Muertes, saqueos y represión reportados en al menos seis estados este #24Abr

SUCESOS · 25 ABRIL, 2017 17:33

Ver más de

Ibis Leon | @ibisL


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

La noche fue larga en algunos sectores de Miranda, Táchira, Mérida, Barinas, Lara y Nueva Esparta este 24 de abril. En estas entidades se registraron episodios violentos que dejaron heridos y fallecidos.

Los Teques, capital mirandina, fue nuevamente epicentro de hechos vandálicos. Vecinos de la avenida La Hoyada confirmaron que grupos de personas abrieron a la fuerza un comercial de zapatos y se enfrentaron a funcionarios de la Policía Nacional Bolivariana.

“La policía se enfrentó tres veces a las personas que le gritaban que tenían hambre y también les decían groserías”, comentó Pablo Negrín, vecino de la zona.

El saqueo de la zapatería se produjo cerca de la medianoche y los cuerpos de seguridad, incluyendo la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), ingresaron tanquetas a la avenida. Esta vez no dispararon bombas lacrimógenas, pero sí hubo detonaciones, afirmó Negrin.

“Se escucharon muchas detonaciones y cohetones. Dicen que había 60 personas en el barrio El Vigía y los funcionarios tuvieron que buscar refuerzos para calmar la marea. Algunos (de los civiles que estaban en la calle) le ‘cantaban la zona’ a los que intentaban saquear”, afirmó Graciela (nombre ficticio para proteger identidad).

En Táchira, habitantes del sector Alí Primera del municipio Junín, reportaron presencia de motorizados armados que tenían una actitud intimidatoria. La periodista Sebastiana Barráez denunció que estos grupos armados irregulares mantenían “sitiadas” a las personas en el sector junto a la GNB que “disparó lacrimógenas sin manifestantes en la calle”, según su versión.

Los disturbios se produjeron luego de un fuerte cacerolazo que iniciaron en Alí Primera y Los Bloques de la localidad de Rubio.

La periodista Luz Dary Depablos informó que en municipios como Capacho Nuevo se dispararon los robos porque los delincuentes se valieron de las protestas para atracar a los transeúntes. El párroco del municipio abrió la iglesia para que las personas, que venían de Cúcuta, Colombia, pudieran refugiarse y no ser víctimas de los atracos o de las barricadas.

“La ciudad de San Cristóbal estuvo paralizada por las barricadas y los cierres de vías. Los manifestantes se enfrentaron a la PNB en el municipio Cárdenas y en la avenida Rosario y denunciaron la presencia de grupos irregulares armados”.

El periodista Armando Hernández del Diario de Los Andes reportó que un adolescente de 16 años, identificado como Jackson Enrique Hernández, fue asesinado de un disparo en el tórax, mientras participaba presuntamente en una protesta pública en Capacho Nuevo. Sin embargo, las autoridades regionales no han confirmado esta muerte.

En Mérida también se cerraron vías con barricadas. El presidente del servicio de Trolebús, Simón Pablo Figueroa, confirmó destrozos en la estación Centenario del servicio de transporte. “Todas las puertas de la estación fueron destruidas, los torniquetes del nuevo sistema automatizado, la taquilla del operador, todo el sistema electrónico”, dijo.

Según el vocero, la unidad Yutong que cubre la ruta hacia La Culata también fue atacada con piedras en la avenida 16 de Septiembre.

El gobernador del estado, Alexis Ramírez, atribuyó la responsabilidad de los sucesos violentos al alcalde de oposición Carlos García, quien rechazó las acusaciones e instó a los órganos de investigación determinar lo ocurrido.

En Mérida fallecieron dos personas y cuatro más resultaron heridas.

La gobernadora de Barinas, Zenaida Gallardo, también acusó a la oposición de una “arremetida fascista”. En este estado hubo un muerto y cinco heridos.

En Lara, un centro de acopio del Mercal en El Tocuyo fue saqueado, según el alcalde de Morán Teódulo Medina. “Deploro los actos vandálicos a instituciones públicas y comercios de El Tocuyo, cometidos por una oposición irracional  y violenta”, escribió.

Reportó el asesinato de Johan Medina, quien era hijo de una trabajadora del Concejo Municipal de Morán.

El gobernador de Lara, Henri Falcón, deploró lo ocurrido e instó a protestar de forma pacífica. “Insistimos en lograr una salida electoral para evitar más muertes. ¿Qué está esperando el CNE?”, se preguntó. Y aseguró que las protestas convocadas por la Mesa de la Unidad Democrática (MUD) han sido cívicas.

La GNB disparó bombas lacrimógenas y perdigones en el municipio Maneiro del estado Nueva Esparta, según informó la diputada de la Asamblea Nacional Yanet Fermín, quien precisó que la represión se produjo luego de que grupos de encapuchados -ajenos a la protesta de la MUD- lanzaron bombas molotov a la fachada del Saime en el municipio.

“A  las 6:30 de la tarde todos se retiraron, quedando un grupo de jóvenes que se encapucharon, ajenos a la decisión de los manifestantes que se fueron. Estos jóvenes lanzaron (bombas) molotov a una oficina del Saime que funciona en el centro comercial Rattan Plaza y los órganos de seguridad comenzaron a reprimir, dispararon gases tóxicos que afectaron a los vecinos de la residencias Perla Mar.  Hirieron con perdigonazos a un ciudadano que cumplía labores como vigilante en ese edificio”, denunció.

Aseveró que el Gobierno “infiltra a personas para generar focos de violencia y criminalizar la protesta”.

Fotos: (Imágenes de Táchira) cortesía de @luzdarydepablos