Universidad Autónoma de México pide justicia para madre e hija venezolanas asesinadas en el país azteca

SUCESOS · 6 ABRIL, 2018 17:30

Ver más de

Vanessa Moreno Losada | @MoreLosada24


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Madre e hija, Graciela Cifuentes y Gatziella Sol, ambas venezolanas, fueron asesinadas en la delegación Álvaro Obregón de Ciudad de México, el 15 de marzo de este año. Una pariente de ellas decidió pedir apoyo a la organización Feminicidio Activismo para exhortar a las autoridades mexicanas para que le den celeridad a la investigación del doble homicidio.

El medio mexicano El Debate indicó que Graciela Cifuentes, de 62 años de edad, era académica de la Universidad Nacional Autónoma de México (Unam) y su hija, Gatziella Sol Cifuentes, tenía 22 años, y estudiaba arquitectura en esa misma casa universitaria. Fueron encontradas en su casa ubicada en la Colonia Santa Rosa Xochiac.

Habían sido apuñaladas, estranguladas y la joven abusada sexualmente. Luego quemaron el inmueble, específicamente la escena del crimen.

“La noche del 15 de marzo de 2018 la casa de mi querida hermana y mi amada sobrina fue asaltada por unos monstruos que les arrancaron la vida de una forma que va más allá de todas las atrocidades imaginables”, dijo Cleila Cifuentes, hermana de Graciela, en una carta que envió a la organización Feminicidio Activismo.

¡Ayúdanos a presionar a las autoridades de la CDMX y la Delegación Álvaro Obregón para esclarecer este doble feminicidio! ¡COMPARTE POR FAVOR!#NiUnaMas #NiUnaMenos #SiMeMatan #NosQueremosVivas Delegación Álvaro Obregón @MaAntonietaHT Hiram Almeida Estradae Miguel Ángel Mancera José Ramón Amieva Gálvez @PGJDF_CDMX @Garrido_PGJCDMX @GrupoDeAccionDDHH @InmujeresCDMX

Posted by Cleila Maria on Saturday, March 31, 2018

Según el portal Sin Embargo, la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México indaga un robo como el móvil del asesinato, pero la familia no ve en esa versión una respuesta: “No creemos que sea robo porque nadie hace esta barbarie para llevarse un coche, que es lo más caro que se llevaron, y no es un (o de marca) Maserati, es un Toyota. Si te quieres llevar un coche, lo robas en la calle. No hacen esta barbaridad que hicieron, lastimarlas y encima quemarlas”, sostiene Benjamín Vargas, exesposo de Graciela Cifuentes y padrastro de Gatziella.

El medio agrega además que el feminicidio de las dos mujeres pasó desapercibido por más de 15 días y las autoridades no le brindaron la importancia hasta que la familia alzó la voz para exigir justicia.

Estas dos víctimas incrementan a cinco la cantidad de mujeres venezolanas asesinadas en México en menos de seis meses. El Nuevo Herald relató que Kenny Finol fue desfigurada, violada y asesinada en marzo pasado. Wendy Vaneska también apareció muerta el 17 de febrero de este año; a Génesis Ulannys Gibson Jaimes la mataron en un hotel en noviembre pasado y su cuerpo tenía signos de tortura. Y Andreína Elizabeth Escalona Leyzeaga, falleció en diciembre de 2017 tras recibir impactos de bala de unos hombres que la persiguieron cuando iba en un vehículo con un acompañante.

UNAM exige esclarecer feminicidios

La Facultad de Arquitectura de la Unam, a través de un comunicado, lamentó los hechos y exigió también a las autoridades continuar con las investigaciones y castigar a quienes resulten responsables.

Detalló que Gatziella Sol Cifuentes Pezuela es alumna de la Facultad de Arquitectura, y su madre, la fotógrafa Graciela María de la Luz Cifuentes Gómez Pezuela, coordinó cuatro diplomados de actualización y educación continua en fotografía arquitectónica.

“Esta Facultad se pronuncia enérgicamente en contra de este tipo de actos de violencia. Aun cuando los mismos ocurrieron fuera de nuestras instalaciones universitarias, solicitamos a las autoridades competentes continúen las investigaciones hasta el total esclarecimiento del caso y se logre el castigo de quienes resulten responsables”.

 

SUCESOS · 26 ENERO, 2023

Universidad Autónoma de México pide justicia para madre e hija venezolanas asesinadas en el país azteca

Texto por Vanessa Moreno Losada | @MoreLosada24

Madre e hija, Graciela Cifuentes y Gatziella Sol, ambas venezolanas, fueron asesinadas en la delegación Álvaro Obregón de Ciudad de México, el 15 de marzo de este año. Una pariente de ellas decidió pedir apoyo a la organización Feminicidio Activismo para exhortar a las autoridades mexicanas para que le den celeridad a la investigación del doble homicidio.

El medio mexicano El Debate indicó que Graciela Cifuentes, de 62 años de edad, era académica de la Universidad Nacional Autónoma de México (Unam) y su hija, Gatziella Sol Cifuentes, tenía 22 años, y estudiaba arquitectura en esa misma casa universitaria. Fueron encontradas en su casa ubicada en la Colonia Santa Rosa Xochiac.

Habían sido apuñaladas, estranguladas y la joven abusada sexualmente. Luego quemaron el inmueble, específicamente la escena del crimen.

“La noche del 15 de marzo de 2018 la casa de mi querida hermana y mi amada sobrina fue asaltada por unos monstruos que les arrancaron la vida de una forma que va más allá de todas las atrocidades imaginables”, dijo Cleila Cifuentes, hermana de Graciela, en una carta que envió a la organización Feminicidio Activismo.

¡Ayúdanos a presionar a las autoridades de la CDMX y la Delegación Álvaro Obregón para esclarecer este doble feminicidio! ¡COMPARTE POR FAVOR!#NiUnaMas #NiUnaMenos #SiMeMatan #NosQueremosVivas Delegación Álvaro Obregón @MaAntonietaHT Hiram Almeida Estradae Miguel Ángel Mancera José Ramón Amieva Gálvez @PGJDF_CDMX @Garrido_PGJCDMX @GrupoDeAccionDDHH @InmujeresCDMX

Posted by Cleila Maria on Saturday, March 31, 2018

Según el portal Sin Embargo, la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México indaga un robo como el móvil del asesinato, pero la familia no ve en esa versión una respuesta: “No creemos que sea robo porque nadie hace esta barbarie para llevarse un coche, que es lo más caro que se llevaron, y no es un (o de marca) Maserati, es un Toyota. Si te quieres llevar un coche, lo robas en la calle. No hacen esta barbaridad que hicieron, lastimarlas y encima quemarlas”, sostiene Benjamín Vargas, exesposo de Graciela Cifuentes y padrastro de Gatziella.

El medio agrega además que el feminicidio de las dos mujeres pasó desapercibido por más de 15 días y las autoridades no le brindaron la importancia hasta que la familia alzó la voz para exigir justicia.

Estas dos víctimas incrementan a cinco la cantidad de mujeres venezolanas asesinadas en México en menos de seis meses. El Nuevo Herald relató que Kenny Finol fue desfigurada, violada y asesinada en marzo pasado. Wendy Vaneska también apareció muerta el 17 de febrero de este año; a Génesis Ulannys Gibson Jaimes la mataron en un hotel en noviembre pasado y su cuerpo tenía signos de tortura. Y Andreína Elizabeth Escalona Leyzeaga, falleció en diciembre de 2017 tras recibir impactos de bala de unos hombres que la persiguieron cuando iba en un vehículo con un acompañante.

UNAM exige esclarecer feminicidios

La Facultad de Arquitectura de la Unam, a través de un comunicado, lamentó los hechos y exigió también a las autoridades continuar con las investigaciones y castigar a quienes resulten responsables.

Detalló que Gatziella Sol Cifuentes Pezuela es alumna de la Facultad de Arquitectura, y su madre, la fotógrafa Graciela María de la Luz Cifuentes Gómez Pezuela, coordinó cuatro diplomados de actualización y educación continua en fotografía arquitectónica.

“Esta Facultad se pronuncia enérgicamente en contra de este tipo de actos de violencia. Aun cuando los mismos ocurrieron fuera de nuestras instalaciones universitarias, solicitamos a las autoridades competentes continúen las investigaciones hasta el total esclarecimiento del caso y se logre el castigo de quienes resulten responsables”.

 

¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE

QUÉ INDIGNANTE

QUÉ CHIMBO