Psuv se alista para presidenciales entre preparación de maquinaria y «amenazas» contra primarias opositoras

POLÍTICA · 25 OCTUBRE, 2022 21:30

Ver más de

Deisy Martínez


¿Cómo valoras esta información?

2
QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

A medida que la oposición avanza en los anuncios sobre las primarias para escoger al candidato presidencial, altos voceros del chavismo no se muestran indiferentes y comienzan a retomar el escenario «o la amenaza» de un adelanto de los comicios previstos para 2024.

«Por cierto, los escuálidos andan de infarto, andan asustados porque y que están organizando primarias. ¿Y si las elecciones son antes de que hagan las primarias? Se quedan sin el chivo y sin el mecate», advirtió el primer vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv), Diosdado Cabello, durante un acto proselitista en el estado Apure, el pasado 21 de octubre.

Todavía no hay fecha exacta, pero se maneja junio de 2023, como el mes que la Comisión Nacional de la Primaria, a ser designada por la Plataforma Unitaria Democrática, fijará en el calendario para la celebración de los comicios internos del antichavismo.

A principios de año, el gobernante Nicolás Maduro asomaba más bien la posibilidad de una postergación: «Ya no tenemos elecciones de aquí al 2025, más o menos. ¿2026? La próxima elección. ¿2025, 26? No sé que dirá la ley electoral. Por lo menos en 2022 y 2023 no hay elecciones. Después veremos cuándo se hacen, a menos que las convoque el bobolongo (Juan Guaidó) con su poder supremo», dijo en un acto político.

Analistas políticos consultados por Efecto Cocuyo señalaron que «hay que tomarse en serio» las advertencias de la dirigencia del Psuv por existir antecedentes de cambios de fechas de comicios según cálculos políticos y porque las primarias opositoras, de ser exitosas, representan una «amenaza» para Miraflores.

«Juego perverso»

«Es un juego perverso el utilizar la elección como una herramienta de manipulación política para la preservación del poder por parte del madurismo y para generar zozobra», expresó el politólogo, Nicmer Evans.

El doctor en Ciencias Políticas y profesor titular de la Universidad Simón Bolívar (USB), Daniel Varnagy, recordó que cambiar la fecha de una elección es una estrategia del chavismo desde tiempos del expresidente Hugo Chávez, seguida por Maduro. Considera como un «escenario muy probable» el adelanto de las elecciones presidenciales para 2023, ante un avance de las primarias promovidas por la Plataforma Unitaria Democrática.

Ello, pese a que de acuerdo con el artículo 230 de la Constitución, el período presidencial es de seis años. La reelección de Maduro en 2018, cuando se adelantaron los comicios de ese año para el mes de mayo, por decreto de la Constituyente de 2017, no fue reconocida por casi 60 países, pero si se toma como punto de partida ese año, el mandato culminaría en 2024, de allí que los comicios deberían celebrarse en diciembre de ese año.

Lee más en: Diosdado Cabello: ¿Y si las elecciones son antes que las primarias opositoras?

Antes, en 2016, durante el primer período de Maduro, se bloqueó por la vía judicial el referendo revocatorio promovido por la oposición. Ese año el Consejo Nacional Electoral (CNE) también suspendió por seis meses las elecciones de gobernadores, se fijaron para el primer semestre de 2017 pero se celebraron en octubre, alargando el mandato de los jefes regionales que es de cuatro años.

«La oposición tiene planteadas unas primarias, pero no es solo escoger un nombre, sino que ese candidato tenga la suficiente fuerza, si es el caso, no descarto que la fecha de las elecciones presidenciales se adelanten todo lo que necesite el gobierno de Maduro», indicó Varnagy.

Antes de la muerte de Chávez, también hubo adelanto de presidenciales. En 2012, el CNE convocó para el 7 de octubre, los comicios inicialmente previstos para la primera semana de diciembre. Para entonces el Poder Electoral negó que el motivo haya sido la enfermedad (cáncer) que padecía el presidente de la República y candidato a la reelección. El llamado líder de la revolución falleció cinco meses después.

Maduro pide iniciar la preparación para las elecciones de 2024 y 2025

El discurso del chavismo cambio de una postergación de presidenciales a un adelanto

Maduro le toma la palabra a la oposición

En más de una ocasión, el líder opositor Juan Guaidó, ha dicho que Maduro «debe» las elecciones presidenciales de 2018 porque no fueron «legítimas». De hecho, el mantra de 2019 establecía comicios «libres», previo cese de la usurpación y un gobierno de transición. En declaraciones recientes, señaló que no se trataría de un «adelanto» sino de unos comicios que están pendientes, por lo que llamó a la oposición a estar «unida y preparada» sea cual sea la fecha.

Evans, antiguo aliado del chavismo y aspirante presidencial, señaló que la posibilidad de elecciones presidenciales antes de 2024, fue puesta hace dos años, por el dirigente de Primero Justicia, Henrique Capriles Radonski sobre una mesa de conversaciones con el chavismo como salida a la crisis política. Dijo que en su momento, Maduro la descartó pero ahora parece tomarle la palabra por conveniencia.

«No es un invento, hay un sector de la oposición que tiene dos años, intentando adelantar elecciones y esto es una consecuencia, en momentos en que la oposición luce dividida y quiere organizar primarias, la contradicción la tiene la oposición y Maduro lo aprovecha, es perfectamente capaz de hacer presidenciales en 2023», dijo.

Indicó que dicho adelanto, si logra legitimarse ante el mundo, le restaría a Miraflores el tiempo de sanciones internacionales en momentos en que el gobierno necesita recursos y le permitiría retomar el control sobre activos en el exterior como Citgo y el manejo del oro depositado en Inglaterra.

El pasado 19 de agosto, Evans pidió a la oposición acelerar las primarias ante el riesgo de un adelanto de elecciones, producto de negociaciones. Dice que actualmente desconoce si es el mismo sector de Capriles el que lo promueve, si la Plataforma Unitaria está involucrada o si será un tema a tratar en la mesa de negociación de México, cuyo reinicio, según versiones extraoficiales, se tiene previsto para este 27 de octubre.

El Psuv se prepara

Durante el mes de agosto y la primera semana de septiembre, el Psuv, por orden de Maduro, renovó a sus estructuras de base con la elección de 261.538 equipos de calle; más de 49 mil jefes de comunidades y más de 14 mil jefes de Unidades de Batalla Bolívar Chávez (Ubch).

Próximamente, la tolda roja se prepara para elegir también en comicios abiertos a toda la ciudadanía – aunque los postulados son solo del Psuv – a los equipos parroquiales, municipales y estadales. En actos políticos Cabello ha recalcado que el Psuv renueva sus estructuras de base con el propósito de reforzar la gestión de gobierno de Maduro pero también para aceitar la maquinaria de cara a próximas elecciones nacionales.

Lee más en: Guaidó llamó a estar «unidos y organizados» en caso de adelanto de presidenciales  

«Sin duda el Psuv se prepara y está listo para cualquier escenario, a diferencia de la oposición que busca primero un candidato antes que una dirección política, deberían hacerse primarias, en plural, para escoger también a esa dirección porque se necesita legitimar la conducción política de la oposición, la Plataforma Unitaria Democrática se autodesignó, a ellos nadie los escogió», sostuvo Evans.

Para Varnagy, la «renovación» de las estructuras de base del Psuv es una especie de «maquillaje», por cuanto, afirmó, son pocos los que toman las decisiones sin consultar a la militancia. Lo que sí maneja el partido de gobierno, recordó, es una base electoral que todavía les permite ganar elecciones, basada en el control social y en intereses económicos.

 «Si dicen que las elecciones son mañana, el partido sale a ganar mañana», dijo Cabello a la militancia roja en Apure.

 

POLÍTICA · 7 DICIEMBRE, 2022

Psuv se alista para presidenciales entre preparación de maquinaria y «amenazas» contra primarias opositoras

Texto por Deisy Martínez

A medida que la oposición avanza en los anuncios sobre las primarias para escoger al candidato presidencial, altos voceros del chavismo no se muestran indiferentes y comienzan a retomar el escenario «o la amenaza» de un adelanto de los comicios previstos para 2024.

«Por cierto, los escuálidos andan de infarto, andan asustados porque y que están organizando primarias. ¿Y si las elecciones son antes de que hagan las primarias? Se quedan sin el chivo y sin el mecate», advirtió el primer vicepresidente del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv), Diosdado Cabello, durante un acto proselitista en el estado Apure, el pasado 21 de octubre.

Todavía no hay fecha exacta, pero se maneja junio de 2023, como el mes que la Comisión Nacional de la Primaria, a ser designada por la Plataforma Unitaria Democrática, fijará en el calendario para la celebración de los comicios internos del antichavismo.

A principios de año, el gobernante Nicolás Maduro asomaba más bien la posibilidad de una postergación: «Ya no tenemos elecciones de aquí al 2025, más o menos. ¿2026? La próxima elección. ¿2025, 26? No sé que dirá la ley electoral. Por lo menos en 2022 y 2023 no hay elecciones. Después veremos cuándo se hacen, a menos que las convoque el bobolongo (Juan Guaidó) con su poder supremo», dijo en un acto político.

Analistas políticos consultados por Efecto Cocuyo señalaron que «hay que tomarse en serio» las advertencias de la dirigencia del Psuv por existir antecedentes de cambios de fechas de comicios según cálculos políticos y porque las primarias opositoras, de ser exitosas, representan una «amenaza» para Miraflores.

«Juego perverso»

«Es un juego perverso el utilizar la elección como una herramienta de manipulación política para la preservación del poder por parte del madurismo y para generar zozobra», expresó el politólogo, Nicmer Evans.

El doctor en Ciencias Políticas y profesor titular de la Universidad Simón Bolívar (USB), Daniel Varnagy, recordó que cambiar la fecha de una elección es una estrategia del chavismo desde tiempos del expresidente Hugo Chávez, seguida por Maduro. Considera como un «escenario muy probable» el adelanto de las elecciones presidenciales para 2023, ante un avance de las primarias promovidas por la Plataforma Unitaria Democrática.

Ello, pese a que de acuerdo con el artículo 230 de la Constitución, el período presidencial es de seis años. La reelección de Maduro en 2018, cuando se adelantaron los comicios de ese año para el mes de mayo, por decreto de la Constituyente de 2017, no fue reconocida por casi 60 países, pero si se toma como punto de partida ese año, el mandato culminaría en 2024, de allí que los comicios deberían celebrarse en diciembre de ese año.

Lee más en: Diosdado Cabello: ¿Y si las elecciones son antes que las primarias opositoras?

Antes, en 2016, durante el primer período de Maduro, se bloqueó por la vía judicial el referendo revocatorio promovido por la oposición. Ese año el Consejo Nacional Electoral (CNE) también suspendió por seis meses las elecciones de gobernadores, se fijaron para el primer semestre de 2017 pero se celebraron en octubre, alargando el mandato de los jefes regionales que es de cuatro años.

«La oposición tiene planteadas unas primarias, pero no es solo escoger un nombre, sino que ese candidato tenga la suficiente fuerza, si es el caso, no descarto que la fecha de las elecciones presidenciales se adelanten todo lo que necesite el gobierno de Maduro», indicó Varnagy.

Antes de la muerte de Chávez, también hubo adelanto de presidenciales. En 2012, el CNE convocó para el 7 de octubre, los comicios inicialmente previstos para la primera semana de diciembre. Para entonces el Poder Electoral negó que el motivo haya sido la enfermedad (cáncer) que padecía el presidente de la República y candidato a la reelección. El llamado líder de la revolución falleció cinco meses después.

Maduro pide iniciar la preparación para las elecciones de 2024 y 2025

El discurso del chavismo cambio de una postergación de presidenciales a un adelanto

Maduro le toma la palabra a la oposición

En más de una ocasión, el líder opositor Juan Guaidó, ha dicho que Maduro «debe» las elecciones presidenciales de 2018 porque no fueron «legítimas». De hecho, el mantra de 2019 establecía comicios «libres», previo cese de la usurpación y un gobierno de transición. En declaraciones recientes, señaló que no se trataría de un «adelanto» sino de unos comicios que están pendientes, por lo que llamó a la oposición a estar «unida y preparada» sea cual sea la fecha.

Evans, antiguo aliado del chavismo y aspirante presidencial, señaló que la posibilidad de elecciones presidenciales antes de 2024, fue puesta hace dos años, por el dirigente de Primero Justicia, Henrique Capriles Radonski sobre una mesa de conversaciones con el chavismo como salida a la crisis política. Dijo que en su momento, Maduro la descartó pero ahora parece tomarle la palabra por conveniencia.

«No es un invento, hay un sector de la oposición que tiene dos años, intentando adelantar elecciones y esto es una consecuencia, en momentos en que la oposición luce dividida y quiere organizar primarias, la contradicción la tiene la oposición y Maduro lo aprovecha, es perfectamente capaz de hacer presidenciales en 2023», dijo.

Indicó que dicho adelanto, si logra legitimarse ante el mundo, le restaría a Miraflores el tiempo de sanciones internacionales en momentos en que el gobierno necesita recursos y le permitiría retomar el control sobre activos en el exterior como Citgo y el manejo del oro depositado en Inglaterra.

El pasado 19 de agosto, Evans pidió a la oposición acelerar las primarias ante el riesgo de un adelanto de elecciones, producto de negociaciones. Dice que actualmente desconoce si es el mismo sector de Capriles el que lo promueve, si la Plataforma Unitaria está involucrada o si será un tema a tratar en la mesa de negociación de México, cuyo reinicio, según versiones extraoficiales, se tiene previsto para este 27 de octubre.

El Psuv se prepara

Durante el mes de agosto y la primera semana de septiembre, el Psuv, por orden de Maduro, renovó a sus estructuras de base con la elección de 261.538 equipos de calle; más de 49 mil jefes de comunidades y más de 14 mil jefes de Unidades de Batalla Bolívar Chávez (Ubch).

Próximamente, la tolda roja se prepara para elegir también en comicios abiertos a toda la ciudadanía – aunque los postulados son solo del Psuv – a los equipos parroquiales, municipales y estadales. En actos políticos Cabello ha recalcado que el Psuv renueva sus estructuras de base con el propósito de reforzar la gestión de gobierno de Maduro pero también para aceitar la maquinaria de cara a próximas elecciones nacionales.

Lee más en: Guaidó llamó a estar «unidos y organizados» en caso de adelanto de presidenciales  

«Sin duda el Psuv se prepara y está listo para cualquier escenario, a diferencia de la oposición que busca primero un candidato antes que una dirección política, deberían hacerse primarias, en plural, para escoger también a esa dirección porque se necesita legitimar la conducción política de la oposición, la Plataforma Unitaria Democrática se autodesignó, a ellos nadie los escogió», sostuvo Evans.

Para Varnagy, la «renovación» de las estructuras de base del Psuv es una especie de «maquillaje», por cuanto, afirmó, son pocos los que toman las decisiones sin consultar a la militancia. Lo que sí maneja el partido de gobierno, recordó, es una base electoral que todavía les permite ganar elecciones, basada en el control social y en intereses económicos.

 «Si dicen que las elecciones son mañana, el partido sale a ganar mañana», dijo Cabello a la militancia roja en Apure.

 

¿Cómo valoras esta información?

2

QUÉ CHÉVERE

QUÉ INDIGNANTE

QUÉ CHIMBO