Cuatro miradas de las nuevas narrativas visuales en el Festival Cocuyo

LA HUMANIDAD · 14 DICIEMBRE, 2019 10:06

Cuatro miradas de las nuevas narrativas visuales en el Festival Cocuyo

Texto por María Victoria Fermín Kancev | @vickyfermin Fotos por Miguel Rodríguez

Ver más de

María Victoria Fermín Kancev | @vickyfermin

¿Cómo valoras esta información?

2
QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Videos, ilustraciones, animaciones, fotos. El coloquio “La nueva generación de narradores visuales” en el segundo día del Festival Cocuyo,  celebrado en la Universidad Metropolitana con el apoyo de la DW Akademie, dio espacio para que cuatro talentosos ponentes compartieran sus experiencias con el uso de distintas narrativas y recursos para contar historias que enganchen a las audiencias, y que sean memorables.

El director de la productora de contenido digital Capitolio, Pavlo Castillo, señaló que su propósito es hacer trabajo creativo con impacto social. Compartió cómo en 2013 lograron entrar a una cárcel venezolana en la que identificaron a un grupo de jóvenes que hacía “free style” de rap y hip hop, y se adentraron a contar sus historias e incluso instalaron un estudio para producir un disco; y finalmente se migró a un proyecto de reinserción social. A quienes fueron cumpliendo condenas, se les formó en inteligencia emocional, storytelling y redes sociales, entre otros temas.

El creador de los videos de El Politigato, Kevin Monsalve, confesó que en un principio no se imaginó que este proyecto que inició en 2018 tendría éxito, pero partió de una necesidad expresiva personal que hizo abordar “desde la rebeldía”. Aseguró que se enfrenta a los retos de hacer humor político en el país, pero que a través de la práctica ha ido afinando sus guiones que se expresan en un trabajo de animación sencillo, que también le ha permitido dar continuidad a la producción.

Monsalve agregó que como creadores de contenidos “somos susceptibles a la crítica” o vulnerables a tener miedo de lo que la gente pueda pensar, pero aseguró que la clave es trabajar para armar contenidos diferenciadores y dar alternativas a las audiencias en un mercado “saturado de ideas”.

El reportero gráfico Daniel Hernández narró cómo ha utilizado Instagram para compartir sus proyectos fotográficos, como por ejemplo, un especial al que titula “Las dos venezuelas”, en las que contrasta y compara dos realidades. Expuso que presta atención especialmente a los rostros, porque transmiten emociones, porque permiten contar esas historias: “Me gusta conocer a la gente, interactuar. Mientras más cerca estés de la gente, la foto puede salir mejor“.

Por su parte, el director de la agencia de comunicación visual Ideográfiko, Juan Carlos Hernández, expuso cómo desde su perspectiva “hacer infografías es tener voluntad de explicar un tema”, por lo que se lleva tiempo buscar las mejores alternativas para acercar a la gente con contenidos con los que no están necesariamente familiarizados. “no solo buscamos información y convertirla en imágenes sino que el trabajo acá es acercar la información disponible al público”, dijo. Aseguró que, cada vez más profesionales que no están vinculados directamente con la comunicación y el periodismo, están interesados en conocer herramientas para visualizar datos y contar historias.