Guaidó sobre devolución de tarjeta de la MUD: Son maniobras del régimen

POLÍTICA · 30 JUNIO, 2021 15:41

Ver más de

Deisy Martínez │@deicamar

Foto por Mairet Chourio

¿Cómo valoras esta información?

1
QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
1
QUÉ CHIMBO

El presidente de la Comisión Delegada Legislativa, Juan Guaidó, calificó de  «maniobra» de parte del Gobierno de Nicolás Maduro la habilitación de la tarjeta de la Mesa de la Unidad Democrática (MUD), anunciada por el presidente del Consejo Nacional Electoral (CNE), Pedro Calzadilla.

 «Las tarjetas, o decir que quitarán los protectorados, son maniobras del régimen para hacer ver que esta vez respetará la Constitución. ¿Quién garantiza que mañana no vuelva a quitar tarjetas o no coloque de nuevo protectores? El régimen necesita un fiador porque nadie le cree que cumplirá los acuerdos», expresó en rueda de prensa este miércoles 30 de junio.

Desde el parque Morichal, en la urbanización Prados del Este de la Gran Caracas, el líder opositor no afirmó ni negó que la devolución de la tarjeta de la manito formara parte de negociaciones con el gobierno de Maduro. Lo que sí dijo es que tales «gestos» serían evaluados en la mesa de acuerdos, de llegar a instalarse en definitiva. Tampoco lo considera un avance para que la unidad opositora decida participar en las elecciones regionales del 21 de noviembre.

 «Repito, es un falso dilema participar o no el 21 de noviembre, los venezolanos quieren decidir con condiciones, que se respeten los resultados, esta lucha es por condiciones para elegir y decidir», dijo.

 Exige garantías de no repetición

 Pidió recordar que antes de las parlamentarias de 2015 Maduro prometió respetar los resultados, pero luego el Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) suspendió la proclamación de los diputados indígenas, se declaró en desacato a la Asamblea Nacional (AN), arreció la persecución política y se instaló la Asamblea Nacional Constituyente (ANC).

 «Recordemos lo que pasó en las elecciones de gobernadores de 2015 con Andrés Velásquez y Juan Pablo Guanipa, necesitamos garantías de no repetición. No se trata de parcialidades sino de garantías», advirtió.

 Guanipa, quien resultó electo gobernador de Zulia, fue destituido por no juramentarse ante la ANC, mientras que Velásquez denunció fraude en la elección en el estado Bolívar, sin éxito.

 «La palabra de un dictador poco vale; dice que quitará los protectorados pero aprueba leyes del Estado Comunal», añadió.

 Reiteró que el  «Acuerdo de Salvación Nacional» plantea acuerdos por elecciones generales con garantías como la observación internacional, un cronograma electoral claro, ayuda humanitaria y buscar justicia. Esto, a cambio del levantamiento progresivo de sanciones internacionales.

 «Europa (UE) verificará in situ las garantías para las elecciones, es lo que se busca. Necesitamos el ingreso de observadores reales y no solo turismo político, elegir de verdad», dijo.

Ratificó que oposición no ha decidido si participa o no en elecciones regionales

 Negociaciones

 Sobre las negociaciones con Miraflores, Guaidó aseguró que el gobierno de Noruega está en una etapa de consulta con distintas partes, a fin de lograr los acuerdos para que se instale formalmente la mesa de conversaciones. No dio fecha de inicio.

 «Estamos listos, cualquier retraso no depende de la alternativa democrática, puede ser en México, está también Noruega, en la escogencia de la sede influirá la prontitud con que se inicie el proceso y donde las partes se sientan cómodas para negociar», apuntó.

 Sobre la gira que realizan representantes del Gobierno interino liderados por Gerardo Blyde, aseguró que es un  «éxito» y que lo que se pretende con ella es fortalecer las garantías para los acuerdos.

 Guaidó anunció además que el lunes 5 de julio, con motivo de celebrarse el Día de la Independencia en Venezuela, se realizarán congresos regionales en los que participarán fuerzas políticas y sociales, para firmar y adherirse al  Acuerdo de Salvación Nacional.

 Al término de la rueda de prensa, cuatro funcionarios de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) llegaron a las puertas del Parque Morichal, donde se limitaron solo a tomar fotografías mientras Guaidó abandonaba las instalaciones y subía a su vehículo; luego se marcharon. «Son de la guardia presidencial», comentó alguien en tono de broma.