Foro cívico sobre diálogo en México: “negociación sigue siendo la única salida”

POLÍTICA · 14 AGOSTO, 2021 18:37

Ver más de

Manuel Tomillo C. | @ManuelTomilloC


¿Cómo valoras esta información?

1
QUÉ CHÉVERE
2
QUÉ INDIGNANTE
1
QUÉ CHIMBO

Al cumplirse 100 días de la instalación del nuevo Consejo Nacional Electoral, la alianza Foro Cívico, que intervino activamente en la consolidación de la conformación de esa nueva directiva, emitió este sábado 14 de agosto un comunicado para ofrecer un balance de lo que consideran han sido los alcances de tal ejercicio ciudadano.

La coalición de ONG de carácter cívicos reiteraron su posición sobre que la participación en las próximas elecciones del 21 de noviembre son “un aporte a la lucha por la reconstrucción institucional del país, que no solo no se contrapone, sino que da apoyo a otros esfuerzos en la búsqueda de acuerdos que puedan realizarse en diferentes ámbitos.

Afirmaron que conciben la celebración de las próximas elecciones regionales y locales como una oportunidad para “avanzar hacia la recuperación del derecho a elegir de todos los venezolanos. Se trata de una tarea ardua, que ya se ha iniciado y a la que debemos apoyar de distintas maneras; comprendiendo que lo que sembremos hoy será la cosecha del mañana”.

Añadieron en un comunicado que, en el marco del proceso de diálogo instalado este viernes 13 de agosto en México, en el que participan representantes del Gobierno de Nicolás Maduro y de la oposición, que “la negociación sigue siendo la única salida”, por lo que saludaron “el progreso en la construcción de un nuevo espacio de negociación en México”.

Foro Cívico sobre conversaciones en México: Ambos bandos deben ponerse de acuerdo en favor de la gente #ConLaLuz

Abogaron para que se avance en el diseño de mecanismos que hagan posible los acuerdos políticos y que ofrezcan las soluciones impostergables que demanda la población.

“Estos acuerdos deben construirse desde los más variados escenarios de la vida ciudadana, de manera que se integren y se fortalezcan mutuamente, hasta alcanzar una base firme que permita abordar con posibilidades de éxito los problemas que nos agobian”, agrega el comunicado.

Manifestaron que la experiencia ha enseñado al país que la salida de esta situación no es posible sin que exista un genuino entendimiento entre los diversos sectores políticos y sociales del país.

“Estamos convencidos de que los acuerdos incrementales no son obstáculos para una negociación integral, siempre y cuando estos se gestionen de manera coordinada como parte de una estrategia global que tenga como objetivo la recuperación progresiva de la institucionalidad y la protección de los ciudadanos”, añaden.

Indicaron que para que ese diálogo sea fructífero debe existir una hoja de ruta que contribuya a que este proceso sea capaz de superar esas diferencias entre los sectores políticos.

“Entendemos que sólo desde el logro de esta elevación del objetivo central por encima de pugnas políticas e ideológicas, el nuevo proceso de negociación tendrá la posibilidad de conducir al país hacia cambios reales y positivos”, agregaron.

“Reiteramos nuestra convicción de que sólo a través de un acuerdo de convivencia política se podrán alcanzar soluciones que generen confianza y construyan el camino de transformación institucional que requerimos en Venezuela”, dijeron además.

En este sentido, hicieron planteamientos puntuales para ese diálogo:

  • Es imperioso que restablezcamos el poder integral del voto como expresión de la voluntad popular. Esto supone entender los venideros comicios del 21 de noviembre como el inicio de un ciclo de recuperación de la institucionalidad electoral y de restitución del derecho a elegir y a ser electo, cuyo tránsito debemos ver entre 2022 y 2024.
  • Es necesario que el proceso de negociación que se inicia en México parta del reconocimiento mutuo entre los actores que lo integran, sin condicionar el diálogo y el entendimiento a agendas particulares de los actores, definiendo con claridad el propósito de la negociación como el camino para alcanzar consensos para la reconstrucción institucional.
  • La solución pacífica a la crisis venezolana pasa por la materialización de gestos que dejen clara la voluntad y buena fe de los sectores involucrados. Urgen acciones que atiendan las demandas reales de las personas en temas como la apertura del espacio humanitario y el plan de vacunación. Esta ronda en México debe ser la primera de un proceso sostenido de conversaciones que vayan generando de manera progresiva hechos tangibles.
  • Desde el Foro Cívico, ratificamos nuestro compromiso con alcanzar acuerdos desde la paz, el entendimiento y la construcción de una solución negociada. Seguiremos haciendo las demandas de restitución de derechos humanos que requiere el país y trabajando en la construcción y articulación de espacios de entendimiento que permitan la edificación de una agenda de trabajo que tenga a la gente en el centro de su acción y nos conduzca hacia una nueva democracia.
  • Ponemos a disposición de los actores nuestras capacidades técnicas y trabajo social para contribuir a lograr un mecanismo de negociación creíble, genuino y que de respuestas verdaderas a las problemáticas de Venezuela. Como país no podemos darnos el lujo de que esta nueva oportunidad se desvirtúe o se instrumentalice