Privan de libertad a tres funcionarios por robar equipos del hospital de Apure

SUCESOS · 13 ENERO, 2022 14:32

Ver más de

Mariana Souquett Gil | @nanasouquett


¿Cómo valoras esta información?

5
QUÉ CHÉVERE
2
QUÉ INDIGNANTE
1
QUÉ CHIMBO

El Ministerio Público anunció este 13 de enero que tres funcionarios quedaron privados de libertad por el robo de equipos esenciales para la operatividad de áreas críticas del hospital Pablo Acosta Ortiz de Apure. 

Según el fiscal general de la administración de Nicolás Maduro, Tarek William Saab, se trata del encargado de la sala de máquinas, Ángel Franco, quien estaba de guardia en labores de custodia, y dos funcionarios de la Policía de Apure: Luis Ramírez y Elvis Lugo, quienes estaban dispuestos para el cuidado y protección del personal e instalaciones. 

El robo afectó la unidad de diálisis del servicio de Nefrología y la unidad de cuidados intensivos. 

Durante una transmisión por Venezolana de Televisión, Saab indicó que el encargado de la sala de máquinas abandonó «de forma premeditada» su lugar de trabajo justo cuando fueron sustraídos una bomba que suministraba agua al área de diálisis, una bomba para el gasoil de la planta eléctrica y dos baterías auxiliares para el funcionamiento de la planta eléctrica.

Los otros dos funcionarios no notificaron el hecho a sus superiores. Las investigaciones arrojaron que habrían simulado que el robo fue por un boquete, pero el boquete se hizo desde la parte interior del hospital de Apure y no desde el exterior y además era de menor tamaño que la bomba y las baterías robadas. 

Los tres funcionarios fueron privados de libertad por «peculado doloso en grado de coautores, agavillamiento, simulación de hecho punible y homicidio intencional calificado a título de dolo eventual en grado de tentativa».

«Al sustraer los implementos de dicho hospital colocaron en riesgo la vida de quienes se encontraban en ese momento en las unidades de diálisis y cuidados intensivos», dijo Saab. 

Extorsión, robo e investigación a fiscales

Otro de los casos mencionados por el fiscal fue la detención de cuatro personas pertenecientes a una banda que se dedicaba a la extorsión, y exigía altas sumas de dólares mensuales a empresas petroleras a cambio de dejarlos ejecutar operaciones en los campos petroleros en la población de Bare. 

Los detenidos son Yoselys Morales, Blanca Marchán, Andrés Perales y Armando Ramírez. Los dos hombres Fueron imputados como coautores de extorsión y agavillamiento y las dos mujeres como cómplices.

En Monagas, además detuvieron a dos hombres que actuaban «para desmantelar» varias fincas en la región. Ya habían robado «10 animales tipo bovino», armas y objetos en la finca Altamira, donde ataron al dueño y trabajadores por 8 horas, y en la finca La Promesa, donde ataron al hijo de la dueña y luego le dispararon en un pie para llevarse «cuatro animales tipo bovino» una yegua y otros objetos». 

Detuvieron a dos personas: José Gregorio González y Wilber Blanco, quienes fueron imputados por robo agravado, robo agravado de ganado mayor y asociación para delinquir. Quedaron privados de libertad.

Saab igualmente indicó que han investigado a 282 fiscales, de los cuales 244 han sido judicializados. De ellos, 155 han sido imputados, 27 han sido condenados, 12 están privados de libertad y 18 tienen orden de aprehensión