¿Venezuela perdió su certificación como país exportador de petróleo? - Efecto Cocuyo

ECONOMÍA · 19 AGOSTO, 2020 09:20

¿Venezuela perdió su certificación como país exportador de petróleo?

Texto por Margaret López

Ver más de

Margaret López

¿Cómo valoras esta información?

11
QUÉ CHÉVERE
6
QUÉ INDIGNANTE
3
QUÉ CHIMBO

La producción petrolera nacional cerró en niveles mínimos en julio pasado, pero Venezuela no perdió ninguna certificación como “país petrolero” o “país exportador de petróleo” de manos de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (Opep).

Fue el político Antonio Ecarri en una columna de opinión quien habló de una supuesta certificación petrolera que, en realidad, no existe. El presidente ejecutivo de la Fundación Arturo Uslar Pietri aseguró que “el 12 de agosto de 2020 quedará guardado como una de las fechas más lamentables de nuestra historia. Es el día en que la Opep prácticamente nos deja de certificar como país petrolero”, en su columna publicada en el diario El Nacional.

Sin embargo, la Opep no emite ninguna clase de certificación oficial para considerar a un país como petrolero, ni tampoco fija ninguna clase de cuotas de producción para determinar si un país puede considerarse un exportador petrolero o no.

“La Opep no certifica ni descertifica a nadie. La Opep se limita a informar sobre los volúmenes de producción y lo hace en función de las notificaciones que hace cada país y también a partir de unas fuentes secundarias, que son estimaciones de las agencias especializadas” explicó el economista Hermes Pérez, quien se especializa en el análisis petrolero, en su entrevista para Efecto Cocuyo.

Opep no emite certificados

Las 32 páginas de los estatutos oficiales de la Opep confirman, además, que esta organización con sede central en Viena, Austria no emite ninguna clase de certificaciones para los países de acuerdo a su producción o a su venta de barriles de petróleo.

Para ser integrante de la Opep solo se requiere contar con una producción petrolera y tener intereses en la estabilización de los precios petroleros en el mercado internacional, como se establece en el artículo 2 de sus estatutos. Venezuela, no en vano, aparece como uno de los cinco países fundadores que se reunieron en Bagdad para darle vida a la organización en el año 1960.

Es cierto que la producción petrolera venezolana camina en una línea descendente desde el año 2009, pero eso no le hace perder ni su membresía ni su derecho al voto dentro de la Opep, ni mucho menos algo parecido a una certificación como “país petrolero”.

Libia, por ejemplo, es otro país integrante de la Opep desde el año 1962 y que ahora cuenta con una producción petrolera mínima. Apenas produjo 100.000 barriles diarios de petróleo al cierre de julio, de acuerdo a las fuentes secundarias del informe publicado por la Opep. Esta caída petrolera aguda está vinculada a la guerra interna y aun así este país todavía conserva su membresía plena dentro de la organización.

Igual sucede con los países de Guinea Ecuatorial y Congo, cuyas producciones son de 110.000 y 289.000 barriles diarios de petróleo respectivamente. Algo que no les impidió sumarse como miembros de la Opep entre 2017 y 2018.

Amplificación twittera

Antonio Ecarri no fue el único que habló de una supuesta “descertificación” de Venezuela ante la Opep. Al punto que expertos como José Toro Hardy, quien fuera integrante del directorio de Petróleos de Venezuela (Pdvsa) durante los años 1996 y 1999, también ayudó a amplificar la conversación sobre una certificación que no existe.

Venezuela es ahora el quinto país con la producción más baja de la Opep, de acuerdo al informe más reciente que fue publicado el pasado 12 de agosto en la web de la organización.

La producción venezolana fue de 339.000 barriles diarios de petróleo según las fuentes secundarias de la Opep. Esto que supone una recuperación de 0,89%, si se le compara con junio que cerró con 336.000 barriles diarios de producción.

Estos niveles de producción reducen por mucho la capacidad exportadora de petróleo de Venezuela y eso es una preocupación para las finanzas públicas, pero no hay certificado oficial de la Opep que pueda arrebatarle la condición de exportador a Pdvsa o al país.