Ascenso y caída de «El Picure» dejó más de 60 personas asesinadas. Sepa quiénes son

LA HUMANIDAD · 4 MAYO, 2016 11:27

Ver más de

Efecto Cocuyo | @efectococuyo


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

Era hijo de una ama de casa y un comerciante de El Sombrero, estado Guárico; era el mayor de tres hermanos; era un adolescente que se rebuscaba con trabajos agrícolas o de construcción en esa comunidad. Con 27 años de edad, José Antonio Tovar Colina, se había convertido en el líder de una de las bandas más peligrosas del país.

Su red armada nació en 2007, pero fue hasta 2013 cuando las autoridades lo identificaron como cabecilla de una banda que azotaba a los usuarios de la carretera hacia los llanos del país. Al menos 3 años duró la persecución del delincuente.

Para hacerse del control del delito en Guárico, muchas personas fueron asesinadas. Igual, en los operativos de búsqueda por parte de los cuerpos de seguridad del Estado. Estos enfrentamientos dejaron más de 60 víctimas en cinco estados: Aragua, Anzoátegui, Yaracuy, Vargas y el propio Guárico, desde 2013; entre ellos, funcionarios policiales, inocentes y presuntos delincuentes.

Tovar Colina falleció tras enfrentarse presuntamente a efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) y el Cuerpo de Investigación Científica Penales y Criminalística (Cicpc), en el caserío El Médano de El Sombrero, este martes 3 de mayo.

«El Picure» se inició en el mundo hamponil en 2007 como delincuente dedicado al robo y desvalijamiento de vehículos. Luego, llegó a liderar una banda con más de 200 miembros según fuentes extraoficiales. Manejaba un arsenal de fusiles de guerra (R-15, FAL y M-16, escopetas, lanzagranadas y ametralladoras), armas automáticas con cacerinas de 32 balas y suficientes municiones para repeler los operativos de captura.

El centro de operaciones de esta banda se encuentra en el barrio Bicentenario, conocido como Concha ‘e Mango, en Guárico, y en la zona sur de Aragua, específicamente en la población de Barbacoas. Para 2016 los hombres de «El Picure» dominaban el robo de camiones de carga, camionetas, extorsión a ganaderos, comerciantes y secuestro.

Sus conexiones con funcionarios policiales y gubernamentales lo ayudaron a salir ileso de varios procedimientos policiales. En febrero de 2015 el viceministro de Relaciones Interiores Justicia y Paz, José Rangel Ávalos, indicó en una entrevista a Contrapunto que había conversado con Tovar Colina como parte de la política de pacificación que el presidente Nicolás Maduro delegó en su despacho. «El Picure asegura que se entrega a las autoridades si le dan casa por cárcel», señaló Rangel Ávalos en aquella oportunidad.

Efecto Cocuyo realizó un conteo -desde 2013- de todos los que murieron en medio de la búsqueda de este delincuente.

Navegue en el mapa interactivo y haga click en cada una de las personas para conocer detalles de su homicidio.