72,5% de venezolanos consultados aspira a un cambio político, según Delphos

POLÍTICA · 20 JULIO, 2022 21:30

Ver más de

Ibis Leon | @ibisL


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
2
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Un reciente estudio de opinión de la encuestadora Delphos revela que 72,5% de los venezolanos encuestados aspira a un cambio político.

El director de la firma, Félix Seijas, indicó que 77,6 % de los consultados respondió que cree que sí votará en las elecciones presidenciales y 22,4% indicó que cree que no.

Así mismo, destacó que 51,8% de los no alineados o los “ni-ni” manifiesta intención a votar.

No obstante, aclaró que estas estimaciones no tienen que ver con el porcentaje de participación que finalmente se registrará en los comicios, pues esto dependerá de las condiciones políticas que influyan en la elección.

Líder opositor

A la pregunta de ¿quién es el principal líder de la oposición?, 40,3% de los encuestados seleccionó la opción “ninguno” en relación con la lista de nombres que se presentó y 15,1% dijo que “no sabe”. Esto es la mitad de los consultados.

Los que seleccionaron algún nombre lo hicieron por Juan Guaidó (18,8%), Manuel Rosales (6,8%) y Henrique Capriles (5,2%).

Los dirigentes que siguen son María Corina Machado (4,9%), Bernabé Gutiérrez (1,8%), Henri Falcón (1,7%), Leopoldo López (1,7%), entre otros.

Otro aspecto que destacó Seijas es el nivel de confianza que los consultados expresaron en relación con los partidos políticos. En su opinión, las organizaciones políticas de oposición tienen potencial y no están “sepultadas” como se piensa.

En cuanto a las sanciones, 64,8% opina que sí afectan y 56,8% que sí se deben retirar versus 12,4% que piensa que no afectan y 24,4% que respondió que no se deben retirar.

Aunque hay un ambiente propicio para la protesta, según Seijas, el que esto se materialice «es bastante complicado» principalmente por miedo.

De acuerdo con los datos de Delphos, 51,9% respondió que no saldría a protestar por miedo, 14,1% porque considera que no vale la pena y 11,7% porque no le gustan.

El profesor contrastó las respuestas a las preguntas ¿dispuesto a protestar contra el gobierno? y ¿dispuesto a protestar por la falta de servicios? y encontró que 24,2 % estaría dispuesto a manifestar contra el gobierno, pero si es por la falta de servicios la disposición aumenta a 44,6%.

«La gente siente que es menos arriesgado protestar por servicios públicos; es decir, siente que no va a recibir una represión tan fuerte, el costo es menor, y la posibilidad de conseguir tu objetivo es mayor. La gente tiene temor a lo que puede pasar porque nos han enseñado que el costo por protestar es alto puedes terminar preso o perder la vida, eso va quedando en el imaginario», apuntó.

Ficha técnica

La encuesta se realizó de forma presencial a 1.200 personas, del 11 al 28 de junio de 2022. Se llevó a cabo en los centros poblados de mil o más habitantes a escala nacional.

Sin cambio político

El director del Centro de Estudios Políticos y de Gobierno de la Ucab, Benigno Alarcón, considera que el escenario más probable para 2022 será el mantenimiento del statu quo.

Esto es una oposición dividida, un oficialismo estable en el poder, una sociedad civil y dirigencia política desmovilizada, un respaldo internacional limitado y un proceso de negociación inactivo.

“En 2022-2023 pudiera empezar a haber aumento de costos de represión si la gente empieza a nuclearse alrededor de un referente político, eso puede generar dos cosas: que se generen divisiones en la élite gubernamental ante la expectativa de que pudieran perder la elección y que los costos de represión suban si un candidato que está inhabilitado, por ejemplo, logra movilizar a la gente para exigir que lo habiliten”, señaló.

Sobre la negociación explicó que “mientras el gobierno sienta que nada lo obliga a hacer concesiones y exista esa relación de asimetría con la oposición en la cual tiene el poder, las posibilidades de que haya una negociación exitosa es prácticamente imposible”.

Alarcón subrayó que la sociedad civil es clave para lograr un proceso de transición hacia la democracia en el país. Indicó que las transiciones de la “tercera ola”, que estudió el politólogo estadounidense Samuel Huntington, fueron procesos sociales.

“Hasta el momento las organizaciones de la sociedad civil todavía no están jugando un rol relevante porque están muy desarticuladas como le pasa a los partidos políticos. Sin sociedad civil no hay cambios políticos como los que se esperan y, en este momento, la sociedad venezolana está en un rol más pasivo y de espectadora”, concluyó.

Las declaraciones de Seijas y Alarcón se dieron en el evento Prospectiva Venezuela que organizó el Centro de Estudios Políticos y de Gobierno de la Universidad Católica Andrés Bello (Ucab), el miércoles 20 de julio.

POLÍTICA · 15 AGOSTO, 2022

72,5% de venezolanos consultados aspira a un cambio político, según Delphos

Texto por Ibis Leon | @ibisL

Un reciente estudio de opinión de la encuestadora Delphos revela que 72,5% de los venezolanos encuestados aspira a un cambio político.

El director de la firma, Félix Seijas, indicó que 77,6 % de los consultados respondió que cree que sí votará en las elecciones presidenciales y 22,4% indicó que cree que no.

Así mismo, destacó que 51,8% de los no alineados o los “ni-ni” manifiesta intención a votar.

No obstante, aclaró que estas estimaciones no tienen que ver con el porcentaje de participación que finalmente se registrará en los comicios, pues esto dependerá de las condiciones políticas que influyan en la elección.

Líder opositor

A la pregunta de ¿quién es el principal líder de la oposición?, 40,3% de los encuestados seleccionó la opción “ninguno” en relación con la lista de nombres que se presentó y 15,1% dijo que “no sabe”. Esto es la mitad de los consultados.

Los que seleccionaron algún nombre lo hicieron por Juan Guaidó (18,8%), Manuel Rosales (6,8%) y Henrique Capriles (5,2%).

Los dirigentes que siguen son María Corina Machado (4,9%), Bernabé Gutiérrez (1,8%), Henri Falcón (1,7%), Leopoldo López (1,7%), entre otros.

Otro aspecto que destacó Seijas es el nivel de confianza que los consultados expresaron en relación con los partidos políticos. En su opinión, las organizaciones políticas de oposición tienen potencial y no están “sepultadas” como se piensa.

En cuanto a las sanciones, 64,8% opina que sí afectan y 56,8% que sí se deben retirar versus 12,4% que piensa que no afectan y 24,4% que respondió que no se deben retirar.

Aunque hay un ambiente propicio para la protesta, según Seijas, el que esto se materialice «es bastante complicado» principalmente por miedo.

De acuerdo con los datos de Delphos, 51,9% respondió que no saldría a protestar por miedo, 14,1% porque considera que no vale la pena y 11,7% porque no le gustan.

El profesor contrastó las respuestas a las preguntas ¿dispuesto a protestar contra el gobierno? y ¿dispuesto a protestar por la falta de servicios? y encontró que 24,2 % estaría dispuesto a manifestar contra el gobierno, pero si es por la falta de servicios la disposición aumenta a 44,6%.

«La gente siente que es menos arriesgado protestar por servicios públicos; es decir, siente que no va a recibir una represión tan fuerte, el costo es menor, y la posibilidad de conseguir tu objetivo es mayor. La gente tiene temor a lo que puede pasar porque nos han enseñado que el costo por protestar es alto puedes terminar preso o perder la vida, eso va quedando en el imaginario», apuntó.

Ficha técnica

La encuesta se realizó de forma presencial a 1.200 personas, del 11 al 28 de junio de 2022. Se llevó a cabo en los centros poblados de mil o más habitantes a escala nacional.

Sin cambio político

El director del Centro de Estudios Políticos y de Gobierno de la Ucab, Benigno Alarcón, considera que el escenario más probable para 2022 será el mantenimiento del statu quo.

Esto es una oposición dividida, un oficialismo estable en el poder, una sociedad civil y dirigencia política desmovilizada, un respaldo internacional limitado y un proceso de negociación inactivo.

“En 2022-2023 pudiera empezar a haber aumento de costos de represión si la gente empieza a nuclearse alrededor de un referente político, eso puede generar dos cosas: que se generen divisiones en la élite gubernamental ante la expectativa de que pudieran perder la elección y que los costos de represión suban si un candidato que está inhabilitado, por ejemplo, logra movilizar a la gente para exigir que lo habiliten”, señaló.

Sobre la negociación explicó que “mientras el gobierno sienta que nada lo obliga a hacer concesiones y exista esa relación de asimetría con la oposición en la cual tiene el poder, las posibilidades de que haya una negociación exitosa es prácticamente imposible”.

Alarcón subrayó que la sociedad civil es clave para lograr un proceso de transición hacia la democracia en el país. Indicó que las transiciones de la “tercera ola”, que estudió el politólogo estadounidense Samuel Huntington, fueron procesos sociales.

“Hasta el momento las organizaciones de la sociedad civil todavía no están jugando un rol relevante porque están muy desarticuladas como le pasa a los partidos políticos. Sin sociedad civil no hay cambios políticos como los que se esperan y, en este momento, la sociedad venezolana está en un rol más pasivo y de espectadora”, concluyó.

Las declaraciones de Seijas y Alarcón se dieron en el evento Prospectiva Venezuela que organizó el Centro de Estudios Políticos y de Gobierno de la Universidad Católica Andrés Bello (Ucab), el miércoles 20 de julio.

¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE

2

QUÉ INDIGNANTE

QUÉ CHIMBO