La oposición inteligente - Efecto Cocuyo

La oposición inteligente

Piero Trepiccione

Politólogo con especialización en gerencia social. Actualmente es el coordinador general del Centro Gumilla en el Estado Lara. Profesor universitario de pre y postgrado. Analista político y de tendencias electorales. Columnista de opinión. Locutor y conductor de programas de radio.

Ralph Murphine vino a Venezuela a reunirse con los líderes de la oposición a mediados de la década pasada. En un momento en que la dispersión hacia estragos en la dirección política estratégica que trataba de hacer contrapeso al hiper liderazgo ejercido por Hugo Chávez, pero no lograba aglutinar la suficiente fuerza electoral para alcanzar sus objetivos, este afamado consultor político resumió su cúmulo de recomendaciones en una célebre frase: “la oposición necesita una vocería o a lo sumo, dos…” a partir de allí, comenzaron a afinarse detalles importantes que condujeron algunos años más tarde a la reunificación opositora sobre una vocería común ejercida desde la “mesa de la unidad democrática”.

Este proceso duró largo tiempo (alrededor de tres años aproximadamente) pero logró solidificar una plataforma política que alcanzó resultados electorales importantes. Lamentablemente se quedó allí, en lo meramente electoral y no se preparó para los nuevos desafíos que surgieron a partir de sus victorias. Esto trajo como consecuencia su implosión en mil pedazos en el pasado reciente. La Mud fue rebasada en sus capacidades por no prepararse para caminos superiores a lo electoral. El resultado: catastrófico. Un gobierno absolutamente debilitado y cuestionado abiertamente por una amplísima mayoría popular que no encuentra alineación con una alternativa en liderazgo que la encause hacia nuevos derroteros.

Y llegamos al estadio actual

Desde la transversalización de una crisis económica sin parangón en nuestra historia pasando por una capacidad de respuesta gubernamental casi nula frente a la coyuntura, nos encontramos con un escenario que lleva a un solo destino: una actuación inteligente. No hay manera en que se pueda actuar de manera diferente en esta encrucijada coyuntural que estamos viviendo.

Si se actúa racional e inteligentemente podemos llegar a estadios de orden y paz, si se procede de otra manera se llegará al caos. De tal manera que nunca antes habíamos tenido una posibilidad tan binaria en el complejo caso venezolano como ahora. Esto obliga más que exhorta al liderazgo opositor a actuar de manera inteligente. Inteligencia es la palabra clave a la que nos conduje la encrucijada coyuntural venezolana.

La articulación de organizaciones y sectores cada vez más afectados por la crisis (sindicatos de empresas públicas y privadas, gremios, vecinos, condominios, grupos comunitarios, cooperativas, entre otros) se está dando a pasos agigantados.

Inteligente para aglutinar

El escenario de pre-ebullición que padecemos está favoreciendo estos procesos que se están dando en paralelo a los esfuerzos promovidos por los partidos políticos y líderes opositores. Estas lecturas deben darse con sumo cuidado no apegados exclusivamente a las circunstancias particulares que vivimos sino también a los nuevos desafíos que como sociedad nos tocará enfrentar a mediano plazo.

Una oposición inteligente será aquella capaz de aglutinar y concentrar el descontento en torno a una plataforma-idea asociada a la esperanza. Para ello, deberá renunciar de momento a los esquemas partidistas cerrados para diluirse en el sentimiento nacional y encausarlo hacia una conducción política que convierta toda esa fuerza social en un vector de grandes transformaciones políticas e institucionales.

No es fácil la tarea sobre todo, cuando existen algunos líderes que piensan más en sus aspiraciones personales que en lo verdaderamente necesario para el momento-cumbre actual. Frente a este fenómeno de egocentrismo, normalmente las sociedades rebasan los procesos aislando y sembrando en el cementerio de la historia a quienes no se ponen a la altura de las circunstancias.

* * *

Las opiniones expresadas en esta sección son de entera responsabilidad de sus autores.

Comentarios

No Comments Yet

Comments are closed

¡Suscríbete!