Ómicron en Venezuela: 3 claves sobre su detección, pronóstico y prevención  

SALUD · 29 DICIEMBRE, 2021 18:32

Ver más de

Mariana Souquett Gil | @nanasouquett

Foto por Mairet Chourio | @mairetchourio

¿Cómo valoras esta información?

9
QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

La variante ómicron del coronavirus, la más transmisible detectada hasta la actualidad, ya está presente en Venezuela. Al menos nueve casos han sido identificados desde el 22 de diciembre en Caracas, Miranda y Lara. ¿Qué debería saber la población sobre su llegada al país? 

Estas son tres claves sobre la detección, perspectivas y prevención frente a la variante ómicron en Venezuela:

1. ¿Cómo se detectó en el país? 

Los científicos del Laboratorio de Virología Molecular del Instituto Venezolano de Investigaciones Científicas (Ivic), encargados de la vigilancia genómica en el país, adoptaron la estrategia de buscar la variante ómicron principalmente entre los viajeros que ingresaban al país desde el extranjero.

«En Venezuela cuando ingresas te hacen un test molecular en el aeropuerto para detectar SARS-CoV-2, y en las muestras positivas de estos test moleculares fue donde evaluamos la presencia de ómicron y encontramos varios casos provenientes de países donde circula con alta abundancia», dijo a Efecto Cocuyo la bióloga experta en virología Flor Pujol, jefa del Laboratorio de Virología Molecular del Ivic. 

Hasta finales de diciembre, ómicron solo había sido detectada en viajeros, aunque Pujol no descarta que ya haya iniciado la transmisión comunitaria, pues asegura que es difícil establecer con precisión cuándo llegó al país. 

En el Ivic realizaron pruebas rápidas que les permitieron identificar dos de las 15 mutaciones que tiene ómicron en el centro de su proteína de la espiga, dos mutaciones que son características de esta variante.

«La probabilidad de que otras variantes tuvieran esas mutaciones era extremadamente baja y además en paralelo ya estábamos estudiando genomas completos. Detectamos siete muestras de esta forma y dos de esas se estaban corriendo en genoma completo, y con el genoma completo sí se tiene la confirmación. Ya están depositados en las bases de datos internacionales, por lo que Venezuela ya está certificada por Gisaid y la Organización Panamericana de la Salud (OPS) como país con ómicron», añadió. 

2. Se prevé un aumento de casos

El mundo ya vive las consecuencias de la diseminación de la variante ómicron. A nivel global hay cifras récord de contagios, cercanas a un millón de casos diarios. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), ómicron seguirá añadiendo presión a los sistemas sanitarios. 

Tedros Adhanom Ghebreyesus, director de la OMS, alertó en la última rueda de prensa del 2021 que la circulación de ómicron en paralelo a la variante delta está produciendo un «tsunami de nuevos casos». 

En Venezuela, expertos coinciden en que lo más probable es que la llegada de ómicron, aunada al período de flexibilización y las fiestas de Navidad y Año Nuevo, desencadene un aumento de casos en las próximas semanas. 

Pujol explica que aunque ómicron, según estudios recientes, pareciera causar enfermedad más benigna o menos grave en comparación con otras variantes, su alta capacidad de transmisión puede derivar en un eventual aumento de hospitalizaciones. 

«Por su altísima contagiosidad infecta a tanta gente que algunas van a requerir hospitalización. El riesgo para Venezuela es que se sature la capacidad hospitalaria, nuestro país no está exento de que eso ocurra», destacó. 

El infectólogo Julio Castro, profesor del Instituto de Medicina Tropical de la Universidad Central de Venezuela (IMT-UCV), expresó durante una rueda de prensa el 28 de diciembre que, aunque es difícil predecir, el escenario más probable es que se registre una mayor transmisión, pues los determinantes para que incrementen los contagios están presentes en el país. 

Para la Sociedad Venezolana de Infectología, los principales retos son el subregistro de casos por el limitado sistema de diagnóstico por PCR y antígeno gubernamental, y la baja cobertura vacunal. 

«El problema potencial más relevante es que en Venezuela todavía buena parte de la población es susceptible (no está completamente vacunada y no ha sufrido la infección), y adicionalmente nuestro deteriorado sistema de salud no tiene la capacidad de enfrentarse a cualquier repunte de casos», compartió la SVI este 29 de diciembre en sus redes sociales.

3. Reforzar las medidas de protección

Pero no todo el escenario es negativo. Países como Suráfrica, que vieron un incremento exponencial de casos debido a ómicron, están experimentando una rápida caída en el número de contagios. La OMS, que llamó a extremar las medidas de bioseguridad, mantiene la esperanza de que 2022 pueda ser el año en el acaben con la fase aguda de la pandemia de COVID-19.

En Venezuela, expertos destacan que es importante reforzar las medidas de protección y que las autoridades evalúen la pertinencia de la flexibilización, que se mantiene desde noviembre, o si regresan las semanas de cuarentena. 

Ante ómicron, el llamado a la población es a vacunarse contra el COVID-19 para protegerse contra las formas graves de la enfermedad. 

«El mensaje a la población es, primero, vacunarse. Acudan a las farmacias, a los centros de vacunación. Segundo, que los ya vacunados vean el cronograma para la tercera dosis. Que sigan ese cronograma y se apliquen la tercera dosis. Aunque ómicron es resistente a la protección inducida por las vacunas en el caso de la infección, las personas con terceras dosis o inmunidad híbrida, que son las personas que se infectaron y también están vacunadas, tienen una ventaja y una inmunidad más vigorosa que parece detener más a ómicron. Esto no es una invitación a infectarnos, pero sí a vacunarnos», dijo Pujol. 

Otra de las claves para enfrentar a ómicron es mantener el uso de las mascarillas, una de las medidas más eficaces durante la pandemia. 

«Mientras más capas le pongamos al virus, más evitamos la probabilidad de infección. Son épocas de reuniones, pero evitemos las aglomeraciones masivas. Entiendo pequeñas reuniones en familia, sobre todo con personas de nuestro círculo más cercano que estén vacunadas y que hayan respetado las medidas de prevención. También buscar lugares ventilados, mantener la distancia física y seguir con nuestras medidas de bioseguridad es aún más importante porque ómicron es mucho más contagiosa», añadió la experta. 

Para Pujol, es momento de limitar aglomeraciones de todo tipo y actividades como conciertos, escenarios que en general son propensos para que las personas que quiten las mascarillas.