OPINIÓN · 22 ABRIL, 2017 20:48

Preocupaciones

Ver más de

Miguel Ángel Latouche | @miglatouche

¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

La lógica cotidiana de la muerte me ha mantenido alejado del teclado durante un par de semanas. Mi padre falleció hace unos pocos días luego de una vida muy larga y algunos años de batallar en contra de los achaques de la ancianidad. Espero que este viaje final sea para él al menos tan bueno como lo fue su vida. A fin de cuentas, ya no tiene que lidiar con esta lógica del absurdo que enfrentamos quienes seguimos por estos lados. Confieso que fue toda una Odisea tener que transitar a lo largo de barricadas, alcabalas y protestas en el proceso de llevar el cuerpo de mi padre al sitio de cremación. Cuando lo público no funciona los aspectos vitales de lo privado adquieren un matiz terrorífico.

Así, luego de un corto duelo –a fin de cuentas la muerte es un proceso natural- y en proceso de recuperarme de la ausencia, amanezco con una pregunta rondándome: ¿Qué país estamos construyendo hacia el futuro? Durante días he estado distanciado de las noticias, y ahora despierto de este letargo para asombrarme por el proceso de destrucción colectiva en el que estamos empeñados, por nuestra incapacidad para hacer política, para racionalizar nuestros particulares procesos colectivos.

Vivimos un cuento terrorífico en el cual se atacan hospitales llenos de niños, se lanza gente a esa cloaca que es el Guaire (mientras hay gente que celebra ese horror), se desmonta la dañada infraestructura nacional, se ataca de manera inmisericorde a la gente que protesta con “gas del bueno”, algunos se jactan de la capacidad represiva del gobierno, mientras unos muchachos encapuchados, armados con chinas, con el pecho al aire le hacen frente a la policía y se creen héroes, se militariza el país, se hacen discursos de odio, se auspicia una mayor violencia, se reprime a mansalva ¿Cuál es el límite?

Me pregunto qué hubiera pasado en Suráfrica si Mandela no hubiese existido, o si hubiese asumido su liberación con revanchismo. Me parece que el Premio Nobel de la Paz de 1993 comprendió bien que la paz es frágil, que cuando existen diferencias manifiestas entre los actores de un conflicto es necesario definir algún espacio para la construcción de acuerdos, para la reconciliación.

Reconozco que hay momentos para la confrontación y que la misma puede ser ruda. Pero la confrontación es un hecho político que no puede dejarse al azar, que debe tener objetivos viables, progresivos, inteligentemente planteados. Lo que no puede ser es un puro y simple acto de la voluntad porque, en general, hay demasiadas cosas en juego. Quiero decir, no es tan simple como decir que se trata de una “confrontación de balas contra bolas”, esa es una declaración demasiado irresponsable para mi gusto. Sobre todo cuando entiendo a conciencia que las partes en conflicto siempre terminan sentándose a negociar y que pueden hacerlo antes o después de los muertos. Yo creo, por cierto, que es mejor hacerlo antes.

Yo creo que estamos sometidos a un juego político irresponsable, la verdad nos falta madurez. Como si fuésemos espectadores de un programa de “la muchachada feliz” –permítaseme poner mi edad en evidencia–, como si se tratase de aquel horripilante programa de concursos de otros tiempos: Viva la Juventud. En ese entonces se concursaba por premios, ahora por ver quién es más arrecho. Uno tiene que estar claro en lo que nos estamos jugando, el incremento de la violencia pudiera quebrar la resistencia del gobierno, pero también pudiera llevarnos a una confrontación abierta. ¿Estamos dispuestos a jugarnos la posibilidad de una guerra civil? ¿Conocemos las consecuencias de un conflicto de esas dimensiones? Si así fuese: ¿Quién va a poner los muertos? ¿Quién va asumir la responsabilidad?

Yo me mantengo, por ahora, en la dinámica de mi luto personal; hay un tiempo en el cual a uno le corresponde retirarse a lamerse las heridas que la vida le va dejando. Me quedo, sin embargo, con la preocupación de que no nos planteemos, con la seriedad del caso, la necesidad de hacer política, de que nos movamos entre la ineficiencia de un gobierno corrupto y la incapacidad de una oposición que ha perdido un montón de oportunidades para materializar la transformación del país desde una perspectiva lo suficientemente inclusiva. Son los dilemas que enfrentamos. Me alegra que mi padre haya dejado de angustiarse por este futuro incierto.

ESPECIALES · 25 SEPTIEMBRE, 2021

Qué pasa en la frontera sur de Estados Unidos

Texto por Ivan Reyes | @IvanEReyes

ESPECIALES · 4 SEPTIEMBRE, 2021

Salud sexual en Venezuela: guía para jóvenes

Texto por Albany Andara Meza | @AlbanyAndara

ESPECIALES · 1 JULIO, 2021

Venezolanos en el Río Grande

Texto por Luz Mely Reyes | @LuzMelyReyes

ESPECIALES · 29 JUNIO, 2021

#PandemiaEnVenezuela

Texto por Efecto Cocuyo | @efectococuyo

ESPECIALES · 15 MARZO, 2021

#UnAñoDePandemia

Texto por Efecto Cocuyo | @efectococuyo

ESPECIALES · 20 FEBRERO, 2021

Explosión Monagas

Texto por Ronny Rodríguez Rosas | @ronnyrodriguez

ESPECIALES · 4 FEBRERO, 2021

Cáncer en Venezuela

Texto por Mariana Souquett Gil | @nanasouquett

ESPECIALES · 7 NOVIEMBRE, 2020

INVESTIGACIÓN | Finanzas dispersas: el rompecabezas del Gobierno interino

Texto por Equipo de Investigación (*)

ESPECIALES · 5 JULIO, 2020

Civiles que hicieron historia

Texto por Efecto Cocuyo

ESPECIALES · 14 ENERO, 2020

INVESTIGACIÓN | Metro Dirección Colapso

Texto por María Victoria Fermín Kancev | @vickyfermin

ESPECIALES · 17 DICIEMBRE, 2019

INVESTIGACIÓN | 102 toneladas de droga esfumadas en manos del Estado

Texto por Cristina González | @twdecristina

ESPECIALES · 16 DICIEMBRE, 2019

INVESTIGACIÓN | Vargas: Tragedia y olvido

Texto por Efecto Cocuyo

ESPECIALES · 22 OCTUBRE, 2019

INVESTIGACIÓN | Infancia de luto

Texto por Efecto Cocuyo | @efectococuyo

ESPECIALES · 24 ENERO, 2019

Parir y nacer en la Venezuela del hambre

Texto por Efecto Cocuyo | @efectococuyo

ESPECIALES · 24 ENERO, 2019

Misses y santos

Texto por Ana Griffin y Reynaldo Mozo Zambrano

ESPECIALES · 15 JULIO, 2020

INVESTIGACIÓN | Arco Minero del Orinoco: crimen, corrupción y cianuro

Texto por Julett Pineda y Edgar López

ESPECIALES · 30 MAYO, 2019

El amargo cacao venezolano: entre el delito y el asedio oficial

Texto por Vanessa Moreno Losada | @MoreLosada24

OPINIÓN · 1 OCTUBRE, 2021 05:50

Jueces y fiscales avalando la tortura

El Informe presentado hace quince días por la Misión de Determinación de Hechos para Venezuela de Naciones Unidas (MDH), con una nítida radiografía de las perversidades del sistema de justicia , muestra la complicidad de jueces y fiscales en la práctica de la tortura. Varios de los testimonios de detenidos indican que fueron torturados en […]

OPINIÓN · 1 OCTUBRE, 2021 05:39

¿Sociedad venezolana al cuadrado?

La semana pasada les hablaba del fenómeno de la duplicidad política y económica en Venezuela, que cual trastorno de visión doble o diplopía en términos médicos, nos viene afectando desde el año 2019. Lo anterior, deriva de una disociación macro y micro económica sin precedentes que vive el país. Incluso peor cuando intentamos entender y […]

OPINIÓN · 30 SEPTIEMBRE, 2021 05:51

¡Que se abran las aulas!

El regreso presencial a clases no se ve favorecido por los anuncios de que será el 4 de octubre, o quizás en la tercera semana, en el caso de Caracas si las cifras de contagio no se frenan. Se trata de condicionantes que cambian de un momento a otro, reforzando los temores de quienes piensan […]

OPINIÓN · 29 SEPTIEMBRE, 2021 05:45

Hasta que haya humo blanco

A la vista está disponible un enfrentamiento obstructivo y estéril que ha impedido alguna brisa de bienestar nacional durante muchos años. Sin embargo, en los últimos meses, las fuerzas políticas en disputa se han convencido de que es necesario converger hacia una solución pacífica que quite la lona del estadio y pueda volver a cantarse […]