Deportarán vía aérea desde Curazao a venezolanos sobrevivientes del naufragio

Las autoridades venezolanas y neerlandesas continúan armando el rompecabezas de los primeros balseros de Venezuela que naufragaron en el mar Caribe. A una hora de llegar a la isla de Curazao, al menos 30 venezolanos que se trasladaban en una pequeña embarcación quedaron a la deriva tras el impacto de una ola contra la misma. Cuatro de ellos murieron, cinco llegaron a territorio insular y el resto se califica como desaparecido.

Así lo señalaron el alcalde del municipio Colina en Falcón, Argenis Colina, y el director del cuerpo de policía de Curazao, Regnal Lugin, en sendas ruedas de prensas que ofrecieron en cada una de sus jurisdicciones.

Según Colina, en las próximas 48 horas los cinco sobrevivientes serán deportados a Venezuela vía aérea y mientras se organiza el vuelo, se encuentran bajo resguardo de las autoridades de la Isla. Además, también repatriarán los cuerpos de los fallecidos. Estos gastos serán costeados por el Gobierno de Venezuela.

Las víctimas mortales del naufragio fueron identificados como Danny José Sánchez Pila, de 33 años; su hermana Joselyn Piña, de 24 años, Oliver Cuahuromatt Velásquez, de 33 años y Janaury Guadalupe Jiménez Chirinos, de 17 años. Todos los tripulantes eran de La Vela, en el municipio Colina.

Para lograr la identificación de los desaparecidos, organismos de seguridad falconianos realizan entrevistas en esa localidad a todos los habitantes, incluidos allegados a los fallecidos y sobrevivientes. Aún no han precisado los nombres de cada uno de los pasajeros, según se conoció de forma extraoficial.

“Nuestro municipio se encuentra de luto activo, por lo que estamos prestos a atender de manera directa a cada uno de los familiares, a quienes acompañaremos en las exequias, al tiempo que destinaremos desde el área social los recursos para apoyar con los casos que requieran”, prometió el burgomaestre, quien decretó tres días de duelo.

Regnal Lugin, del cuerpo de policía de Curazao, informó en su región que 12 mil venezolanos viven en la isla en una situación de migración irregular.  Agregó que en 2016 pudieron detectar 60 embarcaciones ilegales provenientes de Venezuela, mientras que en 2017 la cifra se quintuplicó (llegó a 300).

Por esa razón, en Curazao se han realizado allanamientos en sitios donde sospechan que se encuentren escondidos algunos sobrevivientes del naufragio, quienes no quieren ser deportados.

La embarcación siniestrada salió desde La Vela de Coro la noche del martes 9 de enero. Los restos de la lancha fueron encontrados en las costas de Koraal Tabak, en Willemstad, ubicadas a unas 42 millas náuticas del punto de zarpe y a casi una hora de llegar a su destino.

Con información de Nuevo Día

Foto: Reuters

Cuatro venezolanos muertos y 20 desaparecidos al naufragar lancha con destino a Curazao