Trasladan al Sebin a María Andreína Montilla y David Sosa

El Tribunal 3° Militar de Control de Caracas dictó medida privativa de libertad contra María Andreína Montilla (20), estudiante de la Universidad Católica Santa Rosa (UCSAR), y David Sosa (21) estudiante de la Universidad Central de Venezuela (UCV), activistas juveniles de Voluntad Popular, quienes fueron trasladados a la sede del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) ubicada en El Helicoide.

La medida fue dictada la noche del pasado viernes, 26 de mayo, tres días después de que los jóvenes fueran detenidos en un apartamento ubicado en el centro de Caracas.

La información la dio a conocer el abogado Omar Mora Tosta, a su salida de la Corte Marcial, en Fuerte Tiuna (Caracas), este sábado 27 de mayo en horas de la tarde.

Mora Tosta explicó que no se ha respetado el debido proceso, pues la legislación venezolana establece que una persona detenida debe ser presentada ante tribunales durante las 48 horas posteriores a la detención. Como la medida no se ejecutó en el lapso correspondiente, los jóvenes, advirtió el abogado, debieron recibir libertad plena.

Pero las irregularidades se habrían dado desde el mismo momento en que los jóvenes fueron detenidos. Explicó Mora que las detenciones efectuadas por funcionarios del Sebin se llevaron a cabo sin presentar orden de allanamiento ni orden de detención emanada de un tribunal. Tampoco se les ha respetado el derecho que tienen de comunicarse con sus familiares y abogados, pues hasta la fecha permanecen incomunicados.

“A los jóvenes se les ha violado el debido proceso, el derecho a la defensa y el principio de inocencia, pues fueron detenidos arbitrariamente“, sostuvo el abogado.

Montilla y Sosa, que fueron señalados de “terroristas” por el Gobierno nacional a través del Sistema de Medios Públicos de Venezuela, son acusados de traición a la patria, rebelión militar y sustracción de efectos de la Fuerza Armada, lo que explicaría que civiles estén siendo juzgados por la justicia militar.

En los próximos días, la defensa presentará un recurso de apelación ante la Corte Marcial en contra de la decisión del tribunal militar y seguidamente solicitarán “las diligencias de investigación para desvirtuar o desmontar las imputaciones“, detalló el abogado, quien acotó que el contenido de las actas en las que se recoge la acusación es falso e inverosímil.

Foto: EFE / Miguel Gutiérrez