María Ressa, Nobel de la Paz: Este premio es para todas esas personas que luchan por la libertad de expresión #CocuyoClaroyRaspao

LA HUMANIDAD · 14 OCTUBRE, 2021 19:55

Ver más de

Manuel Tomillo C. | @ManuelTomilloC


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

La filipina María Ressa, ganadora junto con el ruso Dmitry Muratov del premio Nobel de la Paz 2021, engalanó la edición de este 14 de octubre de #CocuyoClaroyRaspao, para charlar junto con Luz Mely Reyes y Xabier Coscojuela, anfitriones de esta tertulia periodística de todos los jueves, sobre el significado que para el gremio de la comunicación tiene este galardón otorgado a dos luchadores que se han enfrentado, cada uno desde su tribuna, a regímenes autoritarios.

Los directores de Efecto Cocuyo y Tal Cual, medios por cuyas redes sociales se transmite esta conversación, pudieron conocer de primera mano lo que ha sido para esta reputada periodista en ejercicio obtener esa distinción, la cual ha dedicado a todos sus colegas del mundo.

Ressa, una filipina-estadounidense que pasó casi dos décadas en CNN, fundó la organización de noticias en línea Rappler en su país natal en 2012. Desde entonces, el gobierno de Rodrigo Duterte ha hecho casi todo lo que está en su poder para silenciarla y sacar a este medio independiente del negocio.

“Este premio es para todas esas personas que luchan por la libertad de expresión, para medios como Efecto Cocuyo y Tal Cual; para todos esos periodistas que cumplen con esa misión”, dijo.

Ganadora del Nobel de la Paz

“La última vez que le dieron el premio a un periodista fue antes de la segunda guerra mundial y luego de eso ese periodista fue asesinado en un campo de exterminio nazi. Los próximos años van a ser críticos para nosotros los periodistas Soy optimista pero tengo mucha claridad sobre lo difícil que es el camino que tenemos por delante, y por eso el Comité Nobel le dio el premio a periodistas este año. Nos está ayudando a continuar este difícil camino”, dijo.

La ahora Nobel de la Paz asegura que es ahora de nuevo cuando los profesionales de la comunicación tienen que fortalecerse y enfrentarse a los poderes para poder seguir haciendo el trabajo.

En sus palabras, Ressa se refirió al caso venezolano y a los medios que luchan en contra de la censura y la falta de libertades. “Venezuela es uno de los países con los peores índices de inseguridad en el mundo, este premio (Nobel) también está dedicado a ustedes”, dijo sobre ello.

Su portal Rappler, que surgió de una página de Facebook lanzada en 2012 y que se ha convertido en uno de los servicios de noticias independientes más creíbles de Filipinas, ha sido objeto de ataques por parte del presidente Duterte desde su elección en 2016. Su discurso sobre el estado de la Unión de 2017 alegó que Rappler era de propiedad extranjera, lo que sería contrario a la Constitución. También dijo que difundía “noticias falsas”.

A esto le siguieron investigaciones por parte del gobierno y, en 2018, las acusaciones de ciberdelincuencia, evasión de impuestos y toda la intimidación que el gobierno de Duterte pudo reunir inundaron a Ressa y Rappler.

“En Rappler tenemos tres pilares: tecnología, periodismo, y comunidad. El primero se refiere a que tenemos que ponerle límites, por leyes o demandando mejor trabajo de las plataformas”, enfatizó.

Para ella, este Nobel reconoce esa labor del periodismo independiente, ese que busca ser un periodismo excelente “que busca rendir cuentas, periodismo de investigación que nos ayuda a que los poderes rindan cuentas. No podemos ser intimidados, no podemos ser silenciosos”, afirmó la filipina.

Explicó que tuvo que reinventar su manera de comunicar para no dejarse intimidar y cumplir con las premisas que esta profesión impone.

“Creo que el Comité del Nobel le dio este premio a periodistas porque se da cuenta que tenemos que mantenernos firmes hasta que el mundo se componga y coloque barandas sobre las tecnologías”, dijo.

Y aunque ha sido acusada de ser financiada por el Gobierno de los Estados Unidos, ella refirió que su lucha también ha incluido denunciar a esas gestiones que utilizan a varios medios para imponer sus políticas.

“Investigaciones han demostrado que las plataformas de tecnología, empresas de redes sociales de EE. UU., difunden mentiras que están mezcladas con enojo y odio. Si no tienes hechos no puedes tener verdad, sino tienes verdad no puedes tener confianza y no tenemos espacios públicos para una verdad compartida”, afirma.

Pese a recibir felicitaciones de ese Gobierno filipino al que ha dedicado parte de su lucha periodística, recordó que igualmente no lo sintió como un acto sincero. “La manera en la que respondió el gobierno fue felicitar a la primera filipina galardonada con el Nobel y luego recordó los casos que llevan en mi contra”, explica.

 

Vea la entrevista aquí: