Héctor Briceño: Abstenerse no es suficiente para la oposición #ConLaLuz

POLÍTICA · 13 AGOSTO, 2020 21:37

Héctor Briceño: Abstenerse no es suficiente para la oposición #ConLaLuz

Texto por Manuel Tomillo C. | @ManuelTomilloC

Ver más de

Manuel Tomillo C. | @ManuelTomilloC

¿Cómo valoras esta información?

6
QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

¿Qué opciones tienen los demócratas en Venezuela? En torno al proceso comicial convocado por el Consejo Nacional Electoral para diciembre y otros temas políticos de la actualidad, esta fue la pregunta que trató de dilucidar el analista político Héctor Briceño Montesinos, profesor investigador del Centro de Estudios del Desarrollo de la Universidad Central de Venezuela y docente de la Universidad de Rostock (Alemania), en la conversación de esta noche con el espacio multimedia #ConLaLuz.

Durante la entrevista con la periodista Luz Mely Reyes, directora general de Efecto Cocuyo, el sociólogo y experto afirma que, para tratar de dar con la clave de cómo resolver el entuerto político nacional, se deben considerar tres vertientes.

“El primero de ellos es volver a reconectar a la dirigencia opositora con la población y hacerle entender que debe escuchar a la gente”, indicó.

Más allá de las palabras

Sostuvo que los llamados recientes a abstenerse de participar en las venideras elecciones parlamentarias no le serán suficientes a la oposición encabezada actualmente por el presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, pues al no ofrecer una alternativa esa propuesta queda en el aire.

“Abstenerse no es suficiente. Decir que no se va a elecciones y ya es un mensaje poco conveniente; la gente necesita una alternativa, decir que es porque no se está de acuerdo tampoco es suficiente”, recalcó.

Cree que actualmente la gente necesita esperanza, más en estos tiempos tan difíciles marcados por la crisis que no deja de galopar y la pandemia, pues, según deja ver, los venezolanos necesitan ver un camino que lo ilusione.

“El segundo factor es la dispersión de la oposición. No se demuestra unidad únicamente firmando en conjunto un comunicado de rechazo a elecciones. Tienen que mostrar cuál es la estrategia que viene, pue sno hay un planteamiento de lo que viene”.

Ese factor implica también moderar parte del discurso, recordando el reciente mensaje emitido por Guaidó, de que el 6 de enero de 2021 se veía “dentro de Miraflores”.

“Esa es una posición mágico-religiosa”, opina.

¿Cómo hacer?

Pero, ¿de qué manera la sociedad civil puede hacerse escuchar? Pues el profesor cree que necesariamente el liderazgo debe ir hacia la gente, buscar a esa sociedad civil, partidos pequeños  o líderes comunitarios y regionales.

“No solo deben manifestarse a través de los medios digitales o redes sociales; hay que acompañar a esa gente que, aun en estos días de cuarentena, salen a expresar sus demandas de servicios o problemas. El camino es largo y no tiene veredas, pero es un trabajo que hay que hacer;  mientras más temprano se haga más temprano se terminará”.

Recuerda que esa fase de reconstruir la unidad de la dirigencia debe pensarse tal cómo se ha hecho en el pasado reciente, pues las crisis deben fomentar la solidaridad interna.

Sobre si ir a elecciones o no

“Todas las alternativa son malas, pero eso de que hay que buscar la menos mala no es conveniente. Hay una tercera: pensar que un proceso electoral no es solo el día de la elección, sino el ciclo, el previo; meterse de lleno en auditar el proceso”, respondió a la interrogante sobre este punto.

Es de la opinión que la renuncia a ser parte de las elecciones no la mejor opción y hay que participar en, al menos, alguna etapa y utilizar lo que se vea dentro de ello para justificar por que no se debe participar al final.

“Es un debate difícil, lo mismo que la ulterior consecuencia de la continuidad administrativa, es más el debate legal y el político lo que debe prevalecer”, añadió.

Gobierno contra las cuerdas 

La tercera vertiente que observa debe tomarse en cuenta es reconocer el momento de debilidad por la que pasa el gobierno, que, aunque tiene el poder político, ya perdió su norte.

“El gobierno no avanza, está paralizado. Su proyecto político desapareció y lo único en que avanza es en permanecer en el poder y someter al pueblo a más pobreza”, dijo.

Sostiene además que el chavismo quiere obtener el control también de la Asamblea Nacional con un único fin: “esa mínima participación de ayudaría a legitimarse ante comunidad internacional, especialmente sus aliados; necesita ese apoyo para producir petróleo y sostenerse económicamente”.

El llamado final del profesor Héctor Briceño fue a no claudicar, pues “los venezolanos tienen 20 años de lucha, de resistencia”.

Vea la entrevista completa haciendo clic aquí