"Tengo miedo de que una bala perdida me dé”, Petare vive una semana de tiroteos entre bandas

SUCESOS · 2 MAYO, 2020 23:17

“Tengo miedo de que una bala perdida me dé”, Petare vive una semana de tiroteos entre bandas

Texto por Ibis Leon | @ibisL Fotos por Cristal Morales

Ver más de

Ibis Leon | @ibisL

¿Cómo valoras esta información?

22
QUÉ CHÉVERE
6
QUÉ INDIGNANTE
1
QUÉ CHIMBO

La ventana de su cuarto da al barrio 19 de Abril de Petare, donde las ráfagas de disparos no paran. “Tengo miedo que una bala perdida me dé”, dice Claudia Hernández* con una voz temblorosa, la noche de este sábado 2 de mayo.

La única medida que puede tomar para protegerse de las balas es poner el colchón de su cama en el piso donde duerme junto a su esposo y su niño de 4 años de edad.

El barrio 19 de Abril está a 20 minutos de José Félix Ribas donde la banda del “Wilexis” se enfrenta a otras rivales desde hace al menos una semana.

“Estoy demasiado asustada. Se había calmado y empezaron de nuevo”, expresa angustiada.

Marisol Pérez* vive en la zona 8 de José Félix Ribas. Estaba en la sala de su casa viendo una película con sus hijos cuando escuchó las primeras detonaciones a las 4:30 de la tarde de este sábado.

“A las 5:00 de la tarde se empezó a intensificar y las detonaciones eran ráfagas. Hay momentos en los que escuchas 20 disparos seguidos. No entendemos cómo si esto es tan seguido no hay noticias de muertos”, afirma.

Las denominadas “zonas de paz” cubren a Petare, el barrio que tiene fama de ser uno de los más grandes y peligrosos de América Latina, y ninguna autoridad policial puede entrar.

La “Zonas de Paz” son espacios donde el gobierno de Nicolás maduro intentó entrar para dialogar con los delincuentes y canjearle armas por electrodomésticos, herramientas de construcción y hasta empleo. Pero en al menos cuatro barrios de Caracas la medida fracasó y ahora  reinan los “corredores de la muerte“.

“La ventana de mi cuarto da para la avenida principal y me da miedo una bala perdida, así que duermo con mis hijos en el otro cuarto”, manifiesta Pérez.

El rastro en las ventanas

“Están matando en Petare y nos estamos viendo afectados en Palo Verde”, denuncia Cristal Morales, habitante de Lomas del Ávila en un tuit donde publicó las fotos de unas ventanas con agujeros de bala que son de su vecino.

Desde hace cuatro noches escucha las detonaciones desde su casa. “Escucho las detonaciones como si fueran en mi calle y mis vecinos han encontrado casquillos en sus apartamentos. Por lo general ocurren en la noche hasta las 2:00 am, pero hoy empezaron a las 5:30 pm. Hay intervalos de tiempo en los que asumo toman descansos y buscan a las personas heridas, pero el enfrentamiento continúa y es posible que sea toda la noche”, responde.

Asegura que no es la primera vez que esto ocurre y que suelen cerrar las ventanas y resguardarse en los pasillos de los edificios hasta que el fuego acabe.