Érase una vez en Venezuela es un trabajo hecho a fuego lento y con mucha paciencia #ConLaLuz

LA HUMANIDAD · 5 FEBRERO, 2021 20:53

Ver más de

Efecto Cocuyo | @efectococuyo


¿Cómo valoras esta información?

13
QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Pocos en Venezuela conocen o saben que existe un pueblo llamado Congo Mirador, enclavado en pleno lago de Maracaibo, que bien podría considerarse una metáfora del país: antes próspero, ahora en ruinas.

Congo Mirador, en las sombras y olvidado, no brilla tanto como el Relámpago del Catatumbo que noche a noche se ve en sus alrededores. De hecho, en otrora fue considerado un lugar turístico, por ser el “mejor lugar para observar” este fenómeno natural, el cual salvó la capa de ozono.

Por estos días el particular nombre de esta población, de apenas 140 palafitos y poco más de 600 habitantes, ha vuelto sonar gracias a que es protagonista de un filme documental, que pondría a Congo Mirador en millones de bocas en el mundo, se ser nominada al premio Oscar de la Academia.

Su directora, Anabel Rodríguez, conversó sobre todo lo que implicó la realización de esta, su ópera prima, en el especial #ConLaLuz, entrevistada por Luz Mely Reyes, directora de Efecto Cocuyo, y la participación del periodista de la casa Antonio Di Muro, especialista en cine.

“Esta película es un trabajo hecho a fuego lento y con mucha paciencia”, fue la forma en que describió su obra, que el próximo 9 de febrero podría quedar entre las seleccionadas para competir en los renglones de Mejor Documental y Mejor Película Internacional en los Oscar 2021, que se entregarán el 25 de abril próximo.

Once Upon a Time in Venezuela o Érase una vez en Venezuela, es el título de esta película, que trata sobre un “pueblo de agua” a punto de convertirse en un pantano y que muestra de manera real como se mezcla la rivalidad con la inocencia, el amor con el fanatismo, y el gran deseo de creer en la posibilidad de un mundo mejor, dentro de una gran violación a los derechos humanos.

“Si están en Venezuela pueden ver la película en el cine, estamos ya en 9 salas, también pueden verla por streaming en las plataformas de Gran Cine, Cine Mestizo y Ticket Mundo”, dijo la cineasta.

Durante 8 años, narró Rodríguez, viajó durante un día y medio con su equipo para enamorar al pueblo de que el mundo debía conocer su historia.

“Ellos nos recibieron como parte de la comunidad del Congo, entendiendo que estábamos haciendo una película. Los grandes protagonistas son los congueros mismos”, contó durante la entrevista.

Sin el músculo de un estudio de Hollywood o el apoyo del Estado, los realizadores de un documental que ilustra la crisis venezolana a través de un pueblo en ruinas apostó por el “crowdfunding” para financiar su participación en la desigual carrera a los Óscar.

Once Upon a Time in Venezuela ha recorrido  más de 25 festivales internacionales, entre ellos Sundance, el Festival Internacional de Cine Documental de Canadá Hot Docs, Hot Springs y el Internacional de Ámsterdam (IDFA) y ha acumulado unos ocho galardones.

Vea la entrevista: