¿Países africanos todavía tienen baja proporción de vacunados contra COVID-19?

COCUYO CHEQUEA · 21 JULIO, 2022 05:30

Ver más de

Enrique March Uzcátegui


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Un tuit viral dice que 80% de la población de México ya tiene tres dosis de la vacuna COVID-19, mientras que en Nigeria, cuya población es dos veces más grande, todavía no cumple con el primer esquema de inmunización de dos dosis. Esta información es cierta.

Desde diciembre de 2021, la Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió que ponerle fin a la inequidad en la distribución de las vacunas sería sinónimo de ponerle fin a la pandemia. Para ese momento, 41 países no habían vacunado 10% de su población y 98 países todavía no habían alcanzado 40%.

El director general de la institución, Tedros Adhanom Ghebreyesus, afirmó que:

“El hecho de administrar dosis de refuerzo a colectivos que presentan poco riesgo de sufrir cuadros graves o de morir pone en peligro la vida de personas expuestas a un gran riesgo que todavía están esperando las dosis primarias debido a las limitaciones de suministro”.

La Unidad de Verificación de Datos y Fact-checking de Efecto Cocuyo investigó la incidencia del desequilibrio de la distribución de vacunas y contrastó la población vacunada de México y Nigeria, como lo sugiere la publicación viral.

Nigeria: solo 11,8% está completamente vacunado

De acuerdo con la plataforma Our World in Data, en Nigeria el 11,8% de la población (24,3 millones de personas) ha recibido dos dosis de la vacuna COVID-19; 5,6% de los habitantes recibieron solo la primera dosis. En total, hay 17% de inoculados entre los que tienen el esquema primario de vacunación y los que tienen una dosis.

Además del acaparamiento de las vacunas por parte de los países ricos y la poca financiación para adquirirlas, en los países africanos también ha habido desinformación sobre las inyecciones contra el COVID-19.

Así lo explica la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur) con el caso de Laban Chang Ndoh, un refugiado camerunés en Nigeria que se ha propuesto convencer a las personas del acatamiento de las medidas de bioseguridad y la vacunación anticovid.

“Algunas personas difundían rumores de que la vacuna era una sentencia de muerte”. “Hubo quienes decían que morirías a los 24 o 36 meses, otras más habían oído hablar de microchips en la vacuna que conectarían a la persona con Lucifer, condenándola al infierno”, dice el voluntario en el artículo.

Retraso en las campañas de vacunación

De acuerdo con datos recopilados por El País, además de la poca capacidad económica de la región, el sistema de salud africano no tiene suficientes unidades de almacenamiento de vacunas, energía eléctrica ni protocolos o formaciones para las campañas de vacunación.

En la nota del medio español se cita a Salim Abdool Karim, epidemiólogo sudafricano, quien afirma que: “(…) una de cada cinco personas tiene acceso a las mismas (vacunas), mientras que la realidad en África es que tenemos una para cada 50 personas. Es una desigualdad tremenda e injusta”.

Los países africanos se unieron al mecanismo Covax, cuyo objetivo en 2021 fue que, para finales de año, 20% de la población de países de bajos recursos estuviese vacunada. Sin embargo, 190 millones de vacunas comprometidas por el Instituto Serum de la India para Covax tuvieron que destinarse a su propia población ante la explosión de casos en este país.

El trabajo de El País también explica que, de acuerdo con Jo Barnes, miembro del Departamento de Salud Global de la Facultad de Medicina de la Universidad Stellenbosh en Ciudad del Cabo, explica que también existen problemas de logística.

Por ejemplo, “Sudáfrica tiene un número elevado de indigentes y muchos viven en zonas rurales e inaccesibles (…) También hay personas pobres sin acceso a un móvil para registrarse en la base de datos para vacunarse”, señala el experto para el medio español.

México: 62% de población con esquema primario de vacunación

Las cifras de Our World in Data muestran 62% de la población mexicana con primera y segunda dosis de la vacuna. Este dato equivale a 79,9 millones de personas inoculadas; 8,2% de los habitantes han recibido una dosis, lo que da como resultado 71% entre los que tienen el esquema completo de vacunación y los que tienen una dosis.

Para noviembre de 2021, 83% de los mexicanos (74 millones de personas) tenían al menos una dosis. Para diciembre de ese mismo año, en Nigeria solo 3% de la población (3,5 millones) tenía la primera inyección de la vacuna.

Mientras en América ya se están aplicando terceras y cuartas dosis, con 705,5 millones de personas con primera y segunda dosis según la Organización Panamericana de la Salud (OPS), el último boletín de la vacunación contra COVID-19 en la región africana, realizado por la OMS, explica que 17,2% de la población (197 millones) recibió el esquema primario de vacunación.

En conclusión, es cierto que los países africanos todavía tienen baja proporción de personas vacunadas contra COVID-19.

Puedes reenviar cadenas, publicaciones en redes sociales o la información que desees verificar a chequea@efectococuyo.com o al número de WhatsApp (0412) 015-0022, y así estarás ayudando a combatir la desinformación.

COCUYO CHEQUEA · 18 AGOSTO, 2022

¿Países africanos todavía tienen baja proporción de vacunados contra COVID-19?

Texto por Enrique March Uzcátegui

Un tuit viral dice que 80% de la población de México ya tiene tres dosis de la vacuna COVID-19, mientras que en Nigeria, cuya población es dos veces más grande, todavía no cumple con el primer esquema de inmunización de dos dosis. Esta información es cierta.

Desde diciembre de 2021, la Organización Mundial de la Salud (OMS) advirtió que ponerle fin a la inequidad en la distribución de las vacunas sería sinónimo de ponerle fin a la pandemia. Para ese momento, 41 países no habían vacunado 10% de su población y 98 países todavía no habían alcanzado 40%.

El director general de la institución, Tedros Adhanom Ghebreyesus, afirmó que:

“El hecho de administrar dosis de refuerzo a colectivos que presentan poco riesgo de sufrir cuadros graves o de morir pone en peligro la vida de personas expuestas a un gran riesgo que todavía están esperando las dosis primarias debido a las limitaciones de suministro”.

La Unidad de Verificación de Datos y Fact-checking de Efecto Cocuyo investigó la incidencia del desequilibrio de la distribución de vacunas y contrastó la población vacunada de México y Nigeria, como lo sugiere la publicación viral.

Nigeria: solo 11,8% está completamente vacunado

De acuerdo con la plataforma Our World in Data, en Nigeria el 11,8% de la población (24,3 millones de personas) ha recibido dos dosis de la vacuna COVID-19; 5,6% de los habitantes recibieron solo la primera dosis. En total, hay 17% de inoculados entre los que tienen el esquema primario de vacunación y los que tienen una dosis.

Además del acaparamiento de las vacunas por parte de los países ricos y la poca financiación para adquirirlas, en los países africanos también ha habido desinformación sobre las inyecciones contra el COVID-19.

Así lo explica la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur) con el caso de Laban Chang Ndoh, un refugiado camerunés en Nigeria que se ha propuesto convencer a las personas del acatamiento de las medidas de bioseguridad y la vacunación anticovid.

“Algunas personas difundían rumores de que la vacuna era una sentencia de muerte”. “Hubo quienes decían que morirías a los 24 o 36 meses, otras más habían oído hablar de microchips en la vacuna que conectarían a la persona con Lucifer, condenándola al infierno”, dice el voluntario en el artículo.

Retraso en las campañas de vacunación

De acuerdo con datos recopilados por El País, además de la poca capacidad económica de la región, el sistema de salud africano no tiene suficientes unidades de almacenamiento de vacunas, energía eléctrica ni protocolos o formaciones para las campañas de vacunación.

En la nota del medio español se cita a Salim Abdool Karim, epidemiólogo sudafricano, quien afirma que: “(…) una de cada cinco personas tiene acceso a las mismas (vacunas), mientras que la realidad en África es que tenemos una para cada 50 personas. Es una desigualdad tremenda e injusta”.

Los países africanos se unieron al mecanismo Covax, cuyo objetivo en 2021 fue que, para finales de año, 20% de la población de países de bajos recursos estuviese vacunada. Sin embargo, 190 millones de vacunas comprometidas por el Instituto Serum de la India para Covax tuvieron que destinarse a su propia población ante la explosión de casos en este país.

El trabajo de El País también explica que, de acuerdo con Jo Barnes, miembro del Departamento de Salud Global de la Facultad de Medicina de la Universidad Stellenbosh en Ciudad del Cabo, explica que también existen problemas de logística.

Por ejemplo, “Sudáfrica tiene un número elevado de indigentes y muchos viven en zonas rurales e inaccesibles (…) También hay personas pobres sin acceso a un móvil para registrarse en la base de datos para vacunarse”, señala el experto para el medio español.

México: 62% de población con esquema primario de vacunación

Las cifras de Our World in Data muestran 62% de la población mexicana con primera y segunda dosis de la vacuna. Este dato equivale a 79,9 millones de personas inoculadas; 8,2% de los habitantes han recibido una dosis, lo que da como resultado 71% entre los que tienen el esquema completo de vacunación y los que tienen una dosis.

Para noviembre de 2021, 83% de los mexicanos (74 millones de personas) tenían al menos una dosis. Para diciembre de ese mismo año, en Nigeria solo 3% de la población (3,5 millones) tenía la primera inyección de la vacuna.

Mientras en América ya se están aplicando terceras y cuartas dosis, con 705,5 millones de personas con primera y segunda dosis según la Organización Panamericana de la Salud (OPS), el último boletín de la vacunación contra COVID-19 en la región africana, realizado por la OMS, explica que 17,2% de la población (197 millones) recibió el esquema primario de vacunación.

En conclusión, es cierto que los países africanos todavía tienen baja proporción de personas vacunadas contra COVID-19.

Puedes reenviar cadenas, publicaciones en redes sociales o la información que desees verificar a chequea@efectococuyo.com o al número de WhatsApp (0412) 015-0022, y así estarás ayudando a combatir la desinformación.

¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE

QUÉ INDIGNANTE

QUÉ CHIMBO