Fugados, homicidas y ladrones figuran en expedientes policiales de 10 de los muertos en la última OLP - Efecto Cocuyo

LA HUMANIDAD · 14 DICIEMBRE, 2015 18:00

Fugados, homicidas y ladrones figuran en expedientes policiales de 10 de los muertos en la última OLP

Texto por Vanessa Moreno Losada | @MoreLosada24

Ver más de

Vanessa Moreno Losada | @MoreLosada24

¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Las voces oficiales callan. El viernes en la tarde el Ministerio para Relaciones Interiores Justicia y Paz envió un comunicado a los medios para informar los resultados de la Operación Liberación y Protección al Pueblo (OLP), en el que solo incluyen el apodo de una de las personas abatidas en el despliegue policial.

Extraoficialmente el número de muertes es mayor: 12 cadáveres habrían sido ingresados en la morgue de Bello Monte en el transcurso del fin de semana, provenientes de la Cota 905 y El Cementerio.

“El Compota” fue el alias que dio el ministro Gustavo González López para informar que los funcionarios habían dado muerte al presunto homicida de la funcionaria PNB Kendy Urrea. Lo que no dijo González López fue que es un menor de edad de 17 años llamado Gustavo Jesús Mariozzi Simancas y que no posee registro policial en ninguna comisaría.

Fue ultimado en la Segunda calle de Los Mangos, sector Los Castaños en El Cementerio. Su cuerpo presentaba dos heridas de bala anteriores, las cuales estaban cicatrizando. Las autoridades suponen que fueron efectuadas cuando huían de la avenida El Carmen, el viernes 27 de noviembre, luego de disparar contra la comisión policial en la que se encontraba la oficial Urrea.

Una semana después de ese episodio, la PNB informó que 10 personas relacionadas con el crimen fueron detenidas en San Agustín del Sur, pero que “El Tuerto”, autor material del asesinato de la funcionaria había escapado.

Esta es la lista de las personas fallecidas en la OLP del viernes 11 de diciembre, que han sido identificadas por las autoridades. Aún quedan por dar nombre a dos cadáveres que no han sido reclamados por sus parientes.

  1. Karelyn Yudely Borges Díaz (20). Es la joven que activó la granada cuando se vio rodeada por los funcionarios del Cicpc en el barrio Primero de Mayo de El Cementerio. Aunque parientes de su pareja informaron que estaba embarazada, los forenses desmintieron esta condición. Ella estaba solicitada desde el 16 de septiembre de este año por el Tribunal 36 de Control del AMC por el delito de homicidio intencional calificado.
  2. José Eduardo Pino (22). No tiene registro policial, pero fuentes policiales aseguran que el joven se enfrentó a ellos durante el operativo.
  3. Jordan Sáhir Garcia Hernández (22), alias El Colombia. Fue uno de los 43 fugados de los calabozos del Cicpc de la parroquia Simón Rodríguez. Tiene dos expedientes policiales por homicidio intencional, desde el 24 de febrero de 2014 y una marca por porte ilícito de armas de fuego. Estos delitos reposan en tres comisarías en Trujillo, Mérida y Caracas. Además, los Tribunales 10 y 36 pidieron su captura por fuga de prisión y homicidio.
  4. Manuel Antonio Betancourt García (22), Víctor Jose Delgado Ibarra (21), Yeferson Daniel Suarez Quiroz (20) y Reiner Enrique Morales Campero (18). No tienen registro policial, pero las autoridades aseguran que se enfrentaron a las comisiones de funcionarios con armas largas, en la segunda calle de Los Mangos en el sector los Castaños El Cementerio.
  5. Alí Ramón Hernández García (26). Desde los 20 años de edad es conocido por el Cicpc, específicamente por la División contra Homicidio, donde guarda un expediente con fecha del 22 de enero de 2009. También tiene otro registro en la División de Investigaciones de Vehículos desde 2010, mismo año en el que el Tribunal 10 de Control del AMC emitió una orden de captura en su contra.
  6. Leonel Castro (26). No tiene registro policial, pero fuentes policiales aseguran que el joven se enfrentó a ellos durante el operativo.

“La pichadora”
Una fuente policial reveló que “Piel Canela”, una joven que fue detenida en la OLP servía a la banda de “El Compota”, como “pichadora”. Este es el nombre que recibe en las bandas delictivas aquellos que dan información sobre las personas que podrían ser secuestradas.

Los interrogatorios arrojaron que la mujer podría estar vinculada con el secuestro de la hijastra del jefe de Interpol en Venezuela ocurrido el 7 de noviembre de este año. Al parecer, la víctima y la detenida estuvieron esa noche en la misma discoteca de Las Mercedes.

La joven fue secuestrada por un grupo de delincuentes a las 3:00 de la madrugada, cuando salía de un local nocturno ubicado en la calle Madrid de esta zona caraqueña. Por su liberación exigieron una alta suma de dinero en dólares, mientras ella y dos amigos más fueron llevados a El Cementerio.

Los delincuentes los dejaron ir al día siguiente. Se desconoce si la familia pagó el rescate.

ArDkLlZ5VwZzjIceL3DrJOs1ec8pTTb0RAcXZspkHeAX

Si quieres saber más sobre este tema, lee también: