Trump acusa a Maduro de ser "cabecilla" del narcotráfico en el hemisferio

INTERNACIONALES · 16 SEPTIEMBRE, 2020 17:26

Trump acusa a Maduro de ser “cabecilla” del narcotráfico en el hemisferio

Texto por Manuel Tomillo C. | @ManuelTomilloC

Ver más de

Manuel Tomillo C. | @ManuelTomilloC

¿Cómo valoras esta información?

6
QUÉ CHÉVERE
1
QUÉ INDIGNANTE
2
QUÉ CHIMBO

El gobierno de los Estados Unidos publicó este miércoles 16 de septiembre un documento en el que se identifican los principales países productores o de tránsito de drogas ilícitas, en el que se señala al mandatario venezolano, Nicolás Maduro, de ser “el principal cabecilla del narcotráfico en el hemisferio”.

Según el informe firmado por el presidente Donald Trump, esas naciones acusadas son Afganistán, Bahamas, Belice, Bolivia, Birmania, Colombia, Costa Rica, República Dominicana, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Haití, Honduras, India, Jamaica, Laos, México, Nicaragua, Pakistán, Panamá, Perú y Venezuela.

“El cabecilla más cómplice de este hemisferio es el dictador venezolano Nicolás Maduro. En marzo pasado, un tribunal estadounidense acusó a Maduro de narcoterrorismo y conspiración para contrabandear cocaína a Estados Unidos. En respuesta, el Departamento de Estado de EEUU anunció una recompensa de 15 millones de dólares por información que conduzca a su arresto o condena”, dice parte del documento.

En el escrito, Washington reitera que seguirá apoyando al pueblo venezolano, al presidente interino Juan Guaidó y a la Asamblea Nacional elegida democráticamente, “y trabajará junto con el legítimo Gobierno interino de Venezuela para detener el narcotráfico y erradicar los elementos criminales que han explotado a ese país”.

Acusó a Bolivia y “al régimen ilegítimo del cabecilla Nicolás Maduro” en Venezuela “por haber fallado de manera demostrable durante los 12 meses anteriores en cumplir con sus obligaciones en virtud de los acuerdos internacionales contra el narcotráfico”.

Hay quienes cumplieron

Acota Trump en ese papel que la presencia de un país en la lista anterior no es necesariamente un reflejo de los esfuerzos antinarcóticos de su gobierno o del nivel de cooperación con los Estados Unidos.

Asegura que Estados Unidos está llevando la lucha contra estas organizaciones criminales y sus facilitadores a una escala sin precedentes.

“Este abril, inicié las operaciones antinarcóticos más importantes en décadas dirigidas al tráfico ilícito de drogas en el Caribe y el Pacífico oriental mediante el despliegue de activos militares estadounidenses en el Comando Sur de los EE. UU. en cooperación con 22 aliados internacionales. Estas operaciones llevaron a la incautación de más de 80 toneladas métricas de cocaína y otras drogas peligrosas, lo que privó a las organizaciones criminales transnacionales de más de 1.800 millones de dólares en ganancias y alertó a los cabecillas de la droga de que estaban en la mira de Estados Unidos”, dijo.

Explica Trump que si bien su meta de  llevar ante la justicia a Maduro sigue siendo una “prioridad urgente”, EEUU también necesita que otros gobiernos del hemisferio occidental asuman una mayor responsabilidad en la reducción del suministro de drogas ilegales.

“En Colombia, el presidente Iván Duque y su gobierno siguen siendo socios fuertes de los Estados Unidos, y las fuerzas policiales y militares colombianas han demostrado una gran valentía y compromiso al atacar a narcotraficantes de alto nivel, interceptar los cargamentos de drogas y erradicar manualmente la coca. Sin embargo, el cultivo de coca y la producción de cocaína se mantienen en niveles inaceptablemente altos”, señaló.

“Para alcanzar nuestro objetivo compartido de 5 años de reducir el cultivo de coca y la producción de cocaína a la mitad para fines de 2023, Colombia debe seguir adelante con la reanudación de la erradicación aérea, que sigue siendo una herramienta insustituible en el arsenal del gobierno junto con la erradicación manual y el desarrollo económico alternativo”, insistió.

Resaltó el apoyo que el gobierno norteamericano ha recibido de países como Perú o Bolivia en esta materia, más desde la renuncia del expresidente Evo Morales en noviembre de 2019.

También destacó los progresos en lucha contra el narcotráfico de México y de su presidente Andrés López Obrador, aunque a su juicio se “debe hacer más”.

“México sigue siendo la fuente de casi toda la heroína y metanfetamina incautada en los Estados Unidos y una ruta de tránsito para la mayor parte de la cocaína disponible en nuestro país. Además, los cárteles mexicanos se aprovechan de los controles desiguales de precursores químicos en México para fabricar drogas mortales, como el fentanilo, dentro de México y pasarlas de contrabando a Estados Unidos. México debe demostrar claramente su compromiso de desmantelar los cárteles y sus empresas criminales y hacer más para proteger las vidas de los ciudadanos mexicanos y estadounidenses amenazados por estos grupos”, aseguró.