Eduardo Stein: La región no estaba preparada para el gran éxodo venezolano #ConLaLuz

VENEZUELA MIGRANTE · 28 SEPTIEMBRE, 2021 20:22

Ver más de

Manuel Tomillo C. | @ManuelTomilloC


¿Cómo valoras esta información?

13
QUÉ CHÉVERE
2
QUÉ INDIGNANTE
1
QUÉ CHIMBO

En una reciente alocución internacional, Eduardo Stein, representante especial de ACNUR (Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados) y OIM (Organización Internacional para las Migraciones) para los refugiados venezolanos, proyecta que habrá 6,4 millones de migrantes de este país a finales de 2021 y que sucesos como los presentados en Chile, son actitudes de algunos pocos, pero igual muy alarmantes.

Si bien reconoce que en algunos países la burocracia dificulta el ingreso regular de los migrantes, destacó que “no hemos visto decaer la voluntad de acogida de los gobiernos de los países receptores”, sino que más bien “brotes de rechazo bastante focalizados en algunas poblaciones”, tal como sucedió recientemente en la población chilena de Iquique.

Entrevistado por la directora general de Efecto Cocuyo, Luz Mely Reyes, en su espacio #ConLaLuz, el exvicepresidente y excanciller guatemalteco indicó que “lo que nos alarma es que precisamente debido a la facilidad de conectarse con las redes un pequeño grupo de personas puede, hacer creer que se representa el sentir de todo un país”. 

Asegura que esa preocupación radica en que tanto la OIM como Acnur, que llevan poco más de 3 años de darle seguimiento y atención a este fenómeno migratorio, no se esperaban ese inmenso éxodo humano, “para el cuál América Latina no estaba preparada”.

Añadió que hasta septiembre de este año se cuentan “5,7 millones de migrantes y refugiados venezolanos en todo el mundo, y 4,6 millones en América Latina y el Caribe”, mientras que las solicitudes de asilo emitidas “son menos de 800 mil, y reconocidos como refugiados hasta marzo del 2021 son 144 mil”, es decir, que “el resto de la gente se considera forzada a migrar, pero no necesariamente en categoría de búsqueda de refugio, sino que lo que quieren son espacios para echar raíces”. 

Cidh condena “desalojo masivo violento” contra migrantes venezolanos en Iquique

Eduardo Stein aseguró en la entrevista que así como la región no estaba preparada para este éxodo humano, “tampoco estaban los marcos de salud publica para enfrentar la pandemia”, por lo que el problema de la migración ha generado mayor preocupación en estos tiempos de COVID-19.

No obstante, aclaró que las organizaciones que representa han hecho esfuerzos mancomunados para que junto con el esfuerzo de regularización se desarrollen “programas que buscan vacunar a los venezolanos y venezolanas” en los países de acogida.

Identificados por los organismos internacionales como “población en movimiento”, estos venezolanos, según explicó Stein, requieren de oportunidades de desarrollo y para ello ACNUR y OIM cuentan con 159 organizaciones aliadas que están trabajando directamente con esas comunidades de todos los países de acogida.

“Varios de los países de acogida han tomado determinaciones legales para facilitar la regularización de esta población en movimiento. Es necesario dar el paso para la integración socioeconómica, a fin de que cualquier venezolano o venezolana tenga las oportunidades de desarrollo”, dijo.

Si bien reconoce que en algunos países la burocracia dificulta el ingreso regular de los migrantes, destacó que “no hemos visto decaer la voluntad de acogida de los gobiernos de los países receptores”, sino que más bien “brotes de rechazo bastante focalizados en algunas poblaciones”

Vea la entrevista aquí:

Si quieres saber más sobre este tema, lee también: