Pdvsa quiere aumentar producción de petróleo a 1,6 millones de barriles al día - Efecto Cocuyo

POLÍTICA · 3 OCTUBRE, 2019 08:40

Pdvsa quiere aumentar producción de petróleo a 1,6 millones de barriles al día

Texto por Efecto Cocuyo | @efectococuyo

Ver más de

Efecto Cocuyo | @efectococuyo

¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

El Gobierno de Nicolás Maduro ha planteado aumentar este año la producción de petróleo a un nivel de entre 1,5 millones y 1,6 millones de barriles al día, es decir, volver al nivel de 2018, dijo este jueves, 3 de octubre, el ministro de Petróleo de Nicolás Maduro, Manuel Quevedo, desde Moscú.

La producción de petróleo en el país se encuentra actualmente “por debajo de 1 millón” debido a “los ataques a su sistema energético” y las sanciones financieras impuestas por Estado Unidos a Venezuela, especialmente aquellas contra la estatal petrolera Pdvsa, la principal fuente de ingresos de Venezuela, dijo Quevedo.

El también presidente de Pdvsa señaló en un panel de la Semana Energética de Rusia que se celebra en Moscú, que Caracas quiere revertir este escenario: “Este año tenemos un plan para volver a los niveles de producción de 2018”, afirmó.

“Tenemos un plan para 1,5 millones, 1,6 millones” de barriles al día, indicó Quevedo, quien recalcó que, desde la fundación de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) en 1960 Venezuela “siempre ha sido un productor fiable”.

Esta confianza, aseveró, ha sido socavada por “ataques a nuestra capacidad energética”, en referencia a los apagones que el Gobierno de Nicolás Maduro ha atribuido a “ataques terroristas coordinados y sincronizados contra las líneas de transmisión eléctrica”.

Aseguró que ello, junto a “una serie de ataques contra la vida” de Maduro, tenía “el objetivo claro de atacar a un país con una riqueza de diferentes recursos minerales”.

“Naturalmente esto resultó en importantes caídas en los niveles de producción”, porque en 2018 el plan de Venezuela era producir 2,5 millones de barriles al día y no un millón menos como ocurrió.

Recordó que Venezuela, que tenía una producción de “más de 3 millones de barriles” de petróleo al día y tiene el objetivo de alcanzar un bombeo de 5 millones -en 2025, según anunció Maduro en enero pasado- “trabaja duro para volver a los niveles iniciales”.

Quevedo quiso aprovechar su intervención en la Semana Energética de Rusia para transmitir el mensaje de que el “mercado (de gas y petróleo) no puede ser utilizado como instrumento político para atacar a economías globales”.

“El mercado de petróleo y gas debe ser utilizado para el desarrollo de diferentes países y diferentes personas”, sostuvo, al tiempo que destacó el grado “muy alto de volatilidad”.

“Quisiera enviar un mensaje a todos los líderes: creo que son ellos los que deberían asumir la responsabilidad de asegurar que la energía sea utilizado para el bien, para el bien del desarrollo (…)”, dijo el ministro.

“E instamos a todos los miembros de OPEP+ (países de la OPEP y aliados) a participar en ello, porque si bien la OPEP no es una organización política y está centrada en el equilibrio de los mercados, es importante entender que los países productores son economías que requieren el equilibrio y la estabilidad necesarios”, indicó Quevedo. 

Diversificar las fuentes de energía

Venezuela defiende la importancia de complementar las distintas fuentes de energía para suplir la demanda global y fortalecer la economía de los países productores, dijo Quevedo en el mismo evento.

“Venezuela es partidaria de promover la complementariedad entre las distintas fuentes de energía como un factor estratégico”, afirmó al comienzo de la 21 reunión ministerial del Foro de Países Exportadores de Gas (FPEG) celebrada en el marco de la Semana Energética de Rusia.

Según el titular de Petróleo, esto es necesario tanto para “suplir la demanda global de energía como para fortalecer la dinámica económica en los países productores”.

Quevedo llamó a los presentes a buscar la estabilidad de los mercados con el fin de fomentar la inversión y equilibrar la producción con la demanda.

En este contexto, indicó, es imprescindible observar debidamente el derecho a la soberanía, tanto de los países productores como de los consumidores.

El ministro señaló que los datos permiten anticipar que “garantizar el suministro de la energía es y será una prioridad para las políticas de Estado”.

Según el alto funcionario, en 2040 los combustibles fósiles continuarán siendo muy importantes para abastecer la demanda mundial de energía y “representarán entre el 72 y el 76 % del consumo total”.

“Resulta clave lograr que el consumo de combustibles fósiles tenga el menor impacto ambiental. Esto será posible promoviendo de manera decidida el consumo de gas natural, el cual debe ocupar un rol central en el diseño de políticas públicas de todos los países que busquen alcanzar este objetivo”, añadió.

Quevedo destacó que el gas natural es ampliamente reconocido por sus bondades, pero insistió en que el crecimiento y el aumento de su presencia en los mercados es una tarea que requiere “un esfuerzo a nivel institucional” que implica flujos de energía más “dinámicos y flexibles” y el consecuente desarrollo de la infraestructura.

El FPEG, que celebrará su próxima cumbre del 26 al 29 de noviembre en Malabo, capital de Guinea Ecuatorial, fue fundado en Teherán en 2001 y cuenta con 22 miembros reconocidos, cinco países que han participado en diversas reuniones ministeriales y dos naciones observadoras.

Con información de EFE