De 52 presos políticos con complicaciones de salud 13 tienen enfermedades graves, reporta Foro Penal

DEPORTES · 5 ENERO, 2021 21:00

Ver más de

Reynaldo Mozo Zambrano | @reymozo


¿Cómo valoras esta información?

5
QUÉ CHÉVERE
1
QUÉ INDIGNANTE
1
QUÉ CHIMBO

52 presos políticos con problemas de salud. La muerte del indígena de la etnia Pemón Salvador Franco encendió nuevamente las alarmas de familiares, activistas y defensores de derechos humanos en el país; Franco es el octavo preso político en morir bajo custodia del Estado venezolano.

Hasta el mes de octubre del 2020, la organización no gubernamental Foro Penal registró por lo menos 52 presos políticos con problemas de salud graves o leves, aunque entre ellos no estaba Franco, quien falleció el pasado 3 de enero en el internado judicial El Rodeo II, en el estado Miranda, a pesar de que desde el 21 noviembre de 2019 existía una orden de un tribunal para que fuese llevado a un centro de salud.

En el informe, la ONG señala que de acuerdo con la información aportada por familiares de los 52 presos políticos, por lo menos 13 personas, el 25 %, tienen estados de salud que fueron catalogados como graves, mientras que 33 personas, que representan el 63 %, tienen estados de salud catalogados como medio y, 6 personas (el 12 %) padecen dolencias de salud que fueron catalogadas como leves.

13 graves

Hasta octubre del pasado año 13 presos políticos venezolanos fueron catalogados con estados de salud grave. Foro Penal subraya que en la mayoría de los casos se les ha negado la atención médica primaria o especializada.

“En muchas ocasiones los jueces, el Ministerio Público o  laDefensoría del Pueblo e incluso los propios funcionarios de los cuerpos de seguridad custodios no han tomado en cuenta el riesgo que supone para la vida de estas personas no brindarles atención médica inmediata”, se lee en el informe.

🏥Eduardo José Henríquez Pernía

Está detenido en la cárcel militar de Ramo Verde desde el pasado 7 de julio de 2020. En su estancia en prisión ha presentado fiebre, dolor de cabeza, pérdida de conocimiento, tos, debilidad, dificultad para respirar y no ha sido atendido por ningún especialista.

El Foro Penal señala que el sargento técnico en grado de retiro fue torturado y le dislocaron el hombro derecho; por estas lesiones no fue atendido nunca por un médico y actualmente se encuentra incapacitado para hacer movimientos o levantar el brazo lesionado. “Presenta fuertes dolores en el brazo. En el servicio médico del penal se recomendó hacer una resonancia, pero no ha sido trasladado”, se lee en el documento.

🏥Alberto José Salazar Cabañas

Se encuentra detenido en la sede del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) El Helicoide, desde el pasado 28 de enero de 2019.

Salazar Cabañas padece de dolor constante e infección en el ojo izquierdo desde enero de 2019, por desprendimiento de retina, producto de las torturas que sufrió. No ha recibido atención médica, ni tratamientos.

El 20 de marzo de 2019 se presentó una denuncia ante la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos sobre su estado de salud y el  02 de diciembre de 2019 se presentó una denuncia internacional ante la oficina del Consejo de Derechos Humanos de la ONU.

Actualmente el primer teniente del Ejército requiere de asistencia odontológica y oftalmológica, ya que no ve por el ojo izquierdo.  “Necesita atención psicológica, ya que ha presenta depresión, llanto, habla cosas incoherentes, y ansiedad debido a las torturas a las que fue sometido”, dice el informe de Foro Penal.

Salazar Cabañas fue acusado por el ministro Néstor Reverol  de pertenecer a un grupo de militares “desertores, golpistas y mercenarios”.

🏥Emirlendris Carolina Benítez Rosales

Está recluida en el Instituto Nacional de Orientación Femenina (Inof) desde el pasado 6 de agosto de 2018; el régimen de Nicolás Maduro la acusa de  presuntamente participar en el atentado fallido en contra del líder chavista.

Desde que está recluida padece de dolores en la rodilla, retención de líquidos, dolor constante en la zona lumbar y dolor en el vientre. Benítez sufrió un aborto estando privada de libertad a principios de agosto de 2018.

Su defensa ha hecho denuncia ante la Defensoría del Pueblo, pero no ha recibido respuestas. Según el informe de la ONG defensora de los derechos de los presos políticos, el pasado 24 de octubre del año 2020 fue trasladada a un centro asistencial por presentar parestesia de piernas y brazos (adormecimiento de los miembros superiores e inferiores).

“Le fueron prescritos análisis de laboratorio y RX de columna y cervical lateral. Requiere de asistencia odontológica, ya que tiene dolor en varias muelas y además necesita asistencia psicológica. “Está deprimida, y llora constantemente”, aseguran.

🏥Gabriel Jesús Barros Romero

Está preso en la cárcel militar de Ramo Verde desde el 6 de agosto del año 2017. Desde que está internado ha padecido de dolores de cabezas constantes y mareos por los golpes y torturas recibidos durante su reclusión. Las torturas le provocaron  dolor y crecimiento en los testículos uno de ellos está más grande que el otro.

“No ha recibido atención médica. Se ha denunciado ante Fiscalía de Derechos Fundamentales y no se ha recibido respuesta”, reza el documento.

A Barros Romero le imputaron los delitos traición a la patria, rebelión militar, sustracción de efectos pertenecientes a las fuerzas armadas  por estar supuestamente implicado en el Caso Paramacay u Operación David.

🏥Giulianny Espinoza Ramírez

El 6 de agosto  de 2017 fue detenido y desde entonces se encuentra preso en la cárcel de Ramo Verde. Las autoridades chavistas lo vinculan al asalto al fuerte Paramacay y su condición de salud es grave.

Según el informe de Foro Penal, Espinoza presenta fuerte dolor en uno de sus testículos y crecimiento importante en uno de ellos y hasta octubre del año 2020 no había recibido atención médica ni tratamiento.

Su defensa ha presentado denuncias ante el Ministerio Público y Defensoría del Pueblo, pero no han recibido respuestas. “Requiere asistencia oftalmológica por presentar fuertes dolores de cabeza y dificultad para ver. Al igual que asistencia psicológica por presentar depresión”.

🏥Gustavo José Malavé Bucce

El hombre de 64 años de edad fue detenido el 4 de septiembre de 2017 y se encuentra recluido en la sede de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim), ubicada en la urbanización Boleíta de Caracas.

Malavé presenta las siguientes patologías: cardiopatías, ha sufrido de dos infartos y una angina de pecho, el hombre debe recibir un tratamiento médico especifico y permanente, así como evaluaciones médicas semestrales, que no se están cumpliendo.

De manera esporádica ha sido evaluado en el Hospital Militar, pero esas observaciones  no son completas porque el hospital no tiene reactivos ni los dispositivos para realizar las evaluaciones, según el informe de la ONG.

Desde el año 2015 Malavé también padece de hiperplasia prostática que se caracteriza por el recrecimiento anormal de la próstata, y produce dolencias y excesiva frecuencia urinaria. “Dicha enfermedad debe ser vigilada para evitar degeneraciones como el cáncer de próstata, No ha recibido atención médica, ni tratamiento”, detalla el documento.

🏥Henry Sánchez Mora

Desde el 5 de septiembre del año 2017 se encuentra detenido este extrabajador de Petróleos de Venezuela, en el Centro de Formación Hombre Nuevo “El Libertador”, del estado Carabobo.

El Fiscal General designado por la Constituyente chavista, Tarek William Saab, lo señaló de estar incurso en una trama de sabotaje y corrupción.

Desde que está detenido ha presentado las siguientes patologías: cálculos en la vesícula, cálculos en los riñones, cólicos nefríticos, crisis de hipoglicemia que le causan desmayos, así como fiebres y constante gripe.

Por su caso se ha formulado denuncia ante la ONU, pero hasta el cierre del informe presentado por Foro Penal no se ha recibido respuesta.

Actualmente requiere de asistencia odontológica ya que se le han caído varias piezas dentales. Necesita asistencia oftalmológica por tener dificultad para ver de lejos y de cerca; y asistencia psicológica, por presentar depresión, insomnio y ansiedad.

🏥Javier Rafael Peña

El sargento primero del Ejército está detenido desde el 19 de enero del año 2017, en la cárcel de Ramo Verde. La administración chavista lo culpa de estar detrás de un presunto golpe de Estado, aunque estos no han podido demostrar la participación del militar venezolano.

El sargento es uno de los trece presos políticos con estado de salud grave y presenta adormecimiento del lado izquierdo de la cara y dolor de cabeza desde el 15 de junio de 2019. Además Requiere de asistencia odontológica y psicológica, debido a episodios de depresión y estrés.

🏥Juan Carlos Marrufo Capozzi

Es un oficial retirado de nacionalidad italiana, quien fue detenido, junto con su esposa la española María Auxiliadora Delgado Tabosky por el caso Caguaripano y el asalto al fuerte Paramacay.

Marrufo Capozzi y su esposa fueron excarcelados por la Dgcim, pero en menos de 24 horas una comisión de las Fuerzas de Acciones Especiales (Faes) los detuvo nuevamente.

Su condición médica es grave y su padecimiento es el siguiente: hipertensión severa, esta patología sólo puede ser controlada con tratamiento médico, que no está recibiendo.  Según la ONG no se le han practicado exámenes médicos y se ha desmayado en diversas oportunidades por no recibir su tratamiento.

Padece de un nódulo tiroideo, desde el 15 de diciembre de 2018, es un nódulo perceptible a nivel de tiroides izquierdo, con posible tendencia a malignidad. Necesita operación para posible biopsia. No se le han hecho exámenes, ni ha sido atendido en ningún centro asistencial por un médico.

Padece de gastritis severa, con principios de esófago de Barret por reflujo gástrico. Requiere de asistencia odontológica por posible infección y asistencia oftalmológica ya que su vista se ha deteriorado por la falta de exposición a la luz solar.

El militar retirado necesita asistencia psicológica por tener pensamientos depresivos, tendencias suicidas, irritabilidad, falta de memoria.

🏥Juan Antonio Planchart Márquez

El abogado fue acusado por el exministro de Comunicación del régimen chavista, Jorge Rodríguez, de estar  detrás de la “operación para apropiarse de los recursos de Venezuela en bancos internacionales”.

Desde el 23 de marzo de 2019 está recluido en la sede del Sebin El Helicoide en Caracas y su estado de salud es grave.

“Médicos del Sebin el 12 de septiembre de 2019 le diagnosticaron un tumor encapsulado de 6 cm de diámetro en el cuello y ordenaron su extirpación inmediata. El tribunal de la causa ordenó su traslado el 05 de diciembre de 2019 a un centro médico y el órgano aprehensor se ha negado a acatar la orden”, señala Foro Penal.

🏥Jorge Henrique Alayeto Bigott

El padre de familia está preso en Ramo Verde desde el 7 de agosto de 2017, tras ser vinculado con la “Operación David”, encabezada por el capitán de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), Juan Carlos Caguaripano.

La salud de Alayeto es grave y presenta las siguientes patologías: Luxación acromio clavicular derecha, que le genera dolor en la columna, dolor de cabeza y en el brazo derecho. No ha recibido atención médica ni tratamiento y además presenta dolencias gastrointestinales, caracterizadas por ardor y fuertes dolores estomacales, inflamación de colon, problemas renales y sufrió un cólico nefrítico.

🏥Juan Francisco Díaz Castillo

El sargento primero fue imputado por los delitos de traición a la patria e instigación a la rebelión. Desde el 19 de enero de 2017 está preso en la cárcel de Ramo Verde y presenta complicaciones graves en su salud.

Las patologías que sufre el sargento primero son: desnutrición, pérdida de peso notable de 80 kilos a 55 kilos desde marzo de 2018; hipotensión, sudoración fría, palidez, dolor de cabeza, fatiga, debilidad y náuseas.

El efectivo castrense también padece de dolor en la costilla izquierda al respirar y al hacer cualquier esfuerzo físico, por aparente fisura intercostal y requiere asistencia odontológica por caries y caída de varias piezas dentales; así como asistencia oftalmológica por no tener buena visión.

🏥María Auxiliadora Delgado de Marrufo

Es la segunda mujer en la lista de los 13 presos políticos con complicaciones graves en su salud. Fue detenida nuevamente junto a su esposo el 20 de marzo de 2019, por el caso Caguaripano y el fuerte Paramacay.

Está recluida en la sede de la Dgcim en Boleíta y presenta las siguientes patologías médicas: crisis hipertensiva recurrentes. “Ha recibido tratamiento en sitio, pero no ha sido evaluada por un médico especialista”, dice el informe.

Delgado requiere asistencia médica de un especialista en neumología, por presentar episodios respiratorios recurrentes.

Leves y medios

De los 52 presos políticos a los que se refiere el Foro Penal, por lo menos seis tienen patologías leves. Se trata de Juan Bautista Guevara Rodríguez, José Eloy Rivas Díaz, Juan Carlos Barreto Ramos, Juan Francisco Rodríguez Dos Ramos, Juan Ubencio Machado y Jofre Castro Alviárez.

Los padecimientos van desde enfermedades respiratorias, hipertensión, glaucoma primario y ansiedad hasta abscesos en la piel.

El informe señala que hay 33 presos políticos con padecimientos médicos medios. Ellos son: Alberto Polo Díaz, Adolfo Torrez Vargas, Anderson Farnetano Yamboos, Carlos Rivero Martínez, Carlos Parra Pérez, Cesar Valera Villarroel, Franks Cabaña Andara, Héctor Roque Ramírez, Hevert Glod Vásquez, Hirto Hurtado Briceño, Jlihe  Hernández Palma, Jefferson García Dos Ramos, Jesús  Castro Gómez, Juan Carrillo Martínez, José  Rondón Peers,  y José González Ospedales.

Entre los presos políticos con condiciones de salud catalogadas medias también e encuentra  José Valladares Mejías, José Rommel Acevedo Montañez, Luis Peña Arteaga, Luis Mogollón Velázquez, Luis Bandres Figueroa, Luis Lobo Medina, Larry Briceño Hinestroza, Luis Molina Cerrada, Luis Martínez Cardozo, Miguel Castillo Cedeño, Rafael Díaz Cuello, Ricardo Zomacal Longo, Robert Salas Moreno, Roberto Romero Pérez, Ruperto Sánchez Casares, Yolmer Escalona Torrealba y Yordanis Camacaro González.