Cuarentena de cien días y más - Efecto Cocuyo

OPINIÓN · 11 JULIO, 2020 04:35

Cuarentena de cien días y más

Ver más de

Leoncio Barrios | @Leonciobarrios

¿Cómo valoras esta información?

9
QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

“Un encierro en santa paz requiere de la satisfacción de las necesidades básicas”

Los estadios de la cuarentena o confinamiento por la pandemia del coronavirus varían según la  cantidad de casos en un determinado lugar. Así, en China, donde comenzó hace más de seis meses, y Europa, después de cuatro meses seriamente afectada, ya están en etapa de desconfinamiento o de la “nueva normalidad”. Mientras, en América, ante políticas y respuestas sanitarias desiguales, los casos, en todos los países, aumentan y el confinamiento se prolonga.

En artículos y declaraciones, sobre todo al comienzo del confinamiento, los psicólogos hemos advertido sobre las posibles reacciones emocionales de este largo e inesperado encierro y cómo enfrentarlas. Después de cien días es necesario volver a ellas porque las condiciones, en todos los aspectos, han empeorado.

Condiciones mínimas del confinamiento

Ya se ha dicho: no es lo mismo obligar al confinamiento a una población con recursos económicos que a una que vive en pobreza. Es más, en los países ricos o bien organizados, durante esta emergencia sanitaria, la gente con menos recursos cuenta con más apoyo económico del Estado que en otros momentos. No así en los países pobres.

Estar encerrado en casa, sin tener que comer es imposible. Hasta los animales salvajes salen de su cueva en búsqueda de alimentos. Más un ser humano. Además de alimentos hay que sumar lo que es normal en cualquier lugar civilizado: energía eléctrica, agua potable, gas doméstico y, en estos tiempos, acceso a Internet. Lo mínimo en lo que a calidad de vida se refiere.

Fuera de casa tiene que garantizarse un sistema de vigilancia y seguridad pública, incluso en labores específicas del control del confinamiento, aseo urbano y, aunque suene paradójico tratándose de confinamiento, transporte público y privado. Algunas personas están obligadas a movilizarse por razones laborales, abastecimiento y salud, entre otras.

Venezuela, caso critico

Si bien millones de personas que viven en condiciones de pobreza en el mundo, carecen de las necesidades básicas resueltas y, por tanto, tienen dificultades de  asumir el confinamiento, hay pobres que están peor que otros pobres y se les hace más difícil esta situación.

Un gran sector de la población de Venezuela, independientemente de su capacidad adquisitiva, desde hace años viene sufriendo una seria crisis en los servicios básicos. Frecuentes apagones y suministro irregular e insuficiente de agua, lo imprescindible. Como si fuera poco, los sectores medios y de más abajo de la población, lidian con un alto índice de desempleo, salarios insuficientes, alto costo de alimentos, y, ahora, de la gasolina. Factores que generan tensión personal y grupal en cualquier circunstancia.  Más en un encierro. 

Además, desde mucho antes de la pandemia, Venezuela enfrenta una grave crisis en todos los ordenes: sanitaria, de seguridad pública, educativa, económica, política. Por ende, social.  Esta crisis se ha agudizado por las sanciones económicas internacionales al gobierno pero que afectan seriamente la economía y la psique de los habitantes de ese país.

La paciencia, bienestar básico y responsabilidad que se requieren para quedarse en casa por tiempo indefinido, en Venezuela y otros países pobres, es muy difícil. Posiblemente, esa es parte de las razones de las tensiones sociales y los datos epidémicos que estamos viendo.

Tensiones durante el confinamiento

No conozco un estudio sobre las consecuencias psicológicas del confinamiento en la pandemia del COVID-19. Sin embargo, es de imaginar que la sumatoria de angustias por carencias en todos los órdenes produce agobio, desesperación. Un encierro en santa paz requiere de la satisfacción de las necesidades básicas y algo de recreación para aliviar la carga del no poder salir de casa. En estas circunstancias, la cuarentena puede generar violencia doméstica, aumentar las adicciones al café, la comida, cigarrillo, alcohol, otras drogas, al sexo, a la tecnología y otras formas de liberar angustia.

El gran sector de la población que en Venezuela enfrenta a una amenaza sanitaria más carencias de servicios y económicas, puede estar en una situación psicológica límite. La gente tiene que resolver un conflicto entre quedarse en casa para protegerse de un peligroso virus o verse obligada a salir para resolver necesidades de sobrevivencia o, de solo esparcimiento.

Aún cuando, en muchos países de América, por justificadas razones de  contención de la epidemia se requiera un confinamiento más estricto y alargado se pueden producir serias crisis psicológicas y aumento de la tensión social. Indeseable. Eso haría más complicada la situación pero la gente con necesidades fundamentales insatisfechas es un peligro porque además del virus, le amenaza la desesperación.

 

***

Las opiniones expresadas en esta sección son de entera responsabilidad de sus autores.

 

Del mismo autor: Diversidad sexual: orgullo y prejuicios

ESPECIALES · 5 JULIO, 2020

Civiles que hicieron historia

Texto por Efecto Cocuyo

ESPECIALES · 14 ENERO, 2020

Metro Dirección Colapso

Texto por María Victoria Fermín Kancev | @vickyfermin

ESPECIALES · 17 DICIEMBRE, 2019

102 toneladas de droga esfumadas en manos del Estado

Texto por Cristina González | @twdecristina

ESPECIALES · 16 DICIEMBRE, 2019

Vargas: Tragedia y olvido

Texto por Efecto Cocuyo

ESPECIALES · 22 OCTUBRE, 2019

Infancia de luto

Texto por Efecto Cocuyo | @efectococuyo

ESPECIALES · 24 ENERO, 2019

Parir y nacer en la Venezuela del hambre

Texto por Efecto Cocuyo | @efectococuyo

ESPECIALES · 24 ENERO, 2019

Misses y santos

Texto por Ana Griffin y Reynaldo Mozo Zambrano

ESPECIALES · 15 JULIO, 2020

Arco Minero del Orinoco: crimen, corrupción y cianuro

Texto por Julett Pineda y Edgar López

ESPECIALES · 30 MAYO, 2019

El amargo cacao venezolano: entre el delito y el asedio oficial

Texto por Vanessa Moreno Losada | @MoreLosada24

OPINIÓN · 10 AGOSTO, 2020 04:35

Me vacuné, ¡espero que funcione!

Los ensayos con vacunas han tenido una semana extraña. Rusia anunció la última etapa de las pruebas adelantándose a otros países, mientras Moderna y Pfizer iniciaron dos ensayos clínicos masivos, con 30.000 voluntarios, para probar si sus vacunas son efectivas y seguras. ¡Este es el procedimiento normal! Lo que no es normal es un grupo […]

OPINIÓN · 9 AGOSTO, 2020 04:35

Voluntad de Poder IV, la desobediencia

En el artículo anterior he dejado preguntas abiertas, me las propongo abordar en esta oportunidad y cerrar, por los momentos, esta serie que he denominado Voluntad de poder; un cause abierto al pensamiento centrado en la autodeterminación y la desobediencia. En este sentido: ¿cómo pensamos la disidencia y los movimientos populares? ¿Hemos hecho todo lo […]

OPINIÓN · 9 AGOSTO, 2020 04:31

El país social versus el país político

Venezuela pareciera estar bifurcada en dos mundos absolutamente disociados que conviven, pero no se entremezclan ni se comprenden.  El país social, según cifras aportadas por la última Encovi, pero también expresadas por la Cepal, la ONU, FAO, Banco mundial, FMI, publicaciones especializadas en economía, diversos observatorios nacionales e internacionales, la OPEP, entre muchos otros; dan […]

OPINIÓN · 8 AGOSTO, 2020 04:35

Más pobreza: la única certeza

La pandemia del Covid-19 ha sembrado incertidumbre. Sin embargo, ya hay, al menos un aspecto cierto, pero tan negativo como el coronavirus: la crisis económica. A mucha gente lo económico le preocupa tanto, o más, que la amenaza sanitaria. Lo que inquieta no es tanto la economía mundial, ni la nacional, sino la doméstica, la […]