Al menos en 6 farmacias caraqueñas no han despachado la primera medicina vía Siamed

LA HUMANIDAD · 9 JULIO, 2015 19:10

Ver más de

Airam Fernandez | @airamfernandez


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

El Sistema Integrado de Acceso a Medicamentos (Siamed) no funciona como debería. Algunos de los pacientes que se han inscrito en este mecanismo, creado por el Gobierno hace tres meses, se quejan porque aunque han sido formalmente notificados de que su medicamento llegó, cuando van a la farmacia les dicen que ya no hay. Allí, los vendedores admiten que aunque han afiliado a “muchas” personas, en la mayoría de los establecimientos de Caracas todavía no han podido empezar a despachar medicinas por esta vía.

Josefina Altuve se afilió al Siamed poco después de que el ministro de Salud, Henry Ventura, hiciera el anuncio de este mecanismo ideado para «garantizar la distribución equitativa de los medicamentos en el país». La señora de 66 años se dirigió al Farmatodo de Maternidad, por ser la farmacia más cercana a su casa, y con el récipe e indicaciones firmadas por su médico se anotó con Lipitor, para el colesterol; Amaryl y Januvia, para la diabetes; Dilatrend y Lisilet, para la hipertensión; y Eutirox, para la tiroides.

Desde abril, al celular de su hija -que fue el que afilió- han llegado tres mensajes de texto para notificar sobre la disponibilidad de tres de los cinco medicamentos que requiere: Amaryl, Dilatren y Lisilet. En cada oportunidad ha perdido el viaje: cuando llega a la farmacia, ya se han agotado. El resto de sus medicinas continúa en la lista de las que están escasas en todo el país y así se lo hacen saber cada vez que pasa a preguntar, junto a su morocha. Ambas siguen el mismo tratamiento y están en la misma situación.

IMG-20150709-WA0031

«Esto ha sido muy difícil. Afortunadamente he podido viajar fuera de Venezuela dos veces este año y así hemos podido resolver con las medicinas. De no ser por eso, mi mamá y mi tía estarían muy mal», dijo la hija de la señora Josefina. También se quejó por el alto costo de las medicinas: “Cuando las hemos conseguido en otras farmacias, que ha sido esporádico, siempre están 300  bolívares más caras”.

Aún no entregan

Al menos en seis farmacias de Caracas todavía no entregan el primer medicamento a través del Siamed. Así lo constató Efecto Cocuyo, tras visitar cadenas privadas como Farmatodo en La California, Chacao y Sabana Grande; Locatel en El Marqués y Los Dos Caminos; y Farmapatria (la red de farmacias del Estado) en la Avenida Andrés Bello. En este último lugar, una vendedora dijo que el registro debía ser “exclusivamente” por el 0-800-siamed-0, la línea telefónica habilitada a propósito de la creación del programa.

“Eso que le dijeron es falso. Usted va a cualquier farmacia con su récipe y allí la tienen que afiliar. Nosotros también lo hacemos por aquí, pero ellos también están en capacidad. Y tiene que saber que esto sólo funciona para pacientes con enfermedades crónicas. No es que si su médico le recetó anticonceptivos va a ir a anotarse porque le van a decir que no”, explicó un operador, mientras precisó que “por ahora, sólo seguimos anotando gente, para luego empezar a distribuir”.

Cuando el ministro Ventura hizo el anuncio, el 21 de abril, aseguró que más de 6.700 farmacias distribuidas en todo el país formarían parte del Siamed. Hasta el jueves 9 de julio a las 5:20 pm, la lista manejada por los operadores de la línea 0-800-siamed-0 marcaba 7.305 establecimientos afiliados. Al momento de la llamada, no manejaban la cifra de usuarios registrados. En cada una de las farmacias visitadas tampoco pudieron ofrecer información sobre la cantidad de pacientes que hasta ahora han registrado, pero todos coincidieron en que “uy, claro, son muchos”.

Sobre la escasez que persiste, el presidente de la Cámara de la Industria Farmacéutica (Cifar), Tito López, recordó que desde principios de año el sector ha sostenido reuniones con el Gobierno, a fin de normalizar el abastecimiento y mejorar la distribución de medicinas. Reconoció que “no fue mala idea” implementar un sistema como el Siamed, porque “es una medida viable que controlará las compras nerviosas de medicamentos controlados”, pero lamentó los tropiezos que algunos pacientes se han llevado en la etapa del registro, que se ha prolongado y aún no da paso a la siguiente, que es la de la entrega: “Sería un buen sistema sólo si todas las aristas funcionaran bien y sólo si se mantiene un control en todos sus enlaces”.

LA HUMANIDAD · 30 ENERO, 2023

Al menos en 6 farmacias caraqueñas no han despachado la primera medicina vía Siamed

Texto por Airam Fernandez | @airamfernandez

El Sistema Integrado de Acceso a Medicamentos (Siamed) no funciona como debería. Algunos de los pacientes que se han inscrito en este mecanismo, creado por el Gobierno hace tres meses, se quejan porque aunque han sido formalmente notificados de que su medicamento llegó, cuando van a la farmacia les dicen que ya no hay. Allí, los vendedores admiten que aunque han afiliado a “muchas” personas, en la mayoría de los establecimientos de Caracas todavía no han podido empezar a despachar medicinas por esta vía.

Josefina Altuve se afilió al Siamed poco después de que el ministro de Salud, Henry Ventura, hiciera el anuncio de este mecanismo ideado para «garantizar la distribución equitativa de los medicamentos en el país». La señora de 66 años se dirigió al Farmatodo de Maternidad, por ser la farmacia más cercana a su casa, y con el récipe e indicaciones firmadas por su médico se anotó con Lipitor, para el colesterol; Amaryl y Januvia, para la diabetes; Dilatrend y Lisilet, para la hipertensión; y Eutirox, para la tiroides.

Desde abril, al celular de su hija -que fue el que afilió- han llegado tres mensajes de texto para notificar sobre la disponibilidad de tres de los cinco medicamentos que requiere: Amaryl, Dilatren y Lisilet. En cada oportunidad ha perdido el viaje: cuando llega a la farmacia, ya se han agotado. El resto de sus medicinas continúa en la lista de las que están escasas en todo el país y así se lo hacen saber cada vez que pasa a preguntar, junto a su morocha. Ambas siguen el mismo tratamiento y están en la misma situación.

IMG-20150709-WA0031

«Esto ha sido muy difícil. Afortunadamente he podido viajar fuera de Venezuela dos veces este año y así hemos podido resolver con las medicinas. De no ser por eso, mi mamá y mi tía estarían muy mal», dijo la hija de la señora Josefina. También se quejó por el alto costo de las medicinas: “Cuando las hemos conseguido en otras farmacias, que ha sido esporádico, siempre están 300  bolívares más caras”.

Aún no entregan

Al menos en seis farmacias de Caracas todavía no entregan el primer medicamento a través del Siamed. Así lo constató Efecto Cocuyo, tras visitar cadenas privadas como Farmatodo en La California, Chacao y Sabana Grande; Locatel en El Marqués y Los Dos Caminos; y Farmapatria (la red de farmacias del Estado) en la Avenida Andrés Bello. En este último lugar, una vendedora dijo que el registro debía ser “exclusivamente” por el 0-800-siamed-0, la línea telefónica habilitada a propósito de la creación del programa.

“Eso que le dijeron es falso. Usted va a cualquier farmacia con su récipe y allí la tienen que afiliar. Nosotros también lo hacemos por aquí, pero ellos también están en capacidad. Y tiene que saber que esto sólo funciona para pacientes con enfermedades crónicas. No es que si su médico le recetó anticonceptivos va a ir a anotarse porque le van a decir que no”, explicó un operador, mientras precisó que “por ahora, sólo seguimos anotando gente, para luego empezar a distribuir”.

Cuando el ministro Ventura hizo el anuncio, el 21 de abril, aseguró que más de 6.700 farmacias distribuidas en todo el país formarían parte del Siamed. Hasta el jueves 9 de julio a las 5:20 pm, la lista manejada por los operadores de la línea 0-800-siamed-0 marcaba 7.305 establecimientos afiliados. Al momento de la llamada, no manejaban la cifra de usuarios registrados. En cada una de las farmacias visitadas tampoco pudieron ofrecer información sobre la cantidad de pacientes que hasta ahora han registrado, pero todos coincidieron en que “uy, claro, son muchos”.

Sobre la escasez que persiste, el presidente de la Cámara de la Industria Farmacéutica (Cifar), Tito López, recordó que desde principios de año el sector ha sostenido reuniones con el Gobierno, a fin de normalizar el abastecimiento y mejorar la distribución de medicinas. Reconoció que “no fue mala idea” implementar un sistema como el Siamed, porque “es una medida viable que controlará las compras nerviosas de medicamentos controlados”, pero lamentó los tropiezos que algunos pacientes se han llevado en la etapa del registro, que se ha prolongado y aún no da paso a la siguiente, que es la de la entrega: “Sería un buen sistema sólo si todas las aristas funcionaran bien y sólo si se mantiene un control en todos sus enlaces”.

¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE

QUÉ INDIGNANTE

QUÉ CHIMBO