No ha comenzado proceso de diálogo entre Gobierno y oposición, dice la MUD

POLÍTICA · 16 SEPTIEMBRE, 2017 12:48

Ver más de

Erick Mayora


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

El hecho de que representantes de la oposición se hayan sentado con jerarcas del gobierno en República Dominicana, no quiere decir que haya comenzado un proceso de negociación, dijeron líderes opositores durante una rueda de prensa informal la mañana de este sábado 16 en la sede del partido Primero Justicia, en Caracas.

Sobre las reuniones que tuvieron lugar en República Dominicana entre representantes del Gobierno y de la oposición venezolana, el diputado Luis Florido señaló que «estos encuentros son exploratorios. La exploración no es un proceso como tal ni de diálogo ni de negociación», explicó.

La afirmación fue avalada por el presidente de la Asamblea Nacional (AN), Julio Borges, quien reiteró que el hecho de que «el Gobierno tenga que sentarse y tragarse que México, Chile, Paraguay, la ONU y El Vaticano se metan en el problema venezolano, es un triunfo del pueblo venezolano y de la presión internacional», pero «eso no significa que haya comenzado un proceso de negociación«.

Florido, miembro de la delegación opositora para los intentos de diálogo y presidente de la Comisión de Política Exterior de la Asamblea Nacional, informó que la agenda planteada por la oposición gira en torno a «la necesidad de que se produzcan elecciones en Venezuela, elecciones presidenciales  transparentes, democráticas, con un nuevo Consejo Nacional Electoral (CNE), con garantes internacionales, con supervisión internacional calificada, con observación internacional, con garantías democráticas para quienes queden electos».

A juicio de Florido, «no puede continuar esa práctica de que se elige un alcalde y después el Gobierno lo encarcela o lo persigue, se elige un gobernador y entonces el Gobierno lo encarcela o lo persigue, o que se elija un presidente y también utilicen argumentos o elementos para buscar desconocer la voluntad popular».

Sobre la agenda, Borges expresó: «Nuestra agenda es la lucha por los presos políticos, las garantías, un canal humanitario y la democracia. Tiene que haber una ejecución donde la comunidad internacional juegue un papel importante. Tenemos el apoyo del la comunidad internacional, es momento de ver ahora si es posible una negociación».

En cuanto a las exigencias de la oposición para el establecimiento de la mesa de diálogo, Borges aseguró que no darán ningún paso si, además de crear garantías internacionales para que el Gobierno «no vacile» a Venezuela, no se da un referéndum popular que avale cualquier avance.

«El año pasado prometieron (los representantes del Gobierno) villas y castillos y no cumplieron nada, al punto tal que el cardenal Parolin, en diciembre del año pasado, mandó una carta diciéndole (al gobierno) ustedes no han cumplido», manifestó Borges.

A juicio del presidente de la AN, «lo que está sucediendo en Venezuela ahora es un triunfo del pueblo venezolano. La presión del pueblo y la presión internacional obligaron al gobierno a que tenga que abrirse a la posibilidad de una negociación que tiene como fin el cambio democrático de Gobierno».

Durante la rueda de prensa ofrecida por los miembros de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), Borges reconoció que tienen meses trabajando por la conformación de un grupo de países que apoyen y acompañen el proceso de cambio que debe darse en el país.

Informó que en la conformación de ese grupo de países amigos, cada parte escogió a sus países garantes. «Hemos hablado con buena parte de los presidentes y cancilleres de la región y nosotros vamos a seguir presionando para que en este proceso de negociación no se vacile ni al pueblo venezolano ni a la comunidad internacional».