Más de 40.000 cilindros de gas se han extraviado en Venezuela entre 2019 y 2022

LA HUMANIDAD · 27 FEBRERO, 2022 16:00

Ver más de

Albany Andara Meza | @AlbanyAndara


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

La desaparición de miles de cilindros de gas en varios estados del país ha dejado a comunidades enteras afectadas entre 2019 y 2022, sin respuesta de las autoridades. En el presente, se reportan más de 40.000 bombonas extraviadas en Anzoátegui, Mérida, Barinas, Lara, Distrito Capital y Sucre. 

Las denuncias más recientes son las de habitantes de los sectores Inavi, 23 de enero, Esperanza, El Paraíso y Alí Primera de Anaco, en el estado Anzoátegui, al oriente venezolano. El 19 de febrero, protestaron frente a las instalaciones de la planta de llenado Pdvsa Gas Comunal, solicitando la devolución de cilindros a más de 100 familias.

Residentes aseguraron en redes sociales que se contabilizan 2.000 bombonas extraviadas solo en Anaco. 

El 21 de enero de 2022, barinenses de las zonas Punta Gorda, Corocito, Llano Alto y La Villa, ubicadas al occidente del Venezuela, organizaron una manifestación por la pérdida de 32.000 bombonas de gas doméstico. El hecho fue documentado por la Fundación de Derechos Humanos de los Llanos (Fundehullan), que señaló que hay más de 40 comunidades perjudicadas y que la mayoría cocina con leña frente a la falta de gas. 

En general, los casos presentan características similares: vecinos que entregan las bombonas para su llenado con Pdvsa Gas Comunal u otras empresas estatales, y que luego no vuelven a saber nada de ellas. Aunque algunas alcaldías y gobernaciones han accedido a investigar lo ocurrido, hasta el momento no hay soluciones al problema. 

Caso de Barinas

Roland García, presidente de Fundación de Derechos Humanos de los Llanos (Fundehullan), dijo a Efecto Cocuyo que existen 15.000 familias afectadas en Barinas por el extravío de las bombonas. La ONG estima que eso equivale a 80.000 personas perjudicadas de forma directa e indirecta en la entidad. 

En 2021, se perdieron 18.314 cilindros de 10 kilogramos, 8.124 de 18 kilogramos, 105 de 27 kilogramos y 1.619 de 43 kilogramos. En total, se desaparecieron 28.162 el año pasado. En ese entonces, Fundehullan consignó una denuncia en la fiscalía superior del estado Barinas. 

«Hay una carta pública y notoria que recibió en ese momento quien coordinaba el gas en el estado Barinas, que es la señora Keysi Gómez, que actualmente es concejal del municipio Barinas. Esa carta está firmada por ella, donde avala que es la cantidad de cilindros que recibió. Pero a la fecha no hay respuesta por parte del Ministerio Público o la defensoría del pueblo, entendiendo que esta situación termina vulnerando derechos sociales de la población», explicó García. 

En enero de 2022, barinenses responsabilizaron del extravío a Keysi Gómez, exencargada del Control y Automatización de Distribución de Gas en Barinas (Cadigas) y militante del Partido Socialista Unido de Venezuela (Psuv), ya que las bombonas desaparecieron durante su gestión. 

A finales de enero de 2022, Fundehullan anexó otra denuncia en la que varias familias solicitaban la devolución de 4.000 cilindros más. Así, suman 32.000 bombonas de las que no se sabe el paradero, en el presente. 

¿Dónde están las bombonas?

El 21 de enero, el periodista venezolano Gustavo Azócar indicó que existe una versión no oficial sobre el destino de los cilindros. Esta señala que fueron trasladados a Colombia, país vecino de Venezuela, para ser comercializados a un precio más alto. 

El presidente de Fundehullan aseveró que la organización no tiene datos acerca de la localización de las bombonas perdidas y que la tesis de que hayan sido llevadas a Colombia no está comprobada por ningún organismo o autoridad. 

Daniela Cardozo, una de las afectadas por la desaparición de las bombonas en Barinas, comentó que tuvo que pedir prestado un cilindro para poder cocinar, puesto que encontrar leña es un proceso difícil, debido a que el transporte público en la entidad funciona de forma precaria por la falta de combustible. Cardozo vive actualmente en el barrio Corocito.

«Me toca caminar demasiado para encontrar leña que sirva. Pero esto no puede seguir así. Tengo un bebé de un año que necesita tomar tetero y otro más grande que tiene que comer. Necesitamos una respuesta y se han tardado demasiado», contó a Efecto Cocuyo

El pasado 17 de enero de 2022, el gobernador de Barinas, Sergio Garrido, prometió que se formaría una comisión en la entidad para iniciar averiguaciones sobre la pérdida de las bombonas. A la fecha no hay reportes derivados de ella. 

Casos en Mérida

En julio de 2019, desparecieron 7.000 bombonas en Mérida, en los andes venezolanos. Los propietarios se las dieron a trabajadores Mérida Gas C.A para que fuesen llenadas. Sin embargo, estas jamás fueron devueltas. El 5 de diciembre de ese año, varios vecinos se reunieron en la zona de Campo Elías del centro de la ciudad para protestar contra la empresa. 

Jhonny Camacho, representante del Comité de las Familias Afectadas por el extravío de los cilindros, aseguró que las denuncias pertinentes fueron realizadas ante las autoridades. A pesar de ello, desde 2021 se han suspendido seis audiencias relacionadas con el caso. 

«Comenzar con la misma diatriba del 2021 – dónde fueron suspendidas cinco audiencias previstas por el caso de Mérida gas – es sumamente extraño la situación que hoy se ha vivido en el circuito judicial; puesto que nadie entiende cuál fue la jugada de la juez», afirmó el representante de los afectados, el 5 de febrero de 2022.

Suspenden por sexta vez audiencia por extravío de 7.000 cilindros de gas en Mérida

La ONG Promoción, Educación y Defensa en Derechos Humanos (Promedehum) señaló que hasta junio de 2021, 70,3 % de la población merideña no tuvo acceso continuo a bombonas de gas en su comunidad. Asimismo, 24,8 % debió cocinar con otros medios.

«Hay gente cocinando con leña, lo que está causando una terrible deforestación. Están cortando leña donde consigan. Cuando hablamos de otros medios, es que un porcentaje importante de la población ha comprado cocinas eléctrica, pero hay fallas en el servicio de electricidad. También se empiezan a ver cosas más peligrosas, como las cocinas de gasoil, que pueden producir graves accidentes», indicó Rigoberto Lobo, fundador de Promedehum, a Efecto Cocuyo.

Lobo comentó que la organización no sabe lo que ocurre con las bombonas que desaparecen. Sin embargo, aclaró que ha recibido diferentes denuncias que suelen involucrar solo a empresas estatales. 

Cifras desde el OVSP

En enero y febrero de 2022, el Observatorio Venezolano de Servicios Públicos (Ovsp) realizó un estudio en 12 ciudades del país y determinó que 83,3 % de los encuestados utiliza bombonas y que 40 % valora el servicio de gas de forma negativa. De igual manera, 30,1 % de los consultados afirmó que recibe el cilindro una vez cada tres meses o más. 

En Mérida, 75 % aseguró que usaba otro método de cocción además del gas y en Barinas 73 % dijo lo mismo. 

«Al final, los venezolanos tienen que recurrir a otras alternativas porque la necesidad se agudiza. Esto es un problema que urge atender», puntualizó Rigoberto Lobo.