Insumos de diálisis anunciados por MinSalud alcanzan para cuatro días, advierte Codevida

Hasta el lunes 29 de enero la Unidad de Diálisis Riverside, en Bello Campo, dializó a sus pacientes. Así quedó suspendido el tratamiento vital que necesita María Salcedo, de 39 años de edad, para su condición de insuficiencia renal. “Traten de buscar los dializadores en algún hospital”, le dijeron a María los trabajadores del centro. Y eso hizo. Reside en Mariches, pero la semana pasada buscó el material para las máquinas de diálisis por toda la capital. Tuvo suerte de que su búsqueda no resultara infructuosa: consiguió uno de los filtros en El Algodonal y otro en el hospital José María Vargas.

Los pacientes con insuficiencia renal necesitan dializarse tres veces por semana durante cuatro horas al día. Este proceso lo realizan en las unidades de diálisis, abastecidas por el Instituto Venezolano de los Seguros Sociales (Ivss), y el tratamiento consiste en limpiar las toxinas de la sangre que quedan retenidas porque el riñón está enfermo y no puede cumplir con esta función.

María consiguió los filtros fuera de la Unidad Riverside y pudo cumplir con todas las sesiones que requería la semana pasada. Sin embargo, otros pacientes renales no pudieron hacerlo.

Asfixia, cansancio, hinchazón en las piernas, tobillos y pies, fatiga, náuseas y vómitos son algunos de los síntomas que experimentan las personas con insuficiencia renal cuando no se dializan. Perder una sesión puede ser fatal y no dializarse podría ocasionar la muerte.

Este lunes, 5 de febrero, los pacientes volvieron a verse en la sala de espera del centro Riverside porque reanudaron las diálisis. Los trabajadores aseguraron que el pasado viernes 2 llegó una dotación de insumos y que este lunes llegó otra.

“Nos dijeron que hasta el viernes 9 de febrero hay insumos”, indicó María Salcedo a Efecto Cocuyo. El pasado 2 de febrero el ministro de Salud, Luis López, anunció vía Twitter la llegada de 15.096 filtros dializadores y dijo que estos serían distribuidos a las unidades de diálisis de todo el país.

Sin embargo, en lugar de sentir alivio, los pacientes se preguntan hasta cuándo van a contar con el tratamiento. “Esto no nos soluciona. Es un pañito de agua caliente que nos ponen por ahora”, expresó María.

Francisco Valencia, director de la Coalición de Organizaciones por el Derecho a la Salud y la Vida (Codevida), denunció que los 15.096 filtros dializadores anunciados por el Ministerio de Salud y destinados a los cerca de 16 mil pacientes con insuficiencia renal solo garantizan tratamiento hasta el jueves, 8 de febrero.

No hay seguridad de que la próxima semana las unidades se mantengan operativas.

A diferencia de María, el esposo de Marlene, un octogenario, pasó seis días sin poder dializarse. La madrugada de este lunes, 5 de febrero, sentía asfixia y fatiga cuando llegó al Centro Nefrológico Los Cedros – Majestic, en la urbanización La Campiña.

“Casi no dormimos. El viernes a las 5:00 pm nos dijeron que llegaron los filtros, pero no pudimos dializar a mi esposo porque ya era muy tarde. Hoy nos vinimos a las 5:30 am para que lo trataran”, explicó Marlene.

Averiguó el costo del tratamiento en un centro privado, pero la opción quedó fuera de sus posibilidades económicas. “Alrededor de 12 millones de bolívares cuesta dializarse en una clínica y piden que el paciente tenga seguro médico”, lamentó.

La Unidad de Diálisis Rómulo Gallegos, ubicada en Caracas en la avenida que lleva su mismo nombre, no se ha paralizado hasta la fecha. Sin embargo, una fuente interna confirmó a Efecto Cocuyo que en el centro también “hay déficit de material”.

Anabel y su pareja temían perder el viaje de Chuspa (Vargas) hasta el centro de salud por el problema con los insumos. “Llegamos y mi esposo vio que las personas que estaban en el primer turno aún no habían sido dializadas. Nos dijeron que no había certeza de que este lunes fueran a dializar a los pacientes, pero ya lo atendieron”, contó Anabel.

Los pacientes protestan

Con manifestaciones en rechazo a la falta de insumos médicos arrancó el mes de febrero. El pasado viernes 2, pacientes trasplantados y con insuficiencia renal protestaron en Barquisimeto (Lara) por la ausencia de filtros dializadores y medicamentos inmunosupresores, fármacos para evitar que se rechace el trasplante de órgano.

Sin embargo, no fue sino a las 8:00 pm que llegaron 456 dializadores a la Unidad de Diálisis Barquisimeto para suministrar el tratamiento a los 155 pacientes que dependen de este centro, lo que apenas alcanza para dos días de diálisis.

Este lunes las protestas fueron en Mérida. Desde el occidente del país, los pacientes con insuficiencia renal rechazaron la escasez de los insumos requeridos para las máquinas de diálisis y denunciaron que se han reducido sus sesiones por la escasez.

El pasado martes, 30 de enero, el presidente Nicolás Maduro, en plena campaña electoral, aprobó 12.385.000 euros para la adquisición de los medicamentos hemoderivados, insumos para los bancos de sangres y hemodiálisis, catéteres y reactivos.

Lea también:

Peligra vida de 16 mil pacientes con insuficiencia renal por falta de dializadores