Viruela símica: las tres fases que puede atravesar Venezuela y cómo responder al brote

SALUD · 31 AGOSTO, 2022 22:30

Ver más de

Mariana Souquett Gil | @nanasouquett

Foto por EFE/ Paolo Aguilar (Perú)

¿Cómo valoras esta información?

2
QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Con solo tres casos de viruela símica identificados en Venezuela hasta finales de agosto, el país tiene una gran oportunidad para impedir que el brote adquiera dimensiones mayores, pero para ello es necesario implementar determinadas medidas. 

Divulgar más información epidemiológica, crear campañas de prevención con foco en los grupos vulnerables y aumentar la capacidad diagnóstica son algunas de las acciones planteadas por cuatro especialistas durante el conversatorio «Viruela símica en Venezuela», realizado por la organización no gubernamental Acción Ciudadana contra el Sida (Accsi) este 30 de agosto. 

Los voceros abordaron los principales escenarios y desafíos para Venezuela y explicaron cómo ha sido la respuesta en la región de las Américas ante la viruela del mono o viruela símica. A continuación, tres claves sobre lo que dijeron:

1️⃣ Hay tres fases posibles para Venezuela

José Esparza, virólogo venezolano y miembro correspondiente extranjero de la Academia Nacional de Medicina, presentó la posible evolución que puede tener el brote de viruela símica en Venezuela, la cual consta de tres fases. 

La primera, en la cual se encuentra actualmente el país, consiste en un brote concentrado con casos importados: se trata de la detección de casos principalmente entre hombres que tienen sexo con hombres y que regresan de países con alta circulación del virus. 

Para la segunda fase, se prevé un aumento de casos entre hombres que tienen sexo con hombres que no han viajado, lo que Esparza denomina como un brote concentrado con transmisión comunitaria. 

La última fase aparecerá cuando el país comience a detectar casos entre mujeres y otros grupos poblacionales, lo que marcará el inicio de la endemicidad. 

«Cada fase requiere un enfoque sanitario diferente. Lo importante de las primeras dos fases, sobre todo la primera, es que como la epidemia está concentrada hay una oportunidad única para cortar la transmisión del virus. Si esperamos hasta la fase tres quizás sea muy tarde y ya habremos perdido esa oportunidad», dijo. 

Esparza, profesor del Instituto de Virología Humana de la Universidad de Maryland, igualmente exhortó a declarar alarma sanitaria y a realizar las solicitudes adecuadas para que Venezuela pueda tener acceso a vacunas y antivirales, que pueden ser herramientas útiles si se usan de manera adecuada.

También instó a trabajar directamente con las poblaciones más vulnerables. 

«Hay que priorizar las acciones para los individuos vulnerables. La mayoría de los casos han sido reportados en hombres que tienen sexo con hombres y muchas parejas sexuales. Las acciones sanitarias deben enfocarse en esa epidemiología. No podemos ignorar e invisibilizar a las personas más vulnerables. Hay que proporcionar acceso a educación, información y medidas preventivas», indicó.

2️⃣ Se necesita más información y transparencia 

Patricia Valenzuela, infectóloga y vicepresidenta de la Sociedad Venezolana de Infectología (SVI), expresó que en el país es necesaria más información epidemiológica oficial. Además, consideró que faltan canales para transmitir mensajes de manera efectiva. 

«Las campañas de prevención han sido nulas», destacó. 

Valenzuela aseguró que las sociedades científicas no han tenido acceso a más detalles sobre los tres casos identificados hasta la fecha en el país, pues se han enterado de los reportes al igual que el resto de la población: a través de las redes sociales de los ministerios de Salud y de Ciencia y Tecnología. 

De manera oficial se informó que los primeros tres casos correspondían a personas que viajaban desde España, Perú y Brasil. Extraoficialmente, los infectólogos conocieron que una de las personas vive con VIH, y uno de los casos vive en el municipio Baruta (Gran Caracas). 

En cuanto al diagnóstico, de acuerdo con la especialista, Venezuela cuenta con un laboratorio habilitado: el Instituto Nacional de Higiene Rafael Rangel (Inhrr). Sin embargo, insistió en que el país necesita ampliar su capacidad de diagnóstico y requiere de una mejor logística para hacer seguimiento a los casos y contactos. 

La experta indicó que Venezuela no cuenta con las vacunas contra la viruela humana que se están usando contra la viruela símica, ni tampoco tiene antivirales. Las claves, según Valenzuela, serán la prevención y la transparencia epidemiológica, las cuales permitirán llegar hasta los grupos más vulnerables. 

Edgar Carrasco, abogado defensor de derechos humanos e integrante de la junta directiva de Accsi, instó a implementar medidas enfocadas en la promoción de la dignidad de las personas y el respeto de los derechos humanos tanto en las labores de prevención como en la prestación de los servicios de salud.

«El Ministerio de Salud debe transversalizar los derechos humanos y la ética en todas las intervenciones. Los documentos compartidos son técnicos, no tienen sentido humano de la epidemia. Debe haber información oportuna y objetiva, se deben asignar recursos, promover la participación de las comunidades y organizar los servicios para tener una atención digna y equitativa», apuntó. 

3️⃣ Sin vacunas suficientes, los mensajes clave son importantes

Omar Sued, médico especialista en medicina interna y enfermedades infecciosas y asesor de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), recordó que América ya superó a Europa en cantidad de casos nuevos. 

De acuerdo con los datos presentados a la OPS, la mayoría de los casos son hombres, mientras las mujeres representan un pequeño porcentaje y además ya casos en niños.

La transmisión de la viruela símica ocurre por el contacto con una persona infectada. Sin embargo, en el brote actual el contagio se da principalmente en el contexto de un encuentro sexual, pues involucra un contacto prolongado y el intercambio de fluidos. 

Sued resaltó que cualquier persona puede infectarse, pero enfatizó que la emergencia actual comenzó entre hombres que tienen sexo con hombres, y aquellos que tienen múltiples parejas sexuales en un período corto representan el principal grupo que sostiene la transmisión.

El desafío, según Sued, es llevar información sin estigmatizar ni discriminar. 

«Hay una necesidad de conectarse con los posibles afectados, que son justamente las personas gays y hombres que tienen sexo con hombres, de cómo transmitir ese mensaje de que están en una situación de posible exposición, sin generar estigma ni discriminación. Por eso es importante que la información también la produzcan las ONG y asociaciones de estos grupos», indicó. 

Sobre la respuesta de la OPS, Sued informó que la organización trabaja para ayudar a los países de la región a adquirir vacunas, lo que representa un desafío al haber un solo productor. 

«Solo ha podido comprometer 100.000 dosis para toda la región de las Américas. Es nada para una región que tienen 10 millones de personas posiblemente en exposición. Pero por ahora OPS/OMS no recomienda vacunaciones masivas, solamente en poblaciones específicas de mucho más riesgo», dijo. 

SALUD · 30 SEPTIEMBRE, 2022

Viruela símica: las tres fases que puede atravesar Venezuela y cómo responder al brote

Texto por Mariana Souquett Gil | @nanasouquett
Foto por EFE/ Paolo Aguilar (Perú)

Con solo tres casos de viruela símica identificados en Venezuela hasta finales de agosto, el país tiene una gran oportunidad para impedir que el brote adquiera dimensiones mayores, pero para ello es necesario implementar determinadas medidas. 

Divulgar más información epidemiológica, crear campañas de prevención con foco en los grupos vulnerables y aumentar la capacidad diagnóstica son algunas de las acciones planteadas por cuatro especialistas durante el conversatorio «Viruela símica en Venezuela», realizado por la organización no gubernamental Acción Ciudadana contra el Sida (Accsi) este 30 de agosto. 

Los voceros abordaron los principales escenarios y desafíos para Venezuela y explicaron cómo ha sido la respuesta en la región de las Américas ante la viruela del mono o viruela símica. A continuación, tres claves sobre lo que dijeron:

1️⃣ Hay tres fases posibles para Venezuela

José Esparza, virólogo venezolano y miembro correspondiente extranjero de la Academia Nacional de Medicina, presentó la posible evolución que puede tener el brote de viruela símica en Venezuela, la cual consta de tres fases. 

La primera, en la cual se encuentra actualmente el país, consiste en un brote concentrado con casos importados: se trata de la detección de casos principalmente entre hombres que tienen sexo con hombres y que regresan de países con alta circulación del virus. 

Para la segunda fase, se prevé un aumento de casos entre hombres que tienen sexo con hombres que no han viajado, lo que Esparza denomina como un brote concentrado con transmisión comunitaria. 

La última fase aparecerá cuando el país comience a detectar casos entre mujeres y otros grupos poblacionales, lo que marcará el inicio de la endemicidad. 

«Cada fase requiere un enfoque sanitario diferente. Lo importante de las primeras dos fases, sobre todo la primera, es que como la epidemia está concentrada hay una oportunidad única para cortar la transmisión del virus. Si esperamos hasta la fase tres quizás sea muy tarde y ya habremos perdido esa oportunidad», dijo. 

Esparza, profesor del Instituto de Virología Humana de la Universidad de Maryland, igualmente exhortó a declarar alarma sanitaria y a realizar las solicitudes adecuadas para que Venezuela pueda tener acceso a vacunas y antivirales, que pueden ser herramientas útiles si se usan de manera adecuada.

También instó a trabajar directamente con las poblaciones más vulnerables. 

«Hay que priorizar las acciones para los individuos vulnerables. La mayoría de los casos han sido reportados en hombres que tienen sexo con hombres y muchas parejas sexuales. Las acciones sanitarias deben enfocarse en esa epidemiología. No podemos ignorar e invisibilizar a las personas más vulnerables. Hay que proporcionar acceso a educación, información y medidas preventivas», indicó.

2️⃣ Se necesita más información y transparencia 

Patricia Valenzuela, infectóloga y vicepresidenta de la Sociedad Venezolana de Infectología (SVI), expresó que en el país es necesaria más información epidemiológica oficial. Además, consideró que faltan canales para transmitir mensajes de manera efectiva. 

«Las campañas de prevención han sido nulas», destacó. 

Valenzuela aseguró que las sociedades científicas no han tenido acceso a más detalles sobre los tres casos identificados hasta la fecha en el país, pues se han enterado de los reportes al igual que el resto de la población: a través de las redes sociales de los ministerios de Salud y de Ciencia y Tecnología. 

De manera oficial se informó que los primeros tres casos correspondían a personas que viajaban desde España, Perú y Brasil. Extraoficialmente, los infectólogos conocieron que una de las personas vive con VIH, y uno de los casos vive en el municipio Baruta (Gran Caracas). 

En cuanto al diagnóstico, de acuerdo con la especialista, Venezuela cuenta con un laboratorio habilitado: el Instituto Nacional de Higiene Rafael Rangel (Inhrr). Sin embargo, insistió en que el país necesita ampliar su capacidad de diagnóstico y requiere de una mejor logística para hacer seguimiento a los casos y contactos. 

La experta indicó que Venezuela no cuenta con las vacunas contra la viruela humana que se están usando contra la viruela símica, ni tampoco tiene antivirales. Las claves, según Valenzuela, serán la prevención y la transparencia epidemiológica, las cuales permitirán llegar hasta los grupos más vulnerables. 

Edgar Carrasco, abogado defensor de derechos humanos e integrante de la junta directiva de Accsi, instó a implementar medidas enfocadas en la promoción de la dignidad de las personas y el respeto de los derechos humanos tanto en las labores de prevención como en la prestación de los servicios de salud.

«El Ministerio de Salud debe transversalizar los derechos humanos y la ética en todas las intervenciones. Los documentos compartidos son técnicos, no tienen sentido humano de la epidemia. Debe haber información oportuna y objetiva, se deben asignar recursos, promover la participación de las comunidades y organizar los servicios para tener una atención digna y equitativa», apuntó. 

3️⃣ Sin vacunas suficientes, los mensajes clave son importantes

Omar Sued, médico especialista en medicina interna y enfermedades infecciosas y asesor de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), recordó que América ya superó a Europa en cantidad de casos nuevos. 

De acuerdo con los datos presentados a la OPS, la mayoría de los casos son hombres, mientras las mujeres representan un pequeño porcentaje y además ya casos en niños.

La transmisión de la viruela símica ocurre por el contacto con una persona infectada. Sin embargo, en el brote actual el contagio se da principalmente en el contexto de un encuentro sexual, pues involucra un contacto prolongado y el intercambio de fluidos. 

Sued resaltó que cualquier persona puede infectarse, pero enfatizó que la emergencia actual comenzó entre hombres que tienen sexo con hombres, y aquellos que tienen múltiples parejas sexuales en un período corto representan el principal grupo que sostiene la transmisión.

El desafío, según Sued, es llevar información sin estigmatizar ni discriminar. 

«Hay una necesidad de conectarse con los posibles afectados, que son justamente las personas gays y hombres que tienen sexo con hombres, de cómo transmitir ese mensaje de que están en una situación de posible exposición, sin generar estigma ni discriminación. Por eso es importante que la información también la produzcan las ONG y asociaciones de estos grupos», indicó. 

Sobre la respuesta de la OPS, Sued informó que la organización trabaja para ayudar a los países de la región a adquirir vacunas, lo que representa un desafío al haber un solo productor. 

«Solo ha podido comprometer 100.000 dosis para toda la región de las Américas. Es nada para una región que tienen 10 millones de personas posiblemente en exposición. Pero por ahora OPS/OMS no recomienda vacunaciones masivas, solamente en poblaciones específicas de mucho más riesgo», dijo. 

¿Cómo valoras esta información?

2

QUÉ CHÉVERE

QUÉ INDIGNANTE

QUÉ CHIMBO