540 detenidos se encontraban en comandancia de Acarigua donde ocurrió motín - Efecto Cocuyo

540 detenidos se encontraban en comandancia de Acarigua donde ocurrió motín

Detrás de la masacre que se registró en la comandancia policial de Acarigua hay una realidad: el hacinamiento. De acuerdo con el reporte policial, en el sitio había 540 privados de libertad, sin contar a las 23 personas que murieron durante un presunto enfrentamiento dentro del centro de detención preventiva de Portuguesa.

Hasta las 7:00 pm de este 24 de mayo no se había identificado a los fallecidos de la comandancia. Solo se conocía que todos eran presos de la Policía Municipal de Páez, quienes se habrían enfrentado a funcionarios de ese cuerpo, policía del estado y Funcionarios de las Fuerzas de Acciones Especiales (Faes).

Las primeras versiones señalan que el motín inició con la muerte de Wilfredo Ramos Ferrer, supuesto líder de los detenidos. Los funcionarios le dispararon y esto exacerbó los encontronazos que tenían la población reclusa y las autoridades desde hace dos semanas.

La comandancia no es un centro penitenciario y solo cuenta con capacidad para 300 personas. Es la sede un organismo policial donde, debido a retrasos procesales, se mantienen detenidas a las personas por más de las 72 horas que ordena la ley. Después de ese lapso, el imputado debe ser trasladado a una cárcel.

El enfrentamiento que inició en la noche del 23 de mayo terminó a las 10:00 am de este 24 de mayo, cuando los privados de libertad decidieron deponer sus armas. Para ese momento, las balas ya habían causado muertos y heridos; al igual que la explosión de una granada.

Lea más: Al menos 23 reos muertos deja motín en comando policial de Acarigua

Según una información policial, durante este 24 de mayo se hizo una requisa en las celdas, para recoger el armamento y las granadas. El procedimiento fue supervisado por fiscales del Ministerio Público.

“Los reos fueron desnudados y sacados al patio central de este régimen de reclusión preventiva, mientras se revisaba todo el recinto”, publicó el medio local Portuguesa Reporta. Agregó que se hará traslados de los privados de libertad.

La periodista del estado Portuguesa, Mariangel Moro, informó que desde el Día de la Madre había tensión en la comandancia. Ese día los presos querían que se les permitiera el ingreso de la visita y su pernocta.

Al parecer las autoridades se negaron y eso disgustó a la población reclusa. Una minuta policial da cuenta de que el 16 de mayo el secretario de Seguridad Ciudadana, Óscar Valero, y otros funcionarios del estado Portuguesa se enteraron de la situación.

Ataque a la prensa

El Colegio Nacional de Periodista de Portuguesa denunció que los agentes policiales impidieron cobertura periodística de la tragedia ocurrida en PoliPáez.

A la periodista Mariangel Moro que representa los medios VPI, El Pitazo y Portuguesa Reporta, así como Nayarit González conjuntamente con Rosanney Rivero y su camarógrafo de Portuguesa Televisión, les impidieron dar cobertura periodística a los sucesos ocurridos este viernes 24 de mayo, en la Comandancia de la Policía de Páez, sector Campo Lindo de Acarigua.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

(24-05-2019).- CNP Portuguesa denuncia que impiden cobertura periodística en tragedia ocurrida en Poli-Páez. – A la periodista Mariangel Moro que representa los medios VPI, El Pitazo y Portuguesa Reporta, así como Nayarit González conjuntamente con Rosanney Rivero y su camarógrafo de Portuguesa Televisión, les impidieron dar cobertura periodística a los sucesos ocurridos este viernes #24May, en la Comandancia de la Policía de Páez, sector Campo Lindo de #Acarigua. – Moro relató que se encontraba realizando un reporte desde la entrada del Hospital “Jesús María Casal Ramos” de Acarigua, cuando uniformados encapuchados de la Policía estadal y las FAES, la apuntaron con armas largas y le impidieron hacer grabaciones, exigiéndole borrar el material a pesar de haberse identificado como periodista. – Mientras, al equipo de reporteros de Portuguesa Televisión: Nayarit Gonzalez y Rosanney Rivero junto a su camarógrafo, les lanzaron dos bombas lacrimógenas en las inmediaciones de la Comandancia de Páez, al intentar hablar con los familiares que solicitaban información del estado de salud de los reclusos. – Ante estos hechos que atentan contra el ejercicio profesional del periodismo, la representante del gremio en Portuguesa, Mariangel Martínez, exigió a las autoridades permitir el acceso a la información, por cuanto son principios constitucionales y los periodistas se deben a la noticia veraz e imparcial para poder transmitir a la colectividad. – Señaló que, ahora más que nunca, los periodistas representan el medio de comunicación más eficaz para cesar los rumores y la zozobra de los habitantes de Acarigua y Araure, así como todo el estado Portuguesa. – #PortuguesaReporta #sucesos #motin #polipaez #InformarNoEsDelito #periodismo #Acarigua #24May

Una publicación compartida por PortuguesaReporta (@portuguesareporta) el

Comentarios

No Comments Yet

Comments are closed

¡Suscríbete!