Detienen a periodista de Efecto Cocuyo mientras cubría protesta por comida en Vargas

LA HUMANIDAD · 26 ABRIL, 2016 09:45

Ver más de

Efecto Cocuyo | @efectococuyo


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
1
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Leidys Villarroel / Reynaldo Mozo

Reynaldo Mozo, periodista de Efecto Cocuyo, fue detenido la mañana del martes 26 de abril mientras realizaba la cobertura de una protesta por comida en la avenida Soublette de La Guaira. Efectivos de la Policía del estado Vargas le quitaron el celular, lo esposaron y trasladaron a la comandancia de Macuto,  «por averiguaciones», según le dijeron. Tras una hora de detención, fue liberado.

La protesta, atribuida a la escasez de alimentos, comenzó aproximadamente a las 6:00 am cuando un grupo de personas que pernoctaron haciendo cola para comprar productos regulados, comenzó a detener el tráfico en la autopista Caracas – La Guaira, lo que produjo inmediatamente una aglomeración de más personas en las paradas del estado.

Jesús Sandoval, periodista de la región, relató a Efecto Cocuyo que “en el Mercal, ubicado en la entrada de Mare Abajo había comida para vender solo a 100 personas y en el Día Día, que se encuentra en la calle del frente, también anunciaron que no iba a llegar el camión”, lo que provocó el descontrol.

[metaslider id=46540]

Asegura Sandoval que mientras se desarrollaba la protesta, «el director de Seguridad Ciudadana del estado Vargas, Andrés Goncalvez, que se encontraba en el lugar, le dijo a la gente que ya había llamado al gobernador del estado Jorge García Carneiro «para que mandaran un camión”. Relata que «a los 10 minutos llegó un camión con 300 bolsas de alimento, que costaban Bs 1.000. Cada una contenía 2 kilos de leche en polvo, una chicha para niños, dos kilos de arroz y dos harinas de maíz».

«En lo que llega el camión, los funcionarios mandan a hacer una cola en la acera al lado del polideportivo José María Vargas «y la gente se amotinó más porque de esa manera es que ellos pretenden taparle la boca al pueblo, que ya no aguanta tanto desorden social”.

Sandoval cuenta que pocos minutos después de haberse encontrado con Reynaldo Mozo y conversado un rato, éste le pidió un momento porque “estaban maltratando a un compañero (…) Reynaldo se volteó a ver qué pasaba y un policía de inteligencia lo haló con fuerza y se lo llevó, lejos», detalló.

La detención de Mozo

Convulsionado, así amaneció el estado Vargas cuando una cantidad significativa de personas que hacían cola en el Mercal ubicado en la entrada de Mare Abajo, bloqueó en modo de protesta el paso de la avenida Soublette, a la altura del distribuidor El Trébol.

Unas 300 personas decidieron realizar una protesta por la falta de comida, y mientras el periodista Reynaldo Mozo tomaba testimonios, incluyendo una entrevista al propio director de Seguridad Ciudadana del estado Vargas, Andrés Goncalvez -quien se encontraba en el sitio-, un oficial de Polivargas se le acercó y le espetó: «vente que estás preso». El periodista también confirmó que Goncalvez le gritaba al oficial «llévatelo, llévatelo», mientras se realizaba la detención, al tiempo que equipos antimotines de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) comenzaban a reprimir la manifestación.

Efecto Cocuyo se comunicó vía telefónica con el director de Seguridad Ciudadana del estado Vargas, Andrés Goncalvez, e informó que luego de que se logró controlar la protesta “un grupo de manitos blancas de Caracas” trató de instigar al desorden público “por lo que yo mismo los mandé a detener”. Goncalvez aseguró que “no tenía conocimiento de que entre ellos había un periodista». Sin embargo, las gráficas indican que Mozo estaba plenamente identificado como reportero.

Al reportero lo mantuvieron agachado en el piso detrás de una unidad policial, esposado con sus manos en la espalda y junto a otros manifestantes detenidos. Posteriormente fue trasladado hacia la sede de la Comandancia de la Policía en Macuto, en la que un oficial le informó que la orden de su detención había sido emitida por el jefe de Seguridad Ciudadana.

Mientras estuvo detenido, un GNB se acercó y pidió los datos para agregarlo en una especie de registro de «coleros y bachaqueros», explicó Mozo. El GNB identificado por como Martínez Hernández quiso tomar una foto del periodista quien inmediatamente se negó a este procedimiento y pidió un abogado. El secretario de Seguridad Ciudadana se presentó en la sede policial confirmando la orden de mantenerlo esposado y acusándolo de ser «infiltrado guarimbero», a pesar de que el periodista tuvo el carnet de identificación de prensa visible en todo momento.

Dirigentes de la Juventud del Psuv llegaron hasta la comandancia de policía para presenciar la detención del periodista y de otras 5 personas que fueron privadas de libertad por las protestas, acusándolos de ser infiltrados en la manifestación.

Tras hora y media de detención, Mozo fue liberado la mañana de este martes gracias a la mediación del secretario general del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (Sntp), Marcos Ruiz, quien se movilizó para atender la denuncia del equipo editorial de Efecto Cocuyo.

Mientras transcurría la protesta, los choferes buscaban vías alternas para llegar temprano a sus trabajos, pero terminaron también en el estacionamiento por el exceso de tráfico. Las vías, pasadas las 9 de la mañana, ya habían sido liberadas por la policía quien reprimió a los manifestantes con bombas lacrimógenas. Al cierre continuaban focos de protesta en diversas partes del estado Vargas.

Fotos: Leidys Villarroel, Reynaldo Mozo, #CocuyoWhatsApp

Foto principal: Cruz A. Sojo, cortesia El Pitazo