Almagro denuncia crímenes de lesa humanidad en Venezuela y señala a Padrino y Benavides de reprimir

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, denunció que en Venezuela se están cometiendo crímenes “de lesa humanidad” con “el asesinato y la tortura por motivos políticos”.

“Las Fuerzas Armadas (de Venezuela) no pueden seguir matando y torturando gente impunemente. El asesinato y la tortura por motivos políticos, por pensar diferente, es Crimen de Lesa Humanidad, delito internacional”, afirmó Almagro este martes 16 de mayo en un comunicado sobre Venezuela, donde se desarrollan protestas desde hace 46 días, y donde se registran más de 43 fallecidos.

El excanciller uruguayo acusó al ministro de Defensa, el general Vladimir Padrino López, de ser “plenamente responsable de adherir a la conducta criminal de asesinar a decenas de manifestantes pacíficos” y de “aplicar la justicia militar a civiles que se manifiestan pacíficamente”.

“Padrino señaló en una entrevista que los militares rechazan los golpes de Estado. Él dio un golpe de Estado, y él es la piedra angular del uso de la fuerza para sostener un golpe de Estado”, sostuvo.

Y, “todo ello”, subrayó, “bajo la falaz lealtad al régimen que quebrantó las instituciones” y mantiene a Venezuela en “una grave crisis social y política que es producto de la desinstitucionalización del país”.

Almagro, una de las voces internacionales más críticas con el Gobierno de Nicolás Maduro, señaló en su nota a la Guardia Nacional Bolivariana y a su jefe, el general Antonio José Benavides Torres, como “directamente responsables de la represión que ha asesinado, privado de la libertad y torturado”.

“La represión brutal muestra a la Guardia Nacional como autor material de la violación de derechos a la vida, libertad y garantías del debido proceso”, indicó.

En este contexto, Almagro defendió que los países del continente no deben ser “cómplices con un silencio irresponsable de los asesinatos y las violaciones de derechos humanos por parte del régimen”, sino exigir una “salida democrática” a la crisis a través de “elecciones generales anticipadas”.

“Los instrumentos del Sistema Interamericano nos obligan a cooperar, pero jamás a negociar la democracia”, apuntó.

La OEA celebrará el próximo 31 de mayo en Washington una reunión de consulta de cancilleres sobre la crisis política de Venezuela, a la que no se espera que asista el Gobierno venezolano, ya que la convocatoria motivó su petición de salida de la organización, que no será efectiva hasta 2019.

EFE

 

(Visited 230 times, 19 visits today)