Brasil promete convertirse en el quinto mayor exportador de petróleo en el mundo

INTERNACIONALES · 8 JULIO, 2021 18:27

Ver más de

Efe | @EFEnoticias


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Brasil, que tan sólo comenzó a exportar más petróleo del que importa en 2019, se convertirá en 2030 en el quinto mayor exportador mundial de crudo gracias al fuerte aumento de su producción, afirmó este jueves el ministro brasileño de Minas y Energía, Bento Albuquerque.

“En 2030, cuando alcancemos una producción de 5,3 millones de barriles de petróleo por día, Brasil se convertirá en el quinto mayor exportador del mundo”, aseguró Albuquerque en una entrevista a un grupo de corresponsales extranjeros, entre ellos la Agencia Efe.

El ministro afirmó que la producción brasileña de petróleo saltará desde 3,3 millones de barriles diarios en 2021 hasta 5,3 millones de barriles por día en 2030 gracias a los yacimientos descubiertos en el presal, un rico horizonte de exploración en aguas muy profundas del Océano Atlántico.

Con un consumo interno de petróleo de 2,3 millones de barriles diarios proyectado para 2030, Brasil, que ni siquiera es miembro de la OPEP, podrá dirigir el excedente de 3 millones de barriles diarios al mercado internacional, lo que le permitirá saltar del actual décimo lugar al quinto en la lista de mayores exportadores.

“Brasil se convirtió en 2019 en exportador líquido de petróleo y en 2020, pese a la crisis generada por la pandemia, fue el único país que elevó sus exportaciones de crudo y alcanzo ventas externas récord”, dijo el ministro.

Según los datos suministrados por el alto funcionario, Brasil exporta actualmente cerca de 1,4 millones de barriles diarios, que le generaron el año pasado ingresos también récords por 100.000 millones de reales (unos 20.000 millones de dólares).

“El petróleo ya está en el tercer lugar entre los productos que más generan recursos para la balanza comercial brasileña”, dijo.

Albuquerque afirmó que Brasil está aumentando su producción y su exportación porque, pese a las medidas adoptadas por numerosos países para reducir el consumo de combustibles fósiles y las emisiones de gases responsables por los cambios climáticos, aún hay una demanda muy elevada por crudo en el mundo.

“Me preguntan mucho por qué Brasil quiere aumentar su producción cuando el mundo quiere reducir el consumo, pero la verdad es que los países que están adoptando medidas para mitigar los cambios climáticos son naciones desarrolladas con pocas fuentes renovables de energía y que aún depende de combustibles como carbón”, dijo.

Agregó que Brasil ya es uno de los países con la matriz energética menos contaminante del mundo y no depende tanto del petróleo.

“No tengo duda de que en 30 años Brasil no será un gran consumidor de petróleo pero sí será un gran productor porque la demanda mundial continúa en crecimiento. Estamos aumentando las exportaciones porque el mundo sigue demandando”, agregó.

El ministro dijo igualmente que el aumento de las exportaciones brasileñas obedece igualmente a la alta calidad del petróleo producido en el presal, con bajo contenido de azufre, lo que eleva aún más su demanda.