“Vamos a asumir que el peo está prendido”, dijo Istúriz en concentración oficialista

Con un discurso del diputado Diosdado Cabello, y sin la presencia del presidente Nicolás Maduro ni del vicepresidente, Tareck El Aissami, culminó la concentración del sector oficialista para mostrar su apoyo a la Fuerza Armada Nacional Bolivariana y protestar contra la Organización de Estados Americanos.

Antes de que Cabello tomara el micrófono, lo hizo el ministro para las Comunas, Aristóbulo Istúriz, quien mantuvo el discurso oficialista de defender a Venezuela de la aplicación de la Carta Democrática, y a seguró que el pueblo no se iba a “calar” esa medida internacional: “Aquí hemos estado diciendo todo el año: Si se prende el peo con maduro me resteo. Vamos a asumir que el peo está prendido y el chavismo está resteado”.

El mensaje de esta actividad, que convocó a cientos de trabajadores del sector público, fue el de mantenerse en “alerta vigilante” para defender la revolución y la soberanía del país.

En su intervención, Cabello dijo “quiero pedir a partir de este momento estemos en alerta vigilante. Alerta vigilante trabajadores, maestros, la juventud, las mujeres los hombres revolucionarios. No puede haber persona en la administración pública que no salga a defender a Venezuela”, manifestó el diputado.

Jorge Rodríguez, Jacqueline Faría, Víctor Clark y Pedro Carreño estuvieron presentes en la tarima, desde donde aseguraba Cabello que la paz solo es garantizada por los revolucionarios.

El parlamentario agregó que: “Yo agarraría a mis combatientes de cada ministerio, los tendría en la calle. Los tendría en alerta vigilante y si es necesario pasar a la alerta combativa tenemos que estar ahí defendiendo la patria”.

Aseveró que evitan una confrontación “pero si esa batalla es indispensable que se dé, debemos estar alerta. El imperialismo le dio la orden de que se dé en el mes de abril. Fracasaron aquella vez y hoy en abril de 2017 tienen que volver a fracasar”.

Esta convocatoria fue hecha por los diputados del oficialismo Víctor Clark y Héctor Rodríguez. Sus seguidores llegaron a la plaza Morelos desde las 7:00 de la mañana.