Fallece el defensor de DDHH Pedro Nikken a los 74 años

LA HUMANIDAD · 9 DICIEMBRE, 2019 17:14

Fallece el defensor de DDHH Pedro Nikken a los 74 años

Texto por María Victoria Fermin Kancev | @vickyfermin

Ver más de

María Victoria Fermin Kancev | @vickyfermin

¿Cómo valoras esta información?

7
QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
1
QUÉ CHIMBO

El movimiento de los derechos humanos en Venezuela está de luto. El doctor Pedro Nikken, falleció la tarde de este lunes, 9 de diciembre, tras sufrir un accidente cerebrovascular. Tenía 74 años de edad y era miembro de la Academia de Ciencias Políticas y Sociales desde 1997.

El especialista en procesos de negociación egresó de la Facultad de Derecho de la Universidad Católica Andrés Bello (Ucab) en 1968. Continuó estudios superiores en la Universidad Panthéon-Assas en París, Francia, y luego obtuvo su doctorado en derecho en la Universidad de Carabobo (UC).

Nikken fue profesor de la Escuela de Derecho y del Postgrado en Derecho y Política Internacional de la Facultad de Ciencias Jurídicas y Políticas de la Universidad Central de Venezuela (UCV), de la cual también fue decano. En su trayectoria profesional destacó como juez y presidente de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (1983-1985).

También ocupó la vicepresidencia del Instituto Interamericano de Derechos Humanos (1988). De 1990 a 1992 fue consejero legal del secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en el proceso de pacificación de El Salvador; posteriormente, fue nombrado experto independiente en derechos humanos para este país (1992-95); y en 1995 se desempeñó como enviado especial de este organismo en Burundi.

En 2017 recibió un doctorado honoris causa de la Universidad de Buenos Aires (UBA).

Una salida pacífica y negociada

Este viernes 6 de diciembre participó en un encuentro con más de 250 activistas de la sociedad civil en la Ucab, donde debatieron sobre cómo recuperar la confianza de los ciudadanos en la ruta electoral para lograr un cambio político en el país.

En su intervención como panelista advirtió que será difícil lograr las “condiciones ideales” para ir a elecciones en el país, pero insistió en que hay evidencia que la abstención de los opositores solo ha servido para perpetuar al chavismo en el poder.

El abogado integraba una coalición política que apuesta a una salida negociada, democrática y pacífica a la crisis que atraviesa Venezuela. El pasado 29 de agosto, en entrevista para Efecto Cocuyo, aseguró que en el país “estamos condenados a entendernos” y dijo que tanto al chavismo como a la oposición les conviene llegar a un acuerdo “pensando fríamente”.

Por eso trabajó con ahínco los últimos dos años, tratando de tender puentes y lograr una salida pacífica al conflicto que vive Venezuela. Advirtió el peligro que corre el país, por lo que abogó en encontrar una solución beneficiosa para todos.

Su posición era clara. En los encuentros con los diferentes sectores de los que participó en una plataforma de conciliación, le permitieron ver cómo la confrontación había hecho mella y la ciudadanía estaba cansada de eso. Por el contrario, buscaban acercamientos y una solución conjunta.

“Ya está bueno, no podemos seguir en esto (conflicto). Es impresionante la primera reunión grande que tuvimos hace algunos meses. Vamos a vernos las caras, respetarnos y ver si podemos hacer algo juntos. Impresionante el deseo de la gente de reencontrarse”, le dijo Nikken a la audiencia de Efecto Cocuyo el pasado agosto.

Reacciones en las redes

Distintas organizaciones defensoras de derechos humanos, activistas, académicos, políticos, entre otros, lamentaron la partida física del doctor Nikken a través de la red social Twitter, y extendieron sus condolencias a su viuda e hijos. Lo describieron como un hombre inteligente, conciliador y de un profundo compromiso con el bienestar del país.

La ONG Provea aseguró que la muerte del abogado “deja un profundo e incontenible vacío en el movimiento de los derechos humanos del país, debido a la invaluable contribución que este destacado académico hizo en este campo”.

La abogada Rocío San Miguel, miembro de la asociación Control Ciudadano, manifestó que se trataba de un “maestro, amigo y entusiasta incansable por encontrar una salida pacífica y negociada a la crisis venezolana”.