Regreso al Sistema Interamericano de DDHH: ¿Maduro le dirá que no a Petro?  

POLÍTICA · 30 OCTUBRE, 2022 13:00

Ver más de

Deisy Martínez


¿Cómo valoras esta información?

2
QUÉ CHÉVERE
1
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

A casi tres meses de asumir el poder en Colombia, Gustavo Petro le volvió a pedir al gobernante de Venezuela, Nicolás Maduro, que Venezuela regrese al Sistema Interamericano de Derechos Humanos, de donde se retiró hace diez años.

«He invitado al presidente del país vecino que reingrese su país al Sistema Interamericano de Derechos Humanos. Yo le digo en solicitud respetuosa: Fortalezcamos el Sistema Interamericano de Derechos Humanos para que no haya persecución política en América del Sur; para que la democracia se pueda profundizar; que la libertad sea el sinónimo del cambio político; para que la diversas expresiones de Suramérica se puedan encontrar, se puedan integrar», expresó Petro este 27 de octubre.

¿Cuál será la respuesta de la administración de Maduro? Internacionalistas creen que el mandatario chavista lo pensará dos veces antes de responder con un «no» frontal a su par colombiano y recurrirá a la táctica de dilatar lo más que pueda el tema.

En cuanto a las motivaciones de Petro para seguir insistiendo se resalta la necesidad de que Venezuela resuelva su crisis política para que la migración no impacte de manera tan importante a países de la región, entre ellos Colombia, donde viven 2,5 millones de connacionales.

Lea más en: Petro pide a Maduro volver al Sistema Interamericano de DDHH

El Sistema Interamericano de Derechos Humanos, que se creó en el marco de la Organización de Estados Americanos (OEA), es el conjunto de normas e instituciones encargadas de asegurar la promoción y protección de los DDHH en el continente americano que provee un recurso a los habitantes que han sufrido violaciones de sus garantías fundamentales por parte de los Estados.

Sus órganos principales son la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH).

Petro aprovecha influencia

«La insistencia de Petro es cónsona con lo que fue su campaña electoral, un candidato de izquierda pero respetuoso de los derechos humanos y al llegar a la presidencia se niega a extraditar a políticos venezolanos en Colombia como se lo pidió Maduro. Si es sincero o no es otro debate, pero se muestra como un gobierno abierto, inclusivo, protector de DDHH», señaló el directivo del Consejo Venezolano de Relaciones Internacionales, Iván Rojas Álvarez.

Petro advirtió que espera una respuesta de Maduro. A juicio del internacionalista si Miraflores se siente presionada a contestar, dirá al menos que están evaluando el tema y demorará lo más que pueda.

 

«Petro sabe que tiene capital político con el gobierno venezolano para hacer la petición, así como lo tenía Michelle Bachelet (exalta comisionada para los DDHH de la ONU) y se le permitió venir al país. No es lo mismo que lo solicite el presidente de Chile que es de izquierda pero no cercano a Maduro», sostuvo Rojas Álvarez.

Para el director de la Escuela de Estudios Internacionales de la Universidad Central de Venezuela (UCV), Luis Daniel Alvarez, al presidente neogranadino lo mueve la necesidad que también tiene Colombia de que Venezuela resuelva la crisis de gobernabilidad, causante de la migración hacia su territorio, a Chile, Perú, Brasil y Centroamérica.

Coincide también en que Petro con su influencia puede ser un puente, al igual que Andrés Manuel López Obrador de México y de ganar Luiz Inácio «Lula» da Silva en Brasil, no solo para que Venezuela regrese al Sistema Interamericano de DDHH sino para el restablecimiento del diálogo en México.

Lo que evalúa Maduro

Recientemente la ONG defensora de DDHH, Human Rights Watch (HRW), con sede en Estados Unidos, le solicitó a a Petro que aproveche el restablecimiento de relaciones con Venezuela para impulsar el respeto a los derechos fundamentales y presione por este tema.

«Colombia podría cumplir un rol clave para contribuir a que cesen las violaciones de derechos humanos en Venezuela y en la frontera con Colombia y para restablecer los derechos políticos y el Estado de derecho en Venezuela», señaló HRW en carta enviada a Petro el 24 de octubre.

Petro aseguró haber dicho a Maduro que era presidente de Colombia, gracias a que la Corte Interamericana de DDHH (CorteIDH) emitió en 2020 una sentencia contra el Estado colombiano por violar sus derechos.

«Soy presidente porque el Sistema Interamericano de Derechos Humanos me defendió, porque de lo contrario aquí el fascismo me hubiera quitado mis derechos políticos, me había ya inhabilitado por 15 años», dijo.

Lea más en: Casos de violaciones de derechos humanos siguen su curso aun si Tarre Briceño sale de OEA, aseguran expertos  

Rojas Álvarez sostiene que en estos momentos Maduro prefiere seguir fuera del Sistema Interamericano porque de regresar tendrá que escuchar críticas, señalamientos y admitir lo que pasa en Venezuela en materia de DDHH.

Recordó que ello no quiere decir que el seguimiento a casos y la comunicación entre víctimas de violaciones de DDHH y la CIDH y la CorteIDH se haya visto interrumpida con la salida del país.

«No es la rapidez de la respuesta, Maduro pudiera decir que sí pero no es solamente eso, hay que adecuar institucionalmente a Venezuela y eso requiere tiempo, así como sucedió con la decisión de reabrir la frontera, la normalización no es de un día para otro porque hay que preparar muchas cosas, creo que al menos estudiará el escenario para no darle un portazo en la cara a Petro y aislarse más, sabe también que EEUU solo levantará las sanciones si ve cambios reales», opinó.

También coincidió en que en materia de DDHH que es muy amplia, no es factible que un país se aísle completamente en cuanto al seguimiento de los casos de violaciones y las potenciales sanciones de organismos internacionales.

«El protagonista de la persecución»

Tanto el expresidente Hugo Chávez como Maduro acusaron al Sistema Interamericano, concretamente a la CIDH y a la CorteIDH de seguir órdenes de EEUU para «violar la soberanía» de otros países con la «excusa» de la defensa de los DDHH,

Por decisión de Chávez, el 10 de septiembre de 2012, Venezuela denunció la Convención Americana de Derechos Humanos lo que dio pie a la salida del país del Sistema Interamericano en septiembre de 2013, posterior a la muerte de Chávez.

En 2017, Maduro denunció la Carta Democrática Interamericana que significó en la práctica el retiro de Venezuela de la Organización de Estados Americanos (OEA), aunque luego el organismo aceptó la representación de la Asamblea Nacional de 2015, en la persona del abogado Gustavo Tarre Briceño.

«Lamentablemente, estoy seguro que Nicolás Maduro hará caso omiso a esa propuesta (de Petro), a Maduro no le conviene volver al Sistema Interamericano de DD.HH, pues es protagonista de la persecución política en la región, por lo que no acataría ninguna normativa interamericana», expresó el representante del Gobierno interino, presidido por Juan Guaidó, en Colombia, Eduardo Battistini.

POLÍTICA · 8 DICIEMBRE, 2022

Regreso al Sistema Interamericano de DDHH: ¿Maduro le dirá que no a Petro?  

Texto por Deisy Martínez

A casi tres meses de asumir el poder en Colombia, Gustavo Petro le volvió a pedir al gobernante de Venezuela, Nicolás Maduro, que Venezuela regrese al Sistema Interamericano de Derechos Humanos, de donde se retiró hace diez años.

«He invitado al presidente del país vecino que reingrese su país al Sistema Interamericano de Derechos Humanos. Yo le digo en solicitud respetuosa: Fortalezcamos el Sistema Interamericano de Derechos Humanos para que no haya persecución política en América del Sur; para que la democracia se pueda profundizar; que la libertad sea el sinónimo del cambio político; para que la diversas expresiones de Suramérica se puedan encontrar, se puedan integrar», expresó Petro este 27 de octubre.

¿Cuál será la respuesta de la administración de Maduro? Internacionalistas creen que el mandatario chavista lo pensará dos veces antes de responder con un «no» frontal a su par colombiano y recurrirá a la táctica de dilatar lo más que pueda el tema.

En cuanto a las motivaciones de Petro para seguir insistiendo se resalta la necesidad de que Venezuela resuelva su crisis política para que la migración no impacte de manera tan importante a países de la región, entre ellos Colombia, donde viven 2,5 millones de connacionales.

Lea más en: Petro pide a Maduro volver al Sistema Interamericano de DDHH

El Sistema Interamericano de Derechos Humanos, que se creó en el marco de la Organización de Estados Americanos (OEA), es el conjunto de normas e instituciones encargadas de asegurar la promoción y protección de los DDHH en el continente americano que provee un recurso a los habitantes que han sufrido violaciones de sus garantías fundamentales por parte de los Estados.

Sus órganos principales son la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH).

Petro aprovecha influencia

«La insistencia de Petro es cónsona con lo que fue su campaña electoral, un candidato de izquierda pero respetuoso de los derechos humanos y al llegar a la presidencia se niega a extraditar a políticos venezolanos en Colombia como se lo pidió Maduro. Si es sincero o no es otro debate, pero se muestra como un gobierno abierto, inclusivo, protector de DDHH», señaló el directivo del Consejo Venezolano de Relaciones Internacionales, Iván Rojas Álvarez.

Petro advirtió que espera una respuesta de Maduro. A juicio del internacionalista si Miraflores se siente presionada a contestar, dirá al menos que están evaluando el tema y demorará lo más que pueda.

 

«Petro sabe que tiene capital político con el gobierno venezolano para hacer la petición, así como lo tenía Michelle Bachelet (exalta comisionada para los DDHH de la ONU) y se le permitió venir al país. No es lo mismo que lo solicite el presidente de Chile que es de izquierda pero no cercano a Maduro», sostuvo Rojas Álvarez.

Para el director de la Escuela de Estudios Internacionales de la Universidad Central de Venezuela (UCV), Luis Daniel Alvarez, al presidente neogranadino lo mueve la necesidad que también tiene Colombia de que Venezuela resuelva la crisis de gobernabilidad, causante de la migración hacia su territorio, a Chile, Perú, Brasil y Centroamérica.

Coincide también en que Petro con su influencia puede ser un puente, al igual que Andrés Manuel López Obrador de México y de ganar Luiz Inácio «Lula» da Silva en Brasil, no solo para que Venezuela regrese al Sistema Interamericano de DDHH sino para el restablecimiento del diálogo en México.

Lo que evalúa Maduro

Recientemente la ONG defensora de DDHH, Human Rights Watch (HRW), con sede en Estados Unidos, le solicitó a a Petro que aproveche el restablecimiento de relaciones con Venezuela para impulsar el respeto a los derechos fundamentales y presione por este tema.

«Colombia podría cumplir un rol clave para contribuir a que cesen las violaciones de derechos humanos en Venezuela y en la frontera con Colombia y para restablecer los derechos políticos y el Estado de derecho en Venezuela», señaló HRW en carta enviada a Petro el 24 de octubre.

Petro aseguró haber dicho a Maduro que era presidente de Colombia, gracias a que la Corte Interamericana de DDHH (CorteIDH) emitió en 2020 una sentencia contra el Estado colombiano por violar sus derechos.

«Soy presidente porque el Sistema Interamericano de Derechos Humanos me defendió, porque de lo contrario aquí el fascismo me hubiera quitado mis derechos políticos, me había ya inhabilitado por 15 años», dijo.

Lea más en: Casos de violaciones de derechos humanos siguen su curso aun si Tarre Briceño sale de OEA, aseguran expertos  

Rojas Álvarez sostiene que en estos momentos Maduro prefiere seguir fuera del Sistema Interamericano porque de regresar tendrá que escuchar críticas, señalamientos y admitir lo que pasa en Venezuela en materia de DDHH.

Recordó que ello no quiere decir que el seguimiento a casos y la comunicación entre víctimas de violaciones de DDHH y la CIDH y la CorteIDH se haya visto interrumpida con la salida del país.

«No es la rapidez de la respuesta, Maduro pudiera decir que sí pero no es solamente eso, hay que adecuar institucionalmente a Venezuela y eso requiere tiempo, así como sucedió con la decisión de reabrir la frontera, la normalización no es de un día para otro porque hay que preparar muchas cosas, creo que al menos estudiará el escenario para no darle un portazo en la cara a Petro y aislarse más, sabe también que EEUU solo levantará las sanciones si ve cambios reales», opinó.

También coincidió en que en materia de DDHH que es muy amplia, no es factible que un país se aísle completamente en cuanto al seguimiento de los casos de violaciones y las potenciales sanciones de organismos internacionales.

«El protagonista de la persecución»

Tanto el expresidente Hugo Chávez como Maduro acusaron al Sistema Interamericano, concretamente a la CIDH y a la CorteIDH de seguir órdenes de EEUU para «violar la soberanía» de otros países con la «excusa» de la defensa de los DDHH,

Por decisión de Chávez, el 10 de septiembre de 2012, Venezuela denunció la Convención Americana de Derechos Humanos lo que dio pie a la salida del país del Sistema Interamericano en septiembre de 2013, posterior a la muerte de Chávez.

En 2017, Maduro denunció la Carta Democrática Interamericana que significó en la práctica el retiro de Venezuela de la Organización de Estados Americanos (OEA), aunque luego el organismo aceptó la representación de la Asamblea Nacional de 2015, en la persona del abogado Gustavo Tarre Briceño.

«Lamentablemente, estoy seguro que Nicolás Maduro hará caso omiso a esa propuesta (de Petro), a Maduro no le conviene volver al Sistema Interamericano de DD.HH, pues es protagonista de la persecución política en la región, por lo que no acataría ninguna normativa interamericana», expresó el representante del Gobierno interino, presidido por Juan Guaidó, en Colombia, Eduardo Battistini.

¿Cómo valoras esta información?

2

QUÉ CHÉVERE

1

QUÉ INDIGNANTE

QUÉ CHIMBO