Nuevo impuesto a las operaciones en dólares suma más presión a las empresas - Efecto Cocuyo

ECONOMÍA · 26 NOVIEMBRE, 2020 08:28

Nuevo impuesto a las operaciones en dólares suma más presión a las empresas

Texto por Margaret López

Ver más de

Margaret López

¿Cómo valoras esta información?

19
QUÉ CHÉVERE
2
QUÉ INDIGNANTE
3
QUÉ CHIMBO

Del nuevo impuesto a las operaciones financieras en divisas se desconoce todo. ¿Quiénes lo cancelarán? ¿Solo las empresas jurídicas y los grandes comercios? ¿O todos aquellos venezolanos con una cuenta en dólares en la banca nacional?

Tampoco se sabe de cuánto será la tasa, ni cuándo empezará a tener vigencia. Por ahora, lo único claro para los expertos tributarios es que este nuevo impuesto viene a sumarle más presión a las empresas y a los precios de sus productos a ocho meses de que empezara la pandemia del COVID-19 en el país.

“Se quiere desestimular el uso de la moneda extranjera, pero nada sabemos sobre cómo van a aplicar este nuevo tributo. No hay ninguna duda de que este impuesto adicional va a incidir en los precios y puede significar la decisión de cerrar para una empresa que siente que no puede con las cargas tributarias” advirtió Héctor Orochena, consultor tributario y especialista en finanzas públicas, en entrevista para Efecto Cocuyo.

Nuevo costo empresarial

Delcy Rodríguez, ministra de finanzas del equipo de Nicolás Maduro, se limitó a publicar en Twitter que este nuevo tributo surgirá de una reforma de la Ley de Impuesto a las Grandes Transacciones Financieras.

Esta legislación se promulgó en diciembre del año 2015 mediante una habilitante y en su exposición de motivos se resaltó que “se distingue de otros tributos de similar naturaleza”, porque deja libre de gravamen a las personas naturales, algo que no pasaba con el antiguo Impuesto al Débito Bancario.

El otro dato que se adelantó fue que la alícuota del nuevo tributo será superior al Impuesto a las Grandes Transacciones Financieras. Hoy esta tasa está fijada en 2% del monto de la operación bancaria y supone uno de los pagos tributarios más abultados para las empresas en la actualidad, si se considera que se realiza de forma inmediata y por cada transacción financiera, incluso para la adquisición de cheques de gerencia.

“Cada vez que una empresa realiza una operación bancaria tiene que cancelar este impuesto. El mayor tributo en monto nominal es el Impuesto Sobre la Renta (Islr), pero en términos reales los más importantes son el IVA (Impuesto al Valor Agregado) y este de las transacciones financieras” explicó Camilo London, asesor tributario y profesor de la Universidad Católica Andrés Bello (Ucab), en entrevista telefónica con Efecto Cocuyo.

Este nuevo impuesto anunciado a la medianoche del miércoles 25 de noviembre supone un nuevo costo para las estructuras de las empresas. La tendencia en Venezuela va en contravía a las medidas gubernamentales que se tomaron en otros países como Panamá, Costa Rica o Colombia, que apostaron por reducir las cargas tributarias de las empresas para que pudieran enfrentar los efectos de la pandemia del nuevo coronavirus.

¿Primer impuesto a pagar en dólares?

Otra de las incógnitas de este nuevo tributo de las transacciones financieras en divisas es si se calculará y pagará en bolívares o directo en dólares. “En los tweets no se hizo referencia a la moneda de pago de este nuevo tributo”, como resaltó London.

La respuesta final se conocerá cuando se publique la reforma de la ley y se revelen todos los detalles. Sin embargo, no hay que olvidar que la Superintendencia de las Instituciones del Sector Bancario (Sudeban) autorizó el cobro de comisiones en dólares o euros para las transferencias con las nuevas cuentas de la banca nacional en divisas, que empezaron a impulsarse con fuerza desde comienzos de este 2020.

Tampoco hay que dejar de lado que el Código Orgánico Tributario reformado en febrero pasado contempla en su artículo 146 que el Banco Central de Venezuela “a requerimiento del ministerio con competencia en materia de Finanzas” puede fijar excepciones a la hora de expresar la moneda de pago y fijar los montos imponibles en los distintos tributos. Esto supone que el nuevo impuesto a las transacciones financieras en divisas pudiera convertirse en el primer impuesto a pagar directo en dólares para las empresas.

Foto principal: Mairet Chourio