El Camino, Breaking Bad y el final del viaje de un héroe

LA HUMANIDAD · 14 OCTUBRE, 2019 17:21

El Camino, Breaking Bad y el final del viaje de un héroe

Texto por Antonio Di Muro Mayorca

Ver más de

Antonio Di Muro Mayorca

¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Una película fiel a sus orígenes. El pasado viernes, la plataforma digital Netflix estrenó El Camino: Una película de Breaking Bad. La historia sirve como una suerte de elipsis que ata de manera satisfactoria el cabo suelto dejado por la serie en su capítulo final, respondiendo a la interrogante ¿Qué sucedió con Jesse Pinkman?.

Breaking Bad, es considerada una de las mejores series de televisión de estos tiempos, a lo largo de sus cinco temporadas (transmitidas desde 2008 a 2013) el programa le otorgó a su audiencia personajes, escenas y diálogos memorables, volviéndose un referente a las series de culto, siendo comparada con producciones como Los Soprano. 

Con el estreno de “El Camino  la expectativa de los fanáticos subió como la espuma, la cinta nos sitúa justo después del episodio final de la serie y nos muestra a Jesse Pinkman (Aaron Paul) escapando tras haber sido liberado por su antiguo socio, Walter White, de la banda de Neonazis que lo tuvo secuestrado durante un año.  

Dirigida y escrita por el creador de la serie Vince Gilligan, el film nos muestra una historia completa, siendo una cinta que es más que un episodio de dos horas. Gilligan mantuvo a lo largo de los años la estética de Breaking Bad, ofreciendo una fotografía espectacular dotada de planos muy bien cuidados que prestan atención al más mínimo detalle y manteniendo la inconfundible paleta de colores que fue característica de la serie. 

Una obra auténtica, la cinta a pesar de no brindar grandes escenas, enfrentamientos o persecuciones, nos ofrece la profundidad de una historia compleja. Aaron Paul nos muestra a un Jesse Pinkman más maduro, un personaje marcado por los sucesos ocurridos en la última temporada, recordándonos que Jesse siempre fue uno de los personajes más humanos de Breaking Bad, lo vemos cansado, sucio y con cicatrices, llorando arrepentido de las decisiones que tomó en el pasado cuando fue un capo de la mafia. El viaje que Pinkman emprende es más un trayecto para limpiar sus pecados que una carrera contra la ley. No se trata de una cinta sobre un bandido que quiere huir de la policía, es más bien la travesía de un hombre torturado que busca paz, el viaje del héroe que culmina. 

El Camino: una película de Breaking Bad, sirve de epílogo a la serie, es una cinta de carácter sentimental que apela a la nostalgia, en ocasiones reflexiva, hecha con cariño a los fanáticos, es una manera de darle a la historia, y específicamente a Jesse Pinkman su merecido final feliz.  

 

Si quieres saber más sobre este tema, lee también: