez «salpicado»

Hurtado recordó que Ramírez contó con pleno respaldo del expresidente Hugo Chávez durante su gestión en Pdvsa y lo ratificó al frente de la industria antes de marcharse a Cuba para su tratamiento contra el cáncer entre 2012 y 2013.

«Chávez confiaba en Rafael Ramírez (…) Que sea una guerra entre un factor y otro es lamentable, hasta que no se demuestre lo contrario, todos los señalamientos de Ramírez le salpican al comandante Chávez. ¿Cómo nos pueden decir que Chávez se equivocó, que no tuvo la capacidad de controlar, de dirigir las finanzas del país? ¿En manos de quién delegó los recursos del Estado?» se preguntó el antiguo integrante del Gran Polo Patriótico.

Acotó que Ramírez debería tener la posibilidad de venir a defenderse ante la justicia y en el caso de ser absuelto, aspirar a Miraflores como cualquier dirigente político.

Psuv intenta sumar

El primer vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv), Diosdado Cabello dijo que una de las tareas «fundamentales» de la tolda luego de la renovación de las estructuras de base (jefes de calle, comunidad y de Ubch) es reunirse con algunos sectores para «fortalecer una política de alianza».

Hurtado confirmó que se están dando acercamientos, especialmente con el chavismo crítico, desde el Psuv, para escucharlos, «decir verdades» y tratar de restablecer apoyos alrededor del gobierno nacional de cara a 2024. Aclaró que ello no significa que lo logre o que las críticas contra la gestión de Maduro cesen.

¿Cómo valoras esta información?

1

QUÉ CHÉVERE

QUÉ INDIGNANTE

QUÉ CHIMBO