Los acrónimos creados por el Gobierno para salvar el control cambiario - Efecto Cocuyo

ECONOMÍA · 10 MARZO, 2016 21:40

Los acrónimos creados por el Gobierno para salvar el control cambiario

Texto por Leidys Villarroel | @leidsvillarroel

Ver más de

Leidys Villarroel | @leidsvillarroel

¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Creatividad es lo que le sobra al Gobierno venezolano cuando de abreviar nombres se trata. En el sistema de control cambiario, por ejemplo, no es la excepción. Desde que creó en 2003 el mecanismo de asignación de divisas, los venezolanos han tenido que acostumbrarse a los términos que nacen con cada nuevo control cambiario.

El primer sistema cambiario fue Cadivi (Comisión de Administración de divisas). Se creó el 5 de febrero de 2003, cuando el Banco Central de Venezuela (BCV) decidió centralizar la compra y venta de dólares en el país. El objetivo era evitar la “fuga de capitales, la especulación, evasión fiscal y el sabotaje a la industria petrolera”.

control cambiario

Cadivi formó parte de los planes del venezolano durante siete años, hasta que sus funciones fueron transferidas al Cencoex (Centro Nacional de Comercio Exterior) en 2010. En ese mismo año se crea el Sitme (Sistema de Transacciones con Títulos de Moneda Extranjera) para efectuar operaciones de compra y venta de títulos valores en moneda extranjera.

Tres años más tarde el gobierno venezolano se da cuenta de que “el Sitme nació genéticamente perverso” según el exministro Jorge Giordani,  y crea el 8 de febrero de 2013 el Sicad (Sistema complementario de asignación de divisas) para asignar dólares mediante subastas a una tasa que comenzó en 12 bolívares.

Un año pasó y para el Gobierno no fue suficiente la creación de Sicad I y creó el Sicad II. Este nace como parte de un mercado en el que compradores y vendedores se unen para vender o comprar divisas de acuerdo a la tasa asignada.

La necesidad de obtención de divisas de los sectores económicos no encuentra solución en ninguno de las agencias cambiarias creados para el otorgamiento de las divisas. Entonces, aparece el Sistema Marginal de Divisas (Simadi) el 10 de febrero de 2015. Permitía la venta de divisas a una tasa de cambio libre, manteniendo la compra de productos prioritarios (alimentos y medicinas) a una tasa de Bs 6,30.

Los últimos sistemas cambiarios anunciados este 9 de marzo por el vicepresiente Económico, Miguel Pérez Abad, denominados Dipro (Divisas proptegidas) y Dicom (Divisas complementarias) se unen a la lista de vocablos dentro de la economía cambiaria venezolana, que desde el 2010 ha pasado por seis sistemas cambiarios aún con el reto de “proteger la economía nacional”.