Aumento de la liquidez en bolívares presiona aumento del dólar paralelo

ECONOMÍA · 10 ABRIL, 2020 19:00

Aumento de la liquidez en bolívares presiona aumento del dólar paralelo, dicen economistas

Texto por Alessandro Di Stasio | @Adistasiob

Ver más de

Alessandro Di Stasio | @Adistasiob

¿Cómo valoras esta información?

8
QUÉ CHÉVERE
41
QUÉ INDIGNANTE
6
QUÉ CHIMBO

Más liquidez en bolívares. Cien mil bolívares soberanos; diez millardos de bolívares fuertes; o 10 billones de bolívares. El precio del dólar no para de subir en Venezuela, mientras su uso se expande y los bolívares pierden referencia. Esta semana el tipo de cambio en el mercado paralelo superó los Bs. S. 100.000, según la referencia @monitordolarvzla, y los economistas estiman que tendrá un impacto en el aumento de los precios.

Desde que fuera declarada la “cuarentena total” por el mandatario Nicolás Maduro el pasado 17 de marzo, la tasa de cambio pasó de costar 73.869 bolívares a cerrar en Bs. 117.205 el miércoles 8 de abril. Ello implica una variación en la tasa de 59 % y una devaluación de 37 % en apenas 20 días.

Por su parte, el valor de la divisa en el mercado oficial también le ha seguido los pasos. En ese mismo período, de acuerdo con el Banco Central de Venezuela (BCV), el tipo de cambio oficial ascendió Bs. 26.973 hasta situarse en 100.980 bolívares.

La importante devaluación del bolívar tras casi dos meses de estabilización coincide, además, con las medidas económicas dictadas por Maduro para hacer frente a la pandemia de la COVID-19. Entre ellas el pago de nóminas de pequeñas y medianas empresas hasta el mes de agosto, y las subvenciones a particulares con bonos gubernamentales como el de Semana Santa, estimado para nueve millones de personas, o el marzo de Lealtad, de Bs. 300.000.

Esto ha incidido directamente en el aumento de la liquidez de bolívares en la economía venezolana, dijo la economista Rosamnis Marcano en conversación telefónica con Efecto Cocuyo.

“El dólar está influenciado principalmente por la emisión de dinero por parte del Estado. Durante este año la base monetaria ha crecido en promedio 3% semanal, pero la semana del 20 al 27 de marzo aumentó 12%. Un crecimiento como este no se observaba desde la segunda semana de diciembre. Esta es la principal causa del aumento del paralelo“, explicó.

Para lidiar con esos costos, el gobierno de Maduro recurre al BCV para obtener financiamiento. Sin embargo, dicha emisión de bolívares ocurre en medio de una paralización comercial y de la creciente desconfianza de los venezolanos en su moneda nacional, lo que los hace refugiarse en la compra de bienes o monedas que sean capaces de preservar su valor.

En este caso, con un aumento en la circulación de bolívares, más personas intentarán hacerse con dólares para proteger sus ahorros y su poder adquisitivo. Y esto, afirma Marcano, presiona al alza del tipo de cambio.

“Con dos años y medio en hiperinflación, el traspaso del aumento del dólar a la inflación es bastante elevado, cualquier aumento del tipo de cambio se refleja casi automáticamente en un aumento de precios en los principales rubros”, señaló.

Ejecución fiscal y liquidez en bolívares

A la emisión de bolívares por parte del BCV también se suma el pago de tributos que hace una semana personas naturales y jurídicas debieron suministrar al Servicio Nacional Integrado de Administración Aduanera y Tributaria (Seniat).

Si bien se exoneró del pago del Impuesto Sobre la Renta (Islr) a las personas que perciben menos de tres salarios mínimos (Bs. 750.000), la medida ocurrió dos días después de la fecha límite de 31 de marzo fijado por la institución fiscal.

La ejecución fiscal incrementó, pero también la cantidad de bolívares en circulación. A juicio del economista Asdrúbal Oliveros, en ese breve tiempo para honrar los compromisos fiscales, la oferta de dólares disminuyó y la tenencia de bolívares subió, lo que hace que el precio de la moneda estadounidense se dispare.

“¿Qué hace la gente con bolívares? Comprar bienes, comida principalmente. ¿Y qué hacen los que reciben esos bolívares? Reponer inventarios y comprar dólares porque de qué te sirve guardar bolívares”, escribió el también director de la consultora Ecoanalítica en su cuenta en la red social Twitter.

Remesas comprometidas 

La crisis originada por la pandemia del coronavirus en el mundo también afectará a las familias venezolanas dependientes de las remesas. Y también a los venezolanos en el extranjero que, según la ONU, representan al menos cuatro millones.

El COVID-19 afecta el comercio de bienes a nivel mundial, mientras que la actividad de los sectores productivos en la caída de los precios internacionales del petróleo a causa de la disminución de la demanda mundial de crudo.

Este cóctel, sostiene Marcano, ha contribuido al descenso de los puestos de trabajo en países donde una gran cantidad de venezolanos están radicados, como Estados Unidos, Colombia y España.

“Buena parte de los venezolanos en el exterior están en una posición vulnerable que hará que sufran aún más esta crisis, lo cual afectaría las remesas que envían a sus familiares en Venezuela”, concluye la economista de Emfi Securities.