Sin orden judicial detienen en Maturín a siete personas en sus casas - Efecto Cocuyo

SUCESOS · 6 JUNIO, 2017 16:24

Sin orden judicial detienen en Maturín a siete personas en sus casas

Texto por Ronny Rodríguez Rosas | @ronnyrodriguez

Ver más de

Ronny Rodríguez Rosas | @ronnyrodriguez

¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
1
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Yenny Salazar acudió este lunes 5 de junio a manifestar junto con su hijo Freiber Morillo (20). Se levantaron temprano y caminaron unos 300 metros que separan al condominio Cubagua, de la entrada principal de la urbanización El Faro en la Zona Industrial de Maturín (capital de Monagas, oriente del país), donde un grupo de vecinos se concentraron en la avenida principal para el llamado plantón.

Allí se mantuvieron hasta horas del mediodía, cuando Salazar le pidió a Freiber que la acompañara a comprar productos para preparar el almuerzo. De regreso vieron que a la urbanización había entrado un convoy de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), varias patrullas de Polimonagas  y muchas motos.

Cuando fueron a entrar al edificio, tuvieron un momento de indecisión pues a Salazar se le había olvidado la llave del portón. En ese instante fueron rodeados por varios guardias quienes la conminaron a entregarles a Freiber. Ante la resistencia que opuso, la amenazaron con golpearla con unas mujeres del componente castrense. Ella seguía oponiéndose hasta que la rodearon “unos 50 guardias” que le arrebataron a su hijo.

Contó que lo habían identificado en la mañana, cuando los policías y guardias les hicieron fotos desde una patrulla. Junto con Freiber, cayeron detenidas 12 personas más, seis de ellas, adolescentes, que liberaron anoche mismo, pero a los demás los enviaron primero al Destacamento de Seguridad Urbana (Desur) de la GNB y, alrededor de las 11:00 de la noche, los llevaron a la cárcel de La Pica, a un anexo conocido como “La Carpa”.

Con Freiber estaba Hernán Vizcarrondo (70), el presidente del condominio Coche, a quien sacaron de su vivienda, donde estaba junto con su esposa. De su vivienda se llevaron una especie de mortero, que usaba para arrojar las colillas de cigarro, que es usado ahora como una prueba de que estaba en manifestaciones violentas.

Así lo dijo el jefe de la Zona Operativa de Defensa Integral (ZODI) en Monagas, G/D (EJB) Elías Moreno Martínez, quien declaró a los medios regionales que el grupo intentó secuestrar y quemar dos unidades de Corpoelec.

El resto de los apresados son Gustavo Montcourt (39), Douglas Cedeño (39), Jhonatan Henríquez (25), David Manaure (22) y Luis José Rolda (21). A ellos, según Moreno Martínez, les decomisaron 50 “miguelitos”, (objetos punzopenetrantres para vaciar neumáticos), bombas molotov, morteros artesanales, teléfonos, radios y otras “armas de guerra”.

Familiares de los detenidos desmintieron estas versiones, al afirmar, en rueda de prensa posterior, que en Maturín “les sembraron” esa evidencia, como ha ocurrido en otras protestas del país. Reclamaron justicia y exigieron el respeto a la propiedad privada, que ayer fue violentada por los funcionarios de los cuerpos de seguridad al allanar viviendas sin orden judicial.

Acompañados por la abogada Adailí Pino, del Foro Penal Capítulo Monagas, también negaron la acusación de que estaban encapuchados. “Queremos desmentir esa “olla”. No estaban con capuchas y cuando los detuvieron estaban dentro de sus casas”, destacó Pino.