Maduro ha propuesto aumentar precio de gasolina cinco veces desde 2013

ECONOMÍA · 16 ENERO, 2016 11:10

Ver más de

Ibis Leon | @ibisL


¿Cómo valoras esta información?

QUÉ CHÉVERE
QUÉ INDIGNANTE
QUÉ CHIMBO

“Ha llegado el momento”, dijo el presidente Maduro en la presentación de su Memoria y Cuenta de gestión de 2015 ante la Asamblea Nacional. El temido aumento de la gasolina, que hoy acumula 20 años sin variaciones, será una de las medidas económicas del Decreto de Emergencia. Pero es una decisión que Maduro no tomará solo. Para ello ha convocado a todos los poderes, incluyendo a la oposición poseedora de la mayoría en la AN, para que ésta y otras medidas sean tomadas en conjunto. Así, la responsabilidad quedará diluida en una decisión del Poder Público Nacional. También aseguró que “todos estaban de acuerdo” en dicho aumento.

Pero así ha sido la historia de este controvertido aumento. Uno de los temas tabú de la economía venezolana, fue un posible aumento de los precios de la gasolina. Para febrero de 2015 empezó a ser sacado del closet. En las últimas semanas de ese mes, voceros del Ejecutivo conversaron abiertamente sobre el asunto. De hecho, desde enero hubo una campaña oficial para sensibilizar sobre la necesidad del incremento. El leit motiv es que la gasolina se vende en un valor 35 veces menos de lo que cuesta producirla.

Esta decisión es tan controversial –debido a que es asociado con el Caracazo del 27 de febrero de 1989 que puso al borde de la estabilidad política al gobierno de Carlos Andrés Pérez– que la tarifa ha permanecido invariable los últimos 20 años, desde que en el gobierno del presidente Rafael Caldera se ejecutara un ajuste en 1996. En una economía caracterizada por inflación de dos dígitos, que un producto haya permanecido sin incremento por casi dos décadas, es por lo menos un caso de estudio.

Exponer la posibilidad no ha sido fácil. De hecho, el asunto ha sido asomado con pinzas.

El 16 de diciembre de 2013 fue la primera vez que se mencionó el debate sobre el aumento de la gasolina en el gobierno del presidente Nicolás Maduro.  El entonces ministro de Petróleo y Minería, Rafael Ramírez, confirmó que el Ejecutivo estaba evaluando el aumento de los precios para evitar la supuesta pérdida de 12.592 millones de dólares por subsidio al año.

Entre láminas y cifras Ramírez justificó, en aquella oportunidad, el incremento de 2,7 bolívares por litros para que Pdvsa pudiera recuperar, al menos, el costo de producción, pero resaltó que la discusión estaba abierta y era el pueblo quien decidiría. “No estamos imponiendo ningún paquete de medidas, por el contrario todas las acciones están orientadas y dirigidas por el presidente de la República, Nicolás Maduro, para proteger los intereses del pueblo”.

Dos días después, el 18  de diciembre fue el propio Presidente quien habló de impulsar un plan para aumentar progresivamente el precio del combustible en tres años, durante una reunión que sostuvo con alcaldes y gobernadores en Miraflores. “Yo llamo a un debate y a una medida justa, aunque hoy por hoy la mayoría de los venezolanos están de acuerdo (…) nosotros estamos pagando para que a la gente le echen gasolina”. Aseguró que el cobro de los hidrocarburos internos se reflejaría en la construcción de más viviendas, de escuelas y en el sector salud.

La tercera vez que se hizo un anuncio referido a este tema fue el 31 de julio de 2014, durante la clausura del II Congreso Nacional del PSUV. Maduro precisó que una botella de agua (cuyo precio es  Bs. 15) cuesta tres veces más que 40 litros de combustible para llenar un tanque y por eso la base del partido apoya el debate sobre los precios justos para los hidrocarburos.

Luego, el 1 de agosto de 2014, durante un consejo de ministros, volvió a referirse al tema y afirmó “estamos regalando la gasolina… o bueno regalando no, pagando. Es algo que hay que corregir este año, el que viene o el otro… algún día”.

El 21 de enero de 2014, cuando el presidente presentó la memoria y cuenta de 2014 frente a la Asamblea Nacional, llamó a debatir un esquema de precios justos y equilibrados de la gasolina, a pesar de que en una entrevista televisada, en diciembre de 2014, había expresado que subir el combustible sería “echarle más fuego a la candela”.

¿Cuántos ingresos generaría el aumento de la gasolina?

En la Memoria y Cuenta del Ministerio de Petróleo y Mineria de 2013 se informa que en el país se produjeron 1.300 mil barriles diarios (MBD) de productos provenientes del Sistema de Refinación Nacional de los cuales 387 correspondieron a gasolinas y naftas, durante ese año, (siendo las cifras oficiales más reciente a la que se tiene acceso). También se especifica que el consumo de hidrocarburos fue de 618  (MBD) de los cuales 299 (MBD) fueron especificamente de gasolina.

Si se parte de estos datos se puede calcular la ganancia que podría recibir el Estado venezolano si se aumentara, hipotéticamente, el litro de gasolina en 3 bolívares como máximo. De ser así, por cada litro se recuperaría 0,4 bolívares, esto multiplicado por 47.541 litros (de los 299 barriles diarios) y por los 365 días del año, da la cantidad de 6.940.986.000 bolívares anuales, equivalentes a $1.101.743.809 a tasa Cencoex de Bs 6,30; a tasa Sicad (de 12 bolívares) $578.415.500 y a Simadi (Bs 174) $39.890.724.

En el país producir un litro de gasolina de 95 octanos cuesta alrededor de Bs 2,7 y se vende en 0,097 por litro, según los datos del ex ministro  Rafael Ramírez.

A continuación presentaremos un primer cuadro comparativo del costo de la gasolina entre los países de la Opep y un segundo del precio que se maneja en algunos países vecinos (incorporando a Cuba por la relación tan estrecha que guarda con nuestro país y México por ser un gran productor de la región).

IBIS

IBIS 2

Fuente: www.GlobalPetrolPrices.com