Algunas estaciones del Metro de Caracas no abrieron a las 5:30 am por falta de personal

LA HUMANIDAD · 2 ABRIL, 2019 12:22

Ver más de

Isaac González Mendoza | @Sasamendoz


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Vuelve. El Metro de Caracas volvió a prestar servicio luego de que sus actividades fueran suspendidas desde el viernes, 29 de marzo a las 7:00 pm, cuando ocurrió un apagón que se extendió hasta el lunes, 1 de abril. Esta vez la falta de personal fue el motivo de las deficiencias: algunas estaciones no pudieron abrir a las 5:30 am porque no había suficientes empleados para cubrir la demanda.

Las razones para que falten los trabajadores ya no son solo los bajos sueldos. También se incluyen los problemas de transporte, porque no tienen agua o electricidad en sus casas y por falta de motivación, explicó Alberto Vivas, directivo de la organización Familia Metro.

«Poco a poco y de manera progresiva se fueron abriendo las estaciones a medida que llegaba el personal operativo», indicó. Detalló que a las 7:00 am solo había nueve trenes en funcionamiento de un total de 36, lo que generó tiempos de espera de 15 y 18 minutos. A las 9:00 am esa cifra aumentó a 12, añadió Vivas.

Y aunque todas las estaciones estaban abiertas para las 10:00 am, algunas (como Altamira, Miranda, Los Dos Caminos o Los Cortijos) tenían accesos cerrados. Una miliciana que prefirió no decir su nombre, afirmó a Efecto Cocuyo que el motivo es que hay trabajadores prestando apoyo en los metrobuses. «Mientras se pasa la contingencia, esperamos que las personas tengan conciencia, que esto es algo que debemos superar paulatinamente. Le pedimos colaboración y paciencia a los usuarios», agregó.

Pero Familia Metro reitera que es por la poca cantidad de empleados que estuvieron disponibles.

Por otra parte, no se reportaron irregularidades como las registradas en los reinicios de servicio anteriores: el 13 de marzo hubo una colisión de trenes durante una prueba entre Los Cortijos y La California y el 29 de marzo se realizó un desalojo entre Ruiz Pineda y Mamera.

«Yo vengo desde La California y no he visto problemas hoy en el Metro. Lo que sí he notado es que algunas entradas están cerradas. Supongo que por medidas de seguridad», indicó la ciudadana Edith Rubio, quien aguardaba en el andén de Los Cortijos. «Espero que se mantenga así y que no se vaya la luz», agregó su acompañante, Aris Delgado.

El señor Sergio Garay usa muletas. Dijo que se movilizó sin contratiempos desde Propatria hasta La California.

Jorge Palacios, que se dirigía a La California, consideró que el servicio de transporte todavía no presta un servicio óptimo. Afirmó que mientras se encontraba dentro de un tren en Petare escuchó un bajón de energía y la unidad se quedó paralizada por unos minutos, hasta que continuó el viaje.

«Había pausas de al menos dos o tres minutos por estación. Además, el Metro no tiene aire acondicionado, los pasillos están sucios y los barandales y las escaleras mecánicas no funcionan. Quién sabe hasta cuándo durará esto», expresó.

El Metrobús de Santa Paula, que se aborda frente a Los Cortijos, sigue sin prestar servicio. Una señora, que prefirió no decir su nombre, explicó que tiene que subirse a una camioneta que la lleve hasta Caurimare y luego otra para continuar el viaje.

Fotografía: Mairet Chourio

Lea también: 

Metro de Caracas reanuda operaciones este martes #2Abr