República Dominicana se suma al Grupo Internacional de Contacto

INTERNACIONALES · 28 OCTUBRE, 2020 17:52

República Dominicana se suma al Grupo Internacional de Contacto sobre Venezuela

Texto por Manuel Tomillo C. | @ManuelTomilloC

Ver más de

Manuel Tomillo C. | @ManuelTomilloC

¿Cómo valoras esta información?

3
QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

República Dominicana se suma desde este 28 de octubre al Grupo de Contacto sobre Venezuela y reemplaza a Bolivia, país que decidió retirarse luego de la victoria electoral de Luis Arce. Esta alianza promovida por la Unión Europea busca “contribuir a una solución pacífica y democrática de la crisis en Venezuela” .

“El Grupo Internacional de Contacto sobre Venezuela ha celebrado hoy (míercoles) una reunión de Alto Nivel, con la que el Grupo ha dado la bienvenida a la República Dominicana. Los miembros del Grupo saludan la decidida voluntad expresada por la República Dominicana de contribuir a una solución pacífica y democrática de la crisis en Venezuela, convencidos del papel positivo que este país desarrollará como parte del Grupo”, dice una declaración del Grupo, publicada en su portal.

El Grupo Internacional de Contacto reunirá ahora a Argentina, Costa Rica, República Dominicana, Ecuador, la Unión Europea, Francia, Alemania, Italia, Países Bajos, Panamá, Portugal, España, Suecia, Reino Unido y Uruguay en torno al esfuerzo común de fomentar el respaldo a una salida pacífica y democrática de la crisis en Venezuela, así como facilitar el acceso y aumento de la ayuda humanitaria a este país, particularmente en el contexto actual de la pandemia de la Covid-19.

En enero de este año los países miembros del grupo reiteraron su respaldo a Juan Guaidó como presidente legítimo de la nación sudamericana y líder del Parlamento, después que el gobierno en disputa de Nicolás Maduro apoyó el nombramiento de Luis Parra para ese mismo órgano.

La UE subrayó que el GCI no busca mediar ni organizar un diálogo en Venezuela, sino coordinar los esfuerzos internacionales que buscan una solución pacífica y democrática a la crisis a través de nuevas elecciones, de conformidad con la Constitución del país, a las que no ponen fecha de celebración.

El objetivo final establecido en el mandato es así “la celebración de nuevas elecciones con todas las garantías de un proceso electoral libre y justo, supervisado por observadores internacionales independientes”.

Aunque no participan en el grupo, el Vaticano y otros actores que pudieran desempeñar un papel en el país también estarán informados de las reuniones. Ni el gobierno ni la oposición venezolanos están llamados a formar parte del grupo.