¿Está contaminada la ayuda humanitaria que llega a Venezuela? #CocuyoChequea - Efecto Cocuyo

¿Está contaminada la ayuda humanitaria que llega a Venezuela? #CocuyoChequea

La ayuda humanitaria le ha dado mucha tela que cortar a la fábrica de desinformación.

Los voceros del Estado venezolano y sus medios de comunicación se han dado la tarea de desprestigiar el apoyo de la comunidad internacional y sembrar miedo entre los ciudadanos. Pero, ¿tendrá algún sustento lo que afirman?

Según lo investigado por la Unidad de Verificación y Fact-checking de Efecto Cocuyo, lo dicho sobre la ayuda humanitaria es falso e inconsistente. Echemos un vistazo al por qué.

¿La ayuda que envió Estados Unidos está contaminada?

La vicepresidenta de la República, Delcy Rodríguez, aseguró que la ayuda humanitaria que proviene de Estados Unidos “viene contaminada, envenenada y es cancerígena”. Para darle más sustento a sus afirmaciones, comenta que está respaldado por estudios científicos.

En el portal web de Venezolana de Televisión (VTV) se detalla el estudio al que hace referencia la funcionaria. Según un artículo del estudio del Centro Nacional para la Información Biotecnológica (Nbci, por sus siglas en inglés) de Estados Unidos, este país “envía comida contaminada y con potencial cancerígeno con pretexto de asistencia humanitaria”.  

El texto de la noticia no detalla la relación entre la ayuda humanitaria y el supuesto potencial cancerígeno. Explica que las empresas que elaboran alimentos para ser enviados como ayuda humanitaria se les añade dióxido de azufre y acrilamida.  

Contrario a lo dicho por la Vicepresidenta, este estudio no existe en el portal del Nbci. Ni siquiera si se indaga en los informes que utilizan palabras relacionadas.

En el buscador principal de la Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos del Nbci se colocaron las palabras en inglés sulfur dioxide (dióxido de azufre) y acrylamide (acrilamida) combinado con humanitarian iad (ayuda humanitaria), food (alimentos, comida) y usaid (ayuda de Estados Unidos).

Las investigaciones que arroja el buscador se relacionan con los efectos del dióxido de azufre y la acrilamida en el organismo. Ninguna asocia estos componentes con la ayuda humanitaria enviada por Estados Unidos a un país en particular.

Lo más cercano que aparece es un artículo de V. J. Brown titulado “Lo peor de ambos mundos: pobreza y política en Los Balcanes” (originalmente, The worst of both worlds: poverty and politics in the Balkans) que explica las condiciones de la región durante la postguerra.

Para certificar, se escribieron en el buscador de Google las mismas palabras y se agregaron las siglas de la biblioteca (Nbci). Aparecen tres artículos sobre los efectos nocivos del dióxido de azufre en ratones.  

FAO y OMS

La Organización Mundial de la Salud (OMS) no ha emitido alertas sobre la presencia nociva del dióxido de azufre en alimentos. Un trabajo publicado el 31 de enero del 2018 menciona que desde hace siglos la sustancia se utiliza como aditivo alimentario.  

Sí ha advertido sobre la presencia nociva del dióxido de azufre en el aire. En el portal web de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés) aparecen las especificaciones de seguridad para utilizar el dióxido de azufre en las comidas de forma segura. No se relaciona la ingesta del químico en los alimentos con la aparición de cáncer.

La historia es diferente con la acrilamida. Estudios de la OMS y la FAO determinaron que la acrilamida en los alimentos es un riesgo potencial para la salud. Sin embargo, las investigaciones continúan.

El químico se forma en los alimentos que han sido sometidos a temperaturas superiores a 120 °C . Ha producido cáncer en ratas sometidas a estudios de alimentación a largo plazo. La Agencia Internacional para la Investigación en Cáncer clasificó lo como “probablemente carcinógeno en los seres humanos”.

¿Se intoxicaron 14 personas con la ayuda humanitaria enviada desde Colombia?

El designado “protector” del estado Táchira, Freddy Bernal, citó dos contenidos falsos -ya esclarecidos- en su rueda de prensa del 12 de febrero. Dijo que la Cruz Roja advirtió que la ayuda humanitaria podría provocar problemas a la salud. La información se la acreditó al portal web de Efecto Cocuyo. La nota verdadera dice que la Cruz Roja pidió no politizar el apoyo.    

Luego dijo que La Opinión reportó que 14 personas se intoxicaron en Cúcuta (Colombia) por consumir alimentos pertenecientes a la ayuda humanitaria. El portal aclaró que una imagen relacionada con su portal informativo fue modificada y publicada en Twitter por @Sukoicriollo. Posteriormente, también fue difundida por perfiles que en su descripción se definen como chavistas.

A pesar de que ambos contenidos se desmintieron apenas se conoció su existencia, el “protectordel Táchira insistió sobre su veracidad.

De igual forma, hay una serie de inconsistencias que Bernal no tomó en cuenta. La ayuda humanitaria no abastece mercados con alimentos de la dieta básica, sino que provee de insumos terapéuticos. La asistencia en materia alimentaria suele ser en forma de suplementos para niños y ancianos con déficit nutricional. Es limitada en cobertura y tiempo y no puede sustituir al Estado.

El 4 de febrero, el gobierno colombiano informó que la Policía Nacional de ese país sería la responsable de coordinar el ingreso de la ayuda a Venezuela. Siendo así, ¿cómo alguien común podría tener acceso a estos cargamentos? ¿Por qué la policía colombiana querría tener acceso a ellos?

No es la primera vez que Venezuela recibiría algún tipo de asistencia internacional. El deslave de Vargas de 1999, es el antecedente más cercano. Varios países aportaron equipos de rescate, comida, medicinas, agua y más. No implicó una intervención armada en el país.

Comentarios

No Comments Yet

Comments are closed

¡Suscríbete!