Familiares de Bassil y de presos políticos pidieron por la paz y reconciliación #12F

LA HUMANIDAD · 12 FEBRERO, 2016 16:05

Ver más de

Julett Pineda Sleinan | @JulePineda


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

«Vamos a pedir por la amnistía, la reconciliación y la paz, además de pedir por Bassil, Robert (Redman), Geraldin (Moreno) y Juancho (Montoya)», expresó el sacerdote que dirigía la misa en memoria de los fallecidos en las protestas de febrero a marzo de 2014. Entre los presentes, junto a Jeneth Frías, madre de Bassil Da Costa; estaban los familiares de presos políticos, entre los que figuraban parientes del diputado Rosmit Mantilla y de la capitana Laided Salazar. Lilian Tintori, Antonieta de López y Mitzy Ledezma de Capriles llegaron temprano y se sentaron en primera fila.

A las 8:30 am estaba programada la misa en honor a la memoria de Bassil y de los fallecidos del 12F, pero ya desde las 8:10 am algunos familiares habían llegado al Colegio de Abogados de Caracas, en El Paraíso, lugar en donde se llevaría a cabo la ceremonia. Posterior a la misa estaba pautado hacer entrega de un reconocimiento que llevaría el nombre del joven que falleció ese día en la esquina de Tracabordo, durante una marcha hacia la Fiscalía.

Familiares y conocidos, que tienen en común tras las rejas o un pariente con una medida cautelar, se saludaban entre sí. «Tuvo que pasar un año para volver a vernos», le dice un hombre a otro entre risas, hablando de los encuentros cada 12 de febrero desde 2014.

«Tú sabes que eres fuerte, que eres malandra», dijo otra persona a Jeneth Frías. «Fuerte sí, malandra no», bromeó la madre de Bassil minutos antes de comenzar con la misma.

Unos llegaron con flores y otros con pancartas. Parte del grupo de jóvenes detenidos el día de la juventud -y ahora en libertad-también asistieron a la ceremonia. Ángel González llegó con una gorra tricolor abrochada en la correa. Otros recibieron a Christian Holdack entre abrazos y saludos.

Los pasillos del auditorio desbordaban conversaciones sobre el pasado 12F, como si las detenciones y las protestas hubiesen sido ayer. «Yo creo que juicios como los de Leopoldo nunca llegarán a un fin», dijo un hombre. «Yo sufría para llevarle comida a la cárcel, para verlo», contaba otra mujer a un grupo. Las guarimbas y las medidas cautelares también eran temas recurrentes.

En la misa, los familiares de los fallecidos y presos políticos pidieron por Venezuela, para que se haga justicia y por el descanso de los asesinados. Todo para luego entonar el «Gloria al bravo pueblo».

Un emotivo video sobre las protestas en Venezuela y Bassil sacaron más de una lágrima a los presentes. Tras la presentación, se procedió a entregar por primera vez la Orden Bassil Da Costa, un reconocimiento que será otorgado todos los 12 de febrero a presos políticos, a los defensores de los derechos humanos y a aquellas personas que se destaquen en el ámbito cultural, político, deportivo y científico.

En la primera entrega de la orden, Jeneth Frías otorgó el reconocimiento a 19 presos políticos, entre los que figuraban Raúl Emilio Baduel, Alexander Tirado, la capitana Laided Salazar, el diputado electo Rosmit Mantilla, el alcalde Antonio Ledezma, Leopoldo López y Marco Coello.

Familiares de los presos políticos hicieron recibimiento de la orden y agradecieron a la madre de Bassil. Algunos aprovecharon para decir unas palabras, como fue el caso del padre de Marco Coello, uno de los jóvenes detenidos el pasado 12F y que actualmente se encuentra exiliado en Miami. A través de una carta, el joven agradeció a las ONG Foro Penal y a la Fundación por los Derechos Civiles y Equidad Ciudadana (Fundeci) y envió saludos a sus compañeros de celda.

Al recibir la orden en nombre de Leopoldo López, Lilian Tintori también aprovechó para dar un mensaje de parte de su esposo. «El 12F los jóvenes salieron a protestar porque había crisis y hoy, dos años después, estamos en una crisis humanitaria«, dijo.

Mitzy Ledezma también dirigió unas palabras a los presentes antes de que se hiciera entrega de la Orden. Tras finalizar la ceremonia, la madre de Bassil agradeció a los presentes y aseguró que luego de dos años, siente que todos los asistentes que la han apoyado forman parte de su misma familia.

Frías señaló que desearía poder darle la orden que lleva el nombre de su hijo a todos los presos políticos del país. Hacia el Gobierno y los culpables de la muerte de la Bassil, aseguró, no guarda «ni rencor ni odio».

 

LA HUMANIDAD · 2 DICIEMBRE, 2022

Familiares de Bassil y de presos políticos pidieron por la paz y reconciliación #12F

Texto por Julett Pineda Sleinan | @JulePineda

«Vamos a pedir por la amnistía, la reconciliación y la paz, además de pedir por Bassil, Robert (Redman), Geraldin (Moreno) y Juancho (Montoya)», expresó el sacerdote que dirigía la misa en memoria de los fallecidos en las protestas de febrero a marzo de 2014. Entre los presentes, junto a Jeneth Frías, madre de Bassil Da Costa; estaban los familiares de presos políticos, entre los que figuraban parientes del diputado Rosmit Mantilla y de la capitana Laided Salazar. Lilian Tintori, Antonieta de López y Mitzy Ledezma de Capriles llegaron temprano y se sentaron en primera fila.

A las 8:30 am estaba programada la misa en honor a la memoria de Bassil y de los fallecidos del 12F, pero ya desde las 8:10 am algunos familiares habían llegado al Colegio de Abogados de Caracas, en El Paraíso, lugar en donde se llevaría a cabo la ceremonia. Posterior a la misa estaba pautado hacer entrega de un reconocimiento que llevaría el nombre del joven que falleció ese día en la esquina de Tracabordo, durante una marcha hacia la Fiscalía.

Familiares y conocidos, que tienen en común tras las rejas o un pariente con una medida cautelar, se saludaban entre sí. «Tuvo que pasar un año para volver a vernos», le dice un hombre a otro entre risas, hablando de los encuentros cada 12 de febrero desde 2014.

«Tú sabes que eres fuerte, que eres malandra», dijo otra persona a Jeneth Frías. «Fuerte sí, malandra no», bromeó la madre de Bassil minutos antes de comenzar con la misma.

Unos llegaron con flores y otros con pancartas. Parte del grupo de jóvenes detenidos el día de la juventud -y ahora en libertad-también asistieron a la ceremonia. Ángel González llegó con una gorra tricolor abrochada en la correa. Otros recibieron a Christian Holdack entre abrazos y saludos.

Los pasillos del auditorio desbordaban conversaciones sobre el pasado 12F, como si las detenciones y las protestas hubiesen sido ayer. «Yo creo que juicios como los de Leopoldo nunca llegarán a un fin», dijo un hombre. «Yo sufría para llevarle comida a la cárcel, para verlo», contaba otra mujer a un grupo. Las guarimbas y las medidas cautelares también eran temas recurrentes.

En la misa, los familiares de los fallecidos y presos políticos pidieron por Venezuela, para que se haga justicia y por el descanso de los asesinados. Todo para luego entonar el «Gloria al bravo pueblo».

Un emotivo video sobre las protestas en Venezuela y Bassil sacaron más de una lágrima a los presentes. Tras la presentación, se procedió a entregar por primera vez la Orden Bassil Da Costa, un reconocimiento que será otorgado todos los 12 de febrero a presos políticos, a los defensores de los derechos humanos y a aquellas personas que se destaquen en el ámbito cultural, político, deportivo y científico.

En la primera entrega de la orden, Jeneth Frías otorgó el reconocimiento a 19 presos políticos, entre los que figuraban Raúl Emilio Baduel, Alexander Tirado, la capitana Laided Salazar, el diputado electo Rosmit Mantilla, el alcalde Antonio Ledezma, Leopoldo López y Marco Coello.

Familiares de los presos políticos hicieron recibimiento de la orden y agradecieron a la madre de Bassil. Algunos aprovecharon para decir unas palabras, como fue el caso del padre de Marco Coello, uno de los jóvenes detenidos el pasado 12F y que actualmente se encuentra exiliado en Miami. A través de una carta, el joven agradeció a las ONG Foro Penal y a la Fundación por los Derechos Civiles y Equidad Ciudadana (Fundeci) y envió saludos a sus compañeros de celda.

Al recibir la orden en nombre de Leopoldo López, Lilian Tintori también aprovechó para dar un mensaje de parte de su esposo. «El 12F los jóvenes salieron a protestar porque había crisis y hoy, dos años después, estamos en una crisis humanitaria«, dijo.

Mitzy Ledezma también dirigió unas palabras a los presentes antes de que se hiciera entrega de la Orden. Tras finalizar la ceremonia, la madre de Bassil agradeció a los presentes y aseguró que luego de dos años, siente que todos los asistentes que la han apoyado forman parte de su misma familia.

Frías señaló que desearía poder darle la orden que lleva el nombre de su hijo a todos los presos políticos del país. Hacia el Gobierno y los culpables de la muerte de la Bassil, aseguró, no guarda «ni rencor ni odio».

 

¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE

QUÉ INDIGNANTE

QUÉ CHIMBO