Fiscalía aún no comprueba si el homicida de Vallenilla está en la Dgcim

La Fiscalía General de la República no ha podido ingresar a la sede de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (Dgcim) para verificar si el funcionario de la Policía Aérea, presuntamente responsable de la muerte de David Vallenilla, se encuentra o no en el lugar.

María Poleo, abogada que lleva el caso, explicó a Efecto Cocuyo que al fiscal 126 de la Área Metropolitana de Caracas, Luis Dornelly, no se le ha permitido el ingreso a las instalaciones militares.

Vallenilla perdió la vida el pasado 22 de junio en las inmediaciones de la Base Aérea La Carlota, tras recibir varios impactos de perdigones en el pecho propinados por un funcionario militar.

Ese mismo día, el entonces defensor del pueblo, Tarek William Saab, dio a conocer a través de su cuenta en la red social Twitter que el sargento primero Cleiwi Méndez Terán, presunto responsable del deceso de Vallenilla, se encontraba “detenido a la orden del Dgcim”.

La abogada recordó que, desde el 17 de julio, existe una orden de aprehensión contra el funcionario emitida por el Tribunal 21 de Control del Área Metropolitana de Caracas. “El funcionario debería ponerse a disposición de un tribunal, y si está a la orden de la Dgcim, los funcionarios de esta dirección deben ponerlo a la orden del juez de control”.

Para Poleo, ese el procedimiento a seguir dado que este “es un caso que está manejando la justicia ordinaria, no la jurisdicción militar“.

La abogada aprovechó la oportunidad para hacer un llamado a los actores políticos venezolanos a no hacer uso político del caso. “El papá de David Vallenilla recibió una llamada de un representante de la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) en la que se le invitaba a participar en una audiencia púbica. Él dijo que asistiría solo si la audiencia era reservada, que es lo más correcto en el marco de la investigación. No queremos que se haga uso político del caso, lo que se busca es justicia”.

Lea también:

Reverol: Sargento de la Policía Aérea en La Carlota causó muerte de David Vallenilla